Category: Asia
¡Viajá con nosotros en el Tren Transiberiano!

VIAJEMOS JUNTOS EN EL TREN TRANSIBERIANO

¿Quién no soñó alguna vez con viajar por las legendarias vías del tren transiberiano? Si sos uno de ellos, este puede ser tu gran momento. Mezclando los años de trabajo de la agencia Trans-Siberiano y nuestros tres meses de viaje por Rusia, uno por Mongolia, más dos meses por China te proponemos un viaje diferente. Un viaje épico, inolvidable y ajustado a tu medida.

Comenzando el 28 de agosto en San Petersburgo y terminando tres semanas después en Beijing. 

RUTA TRANSIBERIANA EN TREN DESDE SAN PETERSBURGO A BEIJING, ATRAVESANDO MONGOLIA.
El viaje de 21 días nos llevará desde San Petersburgo hasta Beijing. Cruzando 6 husos horarios, 3 países increibles y 2 continentes. Serán más de 8.000 kilómetros a bordo del tren más largo y mítico del mundo.

Te proponemos recorrer una porción enorme del mapa, marcada por la historia, la cultura y la diversidad de paisajes. Te invitamos a conocer con nosotros una región remota, épica y poco conocida pero de una manera confortable, segura y divertida. Te proponemos un viaje interesantísimo que comienza en la Rusia zarista y europea, para luego atravesar la inclemente soledad de Siberia, el salvajismo de Mongolia, la cultura milenaria china para terminar el viaje contemplando el mundo desde lo alto de la Gran Muralla.

Nuestro viaje épico y cultural comienza el 28 de agosto en San Petersburgo. Serán 21 días en donde  viajaremos en tren, surcaremos Rusia, su historia y sus iglesias ortodoxas.  Aquí, en Rusia, nos meteremos de lleno en la historia de los zares y de los soviéticos. Cruzando los Montes Urales y pondremos los pies en el continente asiático. Nos adentraremos en Siberia y en el  Lago Baikal, el lago con mayor cantidad de agua dulce.

Luego, cruzaremos a Mongolia. Visitaremos grandes desiertos y paisajes desoladores. Viviremos con familias nómadas y evocaremos las hazañas epicas de Marcos Polo con Gengis Kan. Luego, Beijing. Recorreremos la gran China de Mao y nos adentraremos en una de las culturas más milenarias e interesantes del mundo. Conoceremos la Ciudad Prohibida comeremos con palitos y terminaremos el viaje visitando la Gran Muralla China.

El viaje tiene un enfoque cultural. Tratando siempre de adentrarnos un poco más en la historia e idiosincrasia de tres países que de una forma u otra marcaron el destino del resto del mundo.

Tres países completamente distintos, con sus propios idiomas, costumbres y leyes. Tres paises que por tres semanas serán nuestros.


¿POR QUÉ VIAJAR CON NOSOTROS?

La sola posibilidad de hacer miles de kilómetros arriba de un tren, cambiando de paisaje, de país y de continente a más de uno le atrae. A nosotros simplemente nos fascina. Este viaje en tren en sí es una de las pocas experiencias épicas que aún se pueden vivenciar arriba de un medio de transporte público. Tal es así que famosos viajeros hicieron varias veces esta ruta transiberiana. Nuestros favoritos: Theroux, Neruda, Kapuscinski o Terzani.

Nosotros pasamos varias horas arriba de ese tren hace ya casi dos años (cómo pasa el tiempo che!) y ahora es tiempo de volver pero con una nueva propuesta.

Dejaremos de viajar solos para comenzar a hacerlo con ustedes. Para volver a maravillarnos y descubrir juntos esta antológica región del mapa.

Serán tres semanas de viaje. Pero un viaje relajado, ajustado a nuestros gustos, presupuestos y expectativas. Donde la agencia de viajes Trans-Siberiano se encargará de los detalles y nosotros (junto a ustedes) simplemente nos dispondremos a descubrir un mundo completamente nuevo desde la ventanilla de nuestro camarote.

Será un viaje con mucha independencia donde si bien es cierto que hay un itinerario definido por ciudades, cada viajero puede elegir qué ver y cómo recorrer cada ciudad. Tenemos en mente un estilo de viaje sencillo, sin grandes lujos. Donde nuestro mayor objetivo será aprender y adentrarnos en la cultura de cada país que visitemos. Donde priorizamos las experiencias y el intercambio cultural. Un viaje muy acorde a nuestra forma de viajar y conocer el mundo.


¿QUÉ INCLUYE?

BILLETES DE TREN

Desde San Petersburgo hasta Beijing viajaremos en tren. Alternando entre segunda y tercera clase, que es donde se descubre la verdadera logica de cada país.

ALOJAMIENTO

Nos alojaremos en hostels, guest-house y gers, los auténticos campamentos nómadas. Donde podremos descansar y procesar todo lo vivido.

EXCURSIONES

Incluye excursiones como la Gran Muralla China, el Parque Nacional Terelj (dormir en un Ger) y también visitar el gigantesco Lago Baikal.

IMPORTANTE

Fiel a nuestro estilo de viaje (y de vida), el viaje es sencillo. No incluye grandes lujos ni grandes gastos. El objetivo es mezclarnos lo más posible con la cultura local, disfrutando y viviendo cada uno de los tres países visitados de una manera original y con una perspectiva cultural e histórica.

Durante los 21 de viaje todos los gastos de alojamiento, transporte, traslados y excursiones estarán cubiertos. La tarifa del viaje no incluye áreos hasta San Petersburgo y desde Beijing. Tampoco gastos de comida, seguro médico y/o visados.

VISADOS

Tanto China como Mongolia requieren la tramitación de un visado previo. Rusia también pero solo para viajeros con pasaporte europeo. Pasajeros con pasaporte latinoamericano no necesitan visa para Rusia.

Todas las cartas de invitación y procedimientos para aplicar a los respectivos visados serán facilitados por la agencia de viajes Trans-Siberiano.

ITINERARIO


Día 1: San petersburgo (28/08/17)

¡Bienvenidos a Rusia!

Llegada a San Petersburgo y encuentro del grupo en el hostel. Charla de bienvenida a las 18 hs más noche libre en la ciudad.

Alojamiento en hostel, habitación compartida

día 2: san petersburgo

En la mañana visita guiada al Museo Hermitage (opcional). El Hermitage está en la antigua residencia de los Emperadores Rusos (llamado también Palacio de Invierno). Miles de piezas de arte y cientos de habitaciones hacen de la antigua residencia de los zares una parada obligada. Durante la visita pueden ver obras maestras increíbles: Leonardo Da Vinci, Tiziano, Rembrandt, Rafael y muchos más sin mencionar las salas mismas del Palacio adoradas de mosaica, piedras semi-preciosas y con vistas al Rio Neva.

Tarde libre para recorrer la ciudad a su gusto. San Petersburgo es una de las ciudades más preciosas de Europa con sus catedrales, avenidas, museos, galerías, palacios, puentes – cada uno encontrará algo especial.

Alojamiento en hostel, habitación compartida.

día 3: San petersburgo + tren nocturno a moscú

Día libre. Si tiempo permite, se puede visitar el Palacio de Verano (Peterhoff) de los emperadores rusos con sus maravillosos parques, fuentes y arquitectura zarista para sentirse como un rey por un día.

Luego, traslado a estación de trenes.

Tren nocturno a Moscú.

dia 4: moscú

Traslado al hostal desde estación de trenes.

Día libre. Se pueden recorrer los lugares famosos de Moscú: Plaza Roja, Museo de la Historia, Bunker de la Guerra Fría, Catedral de Cristo Salvador, Museo de Bellas Artes entre otros.

Alojamiento en hostel, habitación compartida

dia 5: moscú

Día libre para conocer la capital Rusa. Comenzamos el día en la Plaza Roja, la cual está rodeada de bellos edificios y los muros del Kremlin, sus adoquines hacen recordar los pesados pasos de Iván el Terrible.

Por cierto, se llama Plaza Roja porque significa hermosa en la antigua lengua rusa. Curiosamente, el nombre no tiene relación alguna con el comunismo que gobernó al país desde 1917 hasta 1991.

En la tarde se podrá asistir a conciertos de música o al famoso Circo de Moscú. El programa cultural de esta ciudad es abundante!

Alojamiento en hostel, habitación compartida.

dia 6: moscú + Tren Transiberiano a Ekaterimburgo

Día libre hasta el horario del tren.

Traslado a estación de trenes.

Tren nocturno a Ekaterimburgo.

dia 7: Ekaterimburgo

Desde el tren cruzaremos los míticos Montes Urales, la histórica frontera era Europa y Asia. Tenemos un nuevo huso horario, el primero de los muchos que atravesaremos.

Ya con un pie en el continente asiático tendremos el día libre para recorrer la ciudad.

Alojamiento en hostel, habitación compartida.

dia 8: Ekaterimburgo

Día libre en la capital de Urales. La ciudad de Ekaterimburgo fue fundada en la época de Pedro el Grande y lleva el nombre de su segunda esposa, Catalina. Esta ciudad entró tristemente en la historia como el lugar donde fueron asesinados el último zar ruso Nicolás y su familia.

Ekaterimburgo está ubicado justo en la frontera entre dos plataformas continentales – de Europa y Asia. A pocos kilómetros de la ciudad, se puede visitar un monumento dedicado a esta frontera continental.

Por la noche, Traslado a estación de trenes con dirección Irkutsk.

dia 9-10: Tren Transiberiano

Comenzamos a adentrarnos en dirección a Siberia.

Será desde el tren desde donde podrás experimentar la belleza del paisaje, conocer nuevas personas y visitar el vagón comedor, que es el centro de la vida social en el tren Transiberiano.

Serán unos 3.500 kilómetros hasta nuestra siguiente parada: Irkutsk.
Sí, estos días cruzamos gran parte de Rusia (y de Siberia).

dia 11: Irkutsk

Llegada a Irkutsk y traslado al hostal.

Día libre en la ciudad llamada “París de Siberia” por su bella arquitectura del siglo XIX. También famosas casas siberianas, conocidas por la arquitectura de madera.

Una ciudad para perderse caminando.

Alojamiento en hostal, habitación compartida

dia 12: Lago Baikal

Traslado a Listvyanka, pueblo ubicado en la orilla del Lago Baikal

Día libre en Listvyanka donde se puede visitar al museo del Lago Baikal, Mirador e Iglesia de San Nicolás entre otros atractivos.

Alojamiento en challet de madera, habitación con desayuno.

Día 13: Regreso a Irkutsk y tren a Mongolia

Luego del desayuno, nos despedimos del mayor lago de agua dulce para volver a la ciudad de Irkutsk.

Día libre hasta el horario de tren. Próximo destino: Mongolia

Día 14: Tren Transmongoliano

Primer cruce fronterizo del viaje: Bienvenidos a Mongolia, tierra de nómadas y caballos salvajes.

Luego de cumplir con todos los requerimientos fronterizos seguiremos viaje rumbo a Ulan Bator, capital de Mongolia.

Día 15: Ulan Bator

Día libre en esta agitada ciudad que aún es fiel al espíritu nómada de sus habitantes. Se puede visitar a la Plaza Sukhbaatar, Museo de Historia Natural, Memorial Zaisan y al Monasterio Gandaan-Hiid.

Alojamiento en hostal, habitación compartida

Día 16: Parque Nacional Terelj

Luego del desayuno tenemos traslado al Parque Nacional con guía y chofer.

Visitaremos uno de los lugares más bellos de Mongolia: el Parque Nacional de Terelj y las hermosas formaciones rocosas.

Almuerzo y cena incluidos. Alojamiento en  una autentica Yurta (ger-tienda nómada con baños compartidos)

Día 17: Ulan Bator

Traslado de regreso a Ulan Bator más día libre para seguir conociendo la ciudad.

Alojamiento en hostel, habitación compartida.

Día 18: Tren Transmongoliano - Dirección Beijing

Traslado a estación de trenes. Nos subiremos al ferrocarril Trans-Mongoliano, la rama que cruza el desierto de Gobi.

Gobi es un desierto diferente, está cubierto de corta hierba, la que ha permitido a los nómadas mongoles vivir aquí durante siglos junto a sus animales. En la noche alcanzaremos la frontera con China. Aquí esperaremos unas horas a que las ruedas del tren sean cambiadas, ya que el ancho de los rieles es distinto. Toda una experiencia, pues es algo que no se ve todos los días.

Bienvenidos a China!

Día 19: Llegada a Beijing

Traslado al hostal más resto del día libre para conocer la ciudad.

Alojamiento en hostal, habitación compartida

Día 20: Beijing

Por la mañana visita en coche a la Gran Muralla China, sección Mutyanyu con guía y transporte.

Tarde libre. Aprovecharemos el día para visitar algunos de los lugares famosos de Beijing: Palacio de Verano, Ciudad Prohibida, Templo de Lama.

Alojamiento en hostal, habitación compartida

Día 21: Beijing (18/09)- fin del viaje

Es el último día del viaje. Cada pasajero dispondrá del día según sus vuelos, horarios o planes personales.

Si el pasajero lo requiere, puede optar por el servicio de traslado al aeropuerto.

Cada pasajero es libre de extender su días en Beijing o de continuar viaje por otras ciudades chinas.

Si llegaste a esta parte del texto es porque seguramente te interesa. Contactate con nosotros para obtener más información, costos, itinerario detallado y poder preguntar cualquier duda que surja.

¿Te interesa? Escribinos
Itinerario por Georgia con vehículo de alquiler

Sólo disponíamos de diez días para recorrer Georgia. Comenzamos a evaluar las distintas opciones e itinerarios posibles. Tuvimos que priorizar que nos interesa conocer y en base a eso, comenzar a planificar.

* Podés leer nuestra guía completa de viaje a Georgia en este apartado *

Decidimos recorrer Georgia con vehículo de alquiler. De ese modo, íbamos a tener más independencia y aprovechar más los días. Además, las distancias son relativamente cortas y con unos paisajes de los más extraordinarios.

En general con condiciones de las rutas con buenas, salvo algunos tramos y caminos de montaña.

Decidimos optar por el servicio de alquiler de Cars4rent. Ellos ofrecen camionetas 4×4 en alquiler. Para nosotros, es el tipo de vehículo ideal para recorrer Georgia.

Al ser la mayoría del país camino de montaña (y muchas veces sin asfalto) uno necesita contar con un vehículo que este a las alturas de las circunstancia. Al ser un vehículo grande, uno también puede pasar la noche ahí y disfrutar de la libertad de parar a donde le den a uno ganas. En Georgia eso es en casi todo los rincones, ya que los paisajes son realmente postales.

NUESTRO ITINERARIO POR GEORGIA

Día 1 – Tbilisi:

Cruzamos a Georgia desde Armenia haciendo dedo (autostop) por la frontera de Sadakhlo.

Nuestra primer parada fue Tbilisi, la atractiva capital. Estuvimos tres días donde recorrimos sus iglesias medievales, su fortaleza, mezquita y un pintoresco casco antiguo al mejor estilo Buenos Aires.

georgia-guia-1

La ciudad de Tbilisi (o Tiflis, en español) estuvo, a lo largo de la historia, en manos de reyes georgianos, persas, árabes, mongoles, timúridas (los mismos que Samarcanda) y rusos. Toda el intercambio cultural aún se palpa en las calles y a ambos lados del rio.

¿QUÉ VER EN TBILISI?

– La Fortaleza de Narikala y la estatua de la Madre Georgia

– Catedral de la Santísima Trinidad

–  Iglesia de Metekhi y la estatua del rey Gorgasali

– El Puente de la Amistad y el Parque Rike

– Plaza de la Libertad y la zona nueva de Tbilisi

– Mezquita y Baños (o Hamanes) de Abanotubani

georgia-guia-2

georgia-guia-4

Durante nuestro primer día en Tbilisi, conocimos a Georgi (de Cars4rent) y decimos seguir recorriendo el país vehiculizados. Como ya dijimos, la mejor manera de recorrer Georgia si se dispone de poco tiempo.

Nos alojamos en el Hotel Old Meidan

Día 2 – David Gareji

Ya con la camioneta, nos fuimos por el día a David Gareja, un monasterio con cuevas y mucha historia cerca de la frontera con Azerbaiyán. Está a unos 70 km de Tbilisi, y para llegar se cruza una serie de caminos secundarios y semiáridos de lo más pintoresco.

georgia-15

En el camino, paramos en varios pueblitos a hacer fotos. Vale la pena ir por el día y volver a dormir a Tbilisi. En caso de querer dormir en Udabno, a unos 10 kilómetros del monasterio, hay un solo hostel. Lo llevan unos polacos, tiene onda pero nos pareció un poco caro y sobrevalorado.

Día 3 – Kutaisi (y muchas paradas intermedias)

Al día siguiente, nos pusimos en dirección a Kutaisi, a unos 230 kilómetros desde Tbilisi. En el camino decidimos hacer varias paradas intermedias.

Primero paramos en la antigua capital de Georgia, Mtskheta, a unos 25 kilómetros de Tbilisi. Ahí visitamos la Catedral de Svetitskhoveli y el Monasterio de Samtavro, dónde vivió Santa Nina, patrona de Georgia.

Desde ahí cruzamos al monasterio de Jvari, desde donde se obtienen unas vistas increíbles de Mtskheta y de la confluencia de los ríos.

georgia-guia-5

Volvimos a agarrar el auto para hacer unos 70 kilómetros hasta Uplistsikhe, la ciudad de piedra. Se trata de un conjunto de cuevas y piedras dónde se dice que llegaron a vivir 20.000 personas durante el siglo III AC. Sí, un sitio muy antiguo. Es Patrimonio de Unesco y la entrada cuesta 3 laris.

Para nuestra opinión, había demasiados turistas juntos y no se podía apreciar nada de lo que se veía. Además, allá arriba sopla mucho mucho viento pero las vistas del valle son hermosas.

Hicimos 20 kilómetros más hasta la ciudad de Gori. Ahí paramos a almorzar y a visitar el museo de Joseph Stalin, ya que esa es su ciudad natal. El museo cuenta la historia del dictador soviético, mostrando los aspectos menos sombríos de su historia. Es una lástima que mucho de los carteles estén sólo en ruso o georgiano. La entrada esta entre 5 y 10 laris según sea uno estudiante o no, o quiera comprar la entrada a un vagón de tren soviético o no.

georgia-guia-6

Ya a mitad de la tarde, llegamos a Kutaisi. Con la luz que quedaba del día aprovechamos para recorrer la ciudad. Lo más atractivo fue subir hasta la catedral de Bagatri. La iglesia es impresionante y las vistas de la ciudad son muy lindas.

Nos alojamos en Green Flower Guest House

Día 4 – Monasterios en Kutaisi y viaje a Mestia

Al día siguiente, salimos temprano rumbo a visitar dos monasterios cercanos a Kutaisi. Ambos están a unos 10 kilómetros de la ciudad. Primero visitamos el monasterio de Motsameta, es pequeño pero ubicado en el filo de la montaña. Basta cerrar un poco los ojos para remontarse en el tiempo y sentirse en la época de reyes medievales.

georgia-guia-7

Luego, visitamos el monasterio de Gelati. Este último se ganó el honor de ser el monasterio más pintoresco de Georgia. Si bien es cierto que por fuera estaba en remodelación, por dentro apreciamos muchísimos frescos de épocas antiquísimas. Además de las vistas del valle y de las montañas, observamos a muchísimos monjes en oración.

georgia-1-portada

Finalmente, seguimos viajes hasta Mestia. En total teníamos unos 230 kilómetros por delante, de los cuales cien eran por un empinado camino de montaña. Habremos tardado unas seis horas en llegar.

Mestia es la ciudad más importante del Parque Nacional Svaneti. En encanto de Mestia no reside en la ciudad sino en todos sus alrededores.

En total estuvimos tres días en Mestia y nos alojamos en el Hotel Svaneti.

Día 5: Mestía y el pueblo de Ushguli

Aprovechamos la camioneta para visitar por el día el hermosísimo pueblo de Ushguli, uno de los pueblos más altos de Europa. Ushguli esta a sólo 50 kilómetros de Mestia pero el camino para llegar esta en muy mal estado. Es todo una aventura y si o si se necesita una 4×4 o alguna camioneta similar. Igualmente, conocimos muchos viajeros que van a Ushguli caminando o en bicicleta. Algo que nos quedó pendiente.

Ushguli es todo un pueblo de cuento con unas vistas demasiado lindas. Es un pueblo que vive del turismo, por lo cual está lleno de guesthouse, restoranes y cafés.

georgia-9

Día 6: Mestia, Mazeti y el glacia Ushba

Al día siguiente, fuimos al pueblo de Mazeri a unos 15 kilómetros de Mestia. Ahí dejamos la camioneta e iniciamos un trekking al imponente glaciar Ushba.

georgia-12

La caminata al glaciar Ushba es de unos 12 kilómetros en total. Seis en subida (y bastante empinada) y los otros seis, por su puesto, en bajada. A mitad de caminata hay unas cascadas que dicen ser las altas de Georgia. El camino es muy pintoresco y el glaciar es imponente. Cuando nosotros llegamos estaba todo nublado pero por suerte, las nubes nos dieron tregua y pudimos disfrutar de unas vistas impresionantes.

georgia-11

Día 7: Sairme

Finalmente, decidimos cruzar el país para ir a conocer el Parque Nacional Kazbegi. Como hacer todo el viaje de una era una locura, volvimos a cortar camino en Kutaisi. Pero esta vez, no lo hicimos en la ciudad, sino en Sairme. Se trata de un completo de sanatorios y aguas termales ubicado a unos 50 km de la ciudad de Kutaisi.

georgia-10

El complejo de Sairme cuenta con un hotel muy moderno. Ahí dormimos.

Día 8: Stepantsminda – Kazbegi

Al día siguiente completamos el trayecto hasta Stepantsminda. La ruta fue complicada, sobre todo por la cantidad de camiones que se dirigían a Rusia (es la única frontera abierta). El tráfico fue contrarrestado por los paisajes. Sin dudas, esta es la ruta más linda del Georgia. Llegamos casi de noche por lo cual sólo recorrimos la ciudad. Nos alojamos en UpTown Kazbegi

georgia-13

Día 9: Regreso a Tbilisi

Aprovechamos la mañana en Stepantsminda para visitar la catedral de Gergeti. Leímos que el camino en auto era complicado, por lo cual lo hicimos caminando. Lo cierto es que podríamos haber subido con la 4×4 sin ningún problema.

Ya más cerca del mediodía, decidimos volver. Desandamos lo andado para volver a Tbilisi.

Durante nuestra última noche en Tbilisi nos alojamos en Hotel Citrus.

georgia-guia-4

CONSEJOS PARA RECORRER GEORGIA CON VEHICULO DE ALQUILER

  • Parking: Salvo que este expresado lo contrario, se puede dejar el auto en cualquier sitio. Incluso en Tbilisi.
  • El país es muy seguro, por lo cual, no pasa nada por dejar el auto en la calle. Por la dudas, nosotros nunca dejamos nada de valor adentro y siempre cerramos bien las puertas.
  • Respetá las máximas de velocidad y las señales de tráfico. Hay muchos radares y policías controlando.
  • Evita los caminos de montaña de noche. Algunas curvas son, realmente, muy cerrada.
  • Levantá a todos los autopistas que veas por ahí.
Georgia: Guía completa de viaje

ACLARACIONES SOBRE ESTA GUÍA DE VIAJE A GEORGIA

La información recogida aquí se corresponde con nuestro a Georgia en septiembre del 2016.

Todos los datos están basados en nuestra propia experiencia. De este modo, los precios son los que nosotros pagamos, y los trámites, los que nosotros mismos realizamos.

Esperamos que cumpla su objetivo: serle útil a futuros viajeros. Cualquier duda, pregunta o comentario, no duden en hacerlo llegar.

¡Buen viaje y disfruten de Georgia!

INTRODUCCIÓN

Siendo tierra de vinos, quesos y montañas verdes Georgia es, sin duda, uno de los países más lindos que visitamos. Georgia se ubica en la región del Cáucaso, a mitad de camino entre Europa y Asia (aunque ellos se mueren de ganas de ser europeos).

Georgia es un país fácil, barato y con opciones turísticas para todos los gustos. Desgraciadamente (o por suerte) es un país muy poco conocido y con un turismo que ha crecido sólo en los últimos años.

georgia-guia-16

A su vez, fue una de las quince ex naciones socialistas soviéticas (URSS), razón por la cual aún mantiene mucha influencia de Rusia a pesar de los conflictos territoriales que mantiene con el gran gigante. Todo esto convive con paisajes soñados y con mucha impronta medieval.

VISA

La mayoría de las nacionalidades latinoamericanas y europeas no requieren visa para ingresar a Georgia. El tiempo máximo permitido de estadía es de 90 días.

Acá podes encontrar más información.

MONEDA

La moneda es el Lari georgiano (GEL). Los billetes son de 1, 2, 5, 10, 20, 50, 100 y 200 Lari y las monedas de 1, 2, 5, 10, 20 y 50 Tetri (centavos) y de 1 y 2 Laris.

Aquí van algunas conversiones para tener una idea (al 23/10/2016):

La relación yuan-dólar es de 1 USD → 2,37 GEL.

La relación yuan-euro es de 1 EUR  → 2,58 GEL.

Para ver la cotización actual xe.com

Es importante pensar como manejar las finanzas. Hay varias opciones:

– Viajar con cheques viajeros. En todas las ciudades importantes hay casa de cambio que los aceptan. El tipo de cambio es apenas un poco más bajo.

– Viajar con efectivo. Lo más fácil de cambiar son dólares en bancos o casas de cambio. Hay que prestar especial atención a los distintos cambios. Nos pasó de ver casas de cambio con una tasa bajísimas y otras con un tipo de cambio muy malo.

– Sacar dinero vía cajeros automáticos o manejarse con tarjetas de crédito. Cajeros (ATM) hay por todos lados.

Para nosotros lo más cómodo y simple fue ir sacando plata de cajeros automáticos a medida que el viaje va avanzando. En la mayoría de las ciudades y pueblos encontrarás uno y podes obtener liras con tu tarjeta de crédito o débito. Esta opción fue la más segura y barata para nosotros. El inconveniente es que necesitás una cuenta bancaria o al menos una tarjeta a tu nombre.

Si optan por la tarjeta de crédito o débito, recuerden tener siempre una reserva de dinero en efectivo. Nos pasó de estar en pueblos sin cajeros o sin luz.

IDIOMA

El idioma oficial es el georgiano y se caracteriza por una escritura bastante particular. Diríamos, imposible de leer. Al haber sido parte de la URSS la mayoría de la población también habla ruso, incluso los jóvenes.

georgia-guia-4

En las regiones turísticas (casi) todos hablan inglés, por lo cual el idioma no es problema. Pero, como siempre decimos, es agradable conocer algunas palabras del idioma local aunque no sea del todo necesario.

CLIMA

Georgia tiene una geografía diversa. Nace en las orillas del mar Negro y termina en el valle del Cáucaso, albergando dentro sí las montañas más altas de la región.

Por lo cual, en invierno hace bastante frío y en verano bastante calor. Lo ideal es ir en otoño o primavera para no sufrir las temperaturas en extremo.

El mayor inconveniente de ir en invierno es que la mayoría de los caminos de montañas se cierran y todo el norte del país queda anegado, pero es ideal para aquellos que les gustan los deportes invernales.

georgia-9

PRESUPUESTO

Georgia no se caracteriza por ser un país “súper barato” pero con ingenio se puede encontrar el modo de viajar sin gastarnos todo nuestro presupuesto. Como siempre, un viaje puede ser tan caro y tan barato como uno de deseé y planeé. En nuestro caso siempre viajamos de un modo económico, al mejor estilo mochilero.

No realizamos excursiones pagas (nos las ingeniamos para realizarlas nosotros mismos) y solemos optar por transporte público antes que tomar un taxi o autos privados con chofer.  Viajamos lento y de manera pausada. Solemos informarnos bastante sobre precios, distancias, medios de transporte o cualquier otra variable que intervenga.

Cuando más rápido uno quiere viajar y más destinos en menos tiempo quiere ver, el presupuesto se encarece mucho más.

Un presupuesto muchilero (holgado) promedio en Georgia puede ser de unas 50 liras diarias. Incluye alojamiento (hostel con baño compartido), comida y transportes públicos. Lo que da unos veinte dólares por día.

Lo bueno de Georgia, es que a diferencia de otros sitios la mayoría de los sitios de intereses turísticos son gratuitos.

Este presupuesto se descompone en tres cosas básicas. Comer, dormir y viajar:

Comida

Lo mejor de Georgia es el vino, aunque siendo sinceros, los vinos de Argentina le pasan el trapo.

La gastronomía georgiana no es algo que haya fascinado. Por el contrario, nos decepciono un poco. Además de las conocidas comidas continentales, lo más común en Georgia son los kanchapuri. Se trata de un pan relleno de huevo, queso y manteca. En algunos sitios lo sirven abierto y en otros, cerrado. También vienen relleno de verduras o carnes.

Otro clásico Georgianos son los khinkalis, unas empanaditas rellenas de carne. Son muy baratas y también vienen servidas de queso, champiñones o papa, por ejemplo.

Alojamiento

Las opciones de alojamiento van desde hoteles de súper lujo hasta hostels compartidos a muy bajo precio. Por otro lado, Georgia es el país ideal para quienes les gustan acampar. Al tener muchas montañas y parques naturales, poner la carpa es lo más común. Se puede acampar en casi todos los sitios sin ningún problema.

Para nosotros, la mejor opción son las casas de huéspedes (guest-house). El precio es por día y es al mejor estilo AirB&B. Es decir, suelen ser casas de familia con habitación de alquiler. Algunas con baño privado, alguna incluyen desayuno, etc. Hay muchas opciones y cada una de adapta a los distintos presupuesto.

Transporte

Georgia, como ya dijimos, es un país que se adapta a todos los presupuesto y estilos de viaje. Es un país chico que se puede recorrer muy bien en bicicleta, a dedo (autostop), con vehículos de alquiler y en transporte público.

Nosotros llegamos a Tbilisi desde Armenia. Lo hicimos a dedo. Georgia es un país donde hacer dedo es muy fácil. Hay muchos camioneros, las rutas están en buen estado y en general hay buena predisposición con los autoestopistas. En todo caso, basta ver las banquinas. Hasta los georgianos suelen hacer dedo.

Para recorrer el resto del país optamos por un vehículo de alquiler. ¿Las razones? Teníamos poco tiempo, las distancias sin cortas, nos encanta manejar, las rutas muestran unos países de ensueño y a muchos sitios solo se accede mediante vehículo. Por lo cual, tarde íbamos a tener que contratar un taxi. En ese caso, lo mejor era ya contar con la libertad de andar con vehículo propio. Además, contamos con el apoyo de Cars4rent.

georgia-14

CONEXIÓN A INTERNET Y TELEFONÍA CELULAR

En la gran mayoría de las ciudades (grandes y pequeñas) hay conexión a internet. Incluso muchos shoppings, restaurants y cadenas de comida rápida tienen wifi abierto.

Si van a estar varias semanas recorriendo el país lo más útil puede ser comprar una tarjeta sim activada con plan de datos. Son baratos y fáciles de obtener. Es más, si llegan al aeropuerto, la compañía Geocell (color violeta) las regala para turistas. En el centro, las venden a unos 5 Laris.

Para recargar, se puede utilizar las máquinas electrónicas que hay en casi todas las esquinas. Están en inglés y son muy intuitivas,

ITINERARIO

georgia-13

En total estuvimos diez días en el país y este fue nuestro itinerario:

-> Día 1 – Cruzamos la frontera desde Armenia. Dormimos en Tbilisi.

-> Día 2 – Tbilisi

-> Día 3 – Tbilisi – Visita a David Gareja

-> Día 4 – Kutaisi – Parando en Mtskheta, Jvari, Uplistsikhe (la ciudad de piedra), y Gori

-> Día 5 – Mestia

-> Día 6 – Mestía – Ushguli

-> Dia 7 – Mestía – Mazeri y glaciar Ushba

-> Día 8 – Sairme (Kutaisi)

-> Día 9 – Stepantsminda/Kazbegi

-> Día 10 – Tbilisi

*Podés leer más sobre nuestro itinerario por Georgia con vehículo en este apartado*

RECOMENDACIONES Y CONSEJOS

– Interiorizate: Georgia está atravesado por historia muy complicada e interesante. Trata de llegar a Georgia conociendo algo, de su geografía, cultura, historia política y de su situación actual. Al menos para nosotros, la situación política de los países que visitamos es una pregunta obligada.

– Planificá: Un viaje sale mejor cuando uno lo planifica, al menos un poco. No somos partidarios de un viaje plenamente organizado, con reservas y un itinerario definido. Somos partidarios de que el viaje se vaya armando a sí mismo, pero eso no quita que uno planifique, al menos, algo. Mira un mapa, que lugares te gustaría conocer, por qué, fijate si te quedan de paso, arma un posible recorrido. Tener en cuenta tu presupuesto, tus gustos y tus ganas.

– Dejá los prejuicios en casa, en serio. Tratá de no quedarte con lo obvio.

– Georgia es un país seguro, es casi inexistente la inseguridad y los robos. No existen, en parte, porque la policía esta todo el tiempo y a todo momento rondando por ahí. Igualmente, estate atento a tener ciertas precauciones.

¿CONVIENE VIAJAR CON SEGURO MÉDICO?

Nunca se sabe si lo vamos a necesitas, por lo cual, nosotros igual nos sacamos uno. Seguramente no lo uses, pero por las dudas… Mejor tenerlo y no usarlo, a necesitarlo y no tenerlo. Hay muchas ofertas y promociones, 2×1, descuentos. Les recomendamos que chequeen posibles cotizaciones y tipos de coberturas en Asegura tu viaje.

Guía completa para viajar a China

ACLARACIÓN SOBRE ESTA GUÍA DE VIAJE A CHINA

  • La información recogida aquí se corresponde con nuestros dos viajes a China. Ambos viajes fueron de 30 días cada uno. El primero fue en noviembre del 2015 y el segundo en mayo del 2016.
  • Todos los datos están basados en nuestra propia experiencia. De este modo, los precios son los que nosotros pagamos, y los trámites, los que nosotros mismos realizamos.

Esperamos que cumpla su objetivo: serle útil a futuros viajeros.

Cualquier duda, pregunta o comentario, no duden en hacerlo llegar.

¡Buen viaje y disfruten de China!

VISA

Todas las nacionalidades necesitan visa para viajar a China. La misma se tramita en cualquier embajada o consulado chino.

Por nuestra experiencia, es mucho mejor tramitarla en el país de origen de uno ya que los costos son más bajos y uno puede aplicar por más tiempo de estadía. Nosotros aplicamos estando de viaje por Asia. La primer visa la aplicamos en Ulan-Bator (Mongolia) y la segunda en Dhaka (Bangladesh). En ambos países el procedimiento fue el mismo y es el que vamos a detallar a continuación.

REQUISITOS

  • Pasaporte con vigencia mínima de seis meses y con, al menos, dos páginas libres enfrentadas.
  • Foto carnet. Puede ser una o dos según la embajada donde se tramite.
  • Formulario. Se puede descargar e imprimir o completar directamente en la embajada. El formulario es largo y pide, por ejemplo, un itinerario tentativo pero detallado de nuestro viaje por China. Por lo cual, es recomendable completarlo con tiempo y anticipación. En el formulario es importante detallar el tipo de visado que queremos, el tiempo del mismo y e indicar si queremos el trámite normal (una semana) o el exprés (demora sólo dos días hábiles y tiene un valor adicional de veinte dólares.) Podés descargar el formulario acá.
  • Carta de invitación o reserva de las siete primeras noche de alojamiento. Este punto no es tan claro y depende de la embajada dónde se tramite. La carta de invitación se puede pedir en cualquier hotel o hostel en China pero según nos explicaron en la embajada, si tenemos la primer semana del viaje con alojamientos reservados no es necesario. Nosotros presentamos un reserva gratuita de alojamiento en Beijing que realizamos por Booking.com. La reserva de siete días en Beijing luego la cancelamos.
  • Seguro médico. En la embajada de Mongolia nos la pidieron pero no en la de Bangladesh.
  • Estado de cuentas bancarias (fondos). En la embajada de Mongolia nos la pidieron pero no en la de Bangladesh.
  • Pasajes de entrada y de salida del país. Pueden boletos de tren o aéreos. Nosotros presentamos dos reservas cancelables. Cuando aplicamos en la embajada de Bangladesh, sólo nos pidieron el vuelo de salida.

COSTOS Y DEMORAS

El valor de la visa turista de treinta días tramitado en el exterior es de treinta dólares. Cuando la tramitamos en Bangladesh, nos cobraron cuarenta dólares pero era algo propio de esa embajada. El tramite del visado demora una semana, pero se puede aplicar a una versión exprés abonando veinte dólares extra o, se puede obtener en el mismo día si se abonan treinta dólares extra.

Cuando la tramitamos en Mongolia, tuvimos que ir a un banco especifico a pagar. En cambio, cuando aplicamos en Bangladesh abonamos en la misma embajada el día que retiramos la visa.

IMPORTANTE

Durante el tiempo del trámite, la embajada o consulado se quedan con el pasaporte original.

RECOMENDACIONES PARA LA VISA

Averiguá bien dónde la vas a tramitar y revisa la pagina web de dicha embajada. A los chinos les encantan los feriados y las vacaciones, por lo cual trata que tu fecha de aplicación no coincida con ninguna festividad. A nosotros nos pasó de aplicar en el aniversario de la revolución y tuvimos que esperar una semana a que la embajada de China en Mongolia volviera a abrir sus puertas. El problema no sólo fue la demora sino la cantidad de gente que estaba en nuestra misma condición, lo que se vio reflejado en las más de dos horas para poder ingresar a la embajada y en el malhumor de los empleados.

MONEDA

La moneda es el Yuan (RMB o CNY). El valor de los billetes es de 1, 5, 10, 20, 50 y 100. También hay monedas de 1, 5 y 10 centavos. Los centavos se llaman fen y son muy poco frecuentes.

Aquí van algunas conversiones para tener una idea (al 12/07/2016):

La relación yuan-dólar es de 1 USD → 6,69 RNM.

La relación yuan-euro es de 1 EUR  → 7,39 RNM.

Para ver la cotización actual xe.com

Es importante pensar como manejar las finanzas. Hay varias opciones:

  • Viajar con cheques viajeros. En todas las ciudades importantes hay casa de cambio que los aceptan. El tipo de cambio es apenas un poco más bajo.
  • Viajar con efectivo. Lo más fácil de cambiar son dólares en bancos o casas de cambio.
  • Sacar dinero vía cajeros automáticos o manejarse con tarjetas de crédito. Cajeros (ATM) hay por todos lados.

Para nosotros lo más cómodo y simple fue ir sacando plata de cajeros automáticos a medida que el viaje va avanzando. En la mayoría de las ciudades y pueblos encontrarás uno y podes obtener yuanes con tu tarjeta de crédito o débito. Esta opción fue la más segura y barata para nosotros. El inconveniente es que necesitas una cuenta bancaria o al menos una tarjeta a tu nombre.

Si optan por la tarjeta de crédito o débito, recuerden tener siempre una reserva de dinero en efectivo. Nos pasó de estar en pueblos sin cajeros o sin luz.

IDIOMA

El idioma oficial es chino mandarín. Si bien en la región de Cantón se habla chino cantonés y hay varios dialectos dentro del país (uigur o tibetano, por ejemplo), el idioma es el mandarín y es el que todos hablan.

La escritura china, ahora, se conoce como chino simplificado y es justamente eso, la simplificación de los caracteres chinos. Los cuales a su vez, se pueden representar en pinyin que es la escritura de caracteres en silabas latinas dónde se indica su entonación.

TONOS DEL IDIOMA CHINO

El idioma chino tiene cuatro tonos. Por lo cual, una misma silaba (carácter) va a tener cuatro diferentes significación según el tono que se utilice. Por ejemplo, “ma”, significa caballo, mamá, cáñamo, pelea o signo de pregunta.

Pensamos que el idioma iba a ser una gran barrera y lo fue. Si bien la mayoría de los jóvenes, sobretodo en las grandes ciudades y zonas turística, hablan inglés no nos fue fácil darnos a entender en el resto del país.

CONSEJOS PARA COMUNICARTE EN CHINA

Lo ideal es intentar aprender algunas palabras en chino, pero en nuestro caso no pudimos salir del “hola, ¿cómo estás? y gracias”. No nos fue nada fácil.

Por lo cual, es recomendable llevar un diccionario o libro de frases para poder comunicarse. Pero, ojo porque muchas veces nosotros pronunciamos de una manera incorrecta y los chinos no entienden que estamos diciendo porque no utilizamos el tono correcto. De este modo, optamos por mostrarles un papel escrito en chino dónde decía lo que queríamos comunicar.

Si podés, lleva siempre las direcciones escritas en caracteres chinos y en pinyin. Si no, nadie te va a poder ayudar. Un buen mapa offline también es necesario.

También intentamos con un diccionario offline, pero no nos funciono del todo ya que sólo traducía palabras sueltas y nosotros necesitamos frases más elaboradas. Otra opción, es viajar con tarjetas con imágenes que representen lo que buscamos (alojamiento, comida, transporte, etc.). Finalmente, terminamos recurriendo el lenguaje de señas con las manos. Creemos que luego de viajar por China, somos expertos en juegos como “Diálogo con mímica”.

CONCLUSIONES SOBRE EL IDIOMA CHINO

No es fácil comunicarse en China. Sobre todo si se sale de los circuitos turísticos y de las grandes ciudades, pero tampoco es imposible. Con paciencia y voluntad, uno puede hacerse entender. Igualmente, a no desesperar, en las grandes ciudades las mayorías de las calles y estación de subte suelen indicar su nombre en chino y en inglés.

CLIMA

China es uno de los países más grandes del mundo, y cada región tiene sus particularidades climáticas.

En octubre en Beijing, comienza a hacer frío y en noviembre ya puede haber nevadas, mientras que diciembre es la mejor época para recorrer el sur ya que no hace tanto calor.

En Beijing, en verano el clima cambia totalmente y hace calor. Llega a los 30 °C. Y a los chinos les encanta estar al aire libre. Es muy común verlos en las plazas jugando con los niños, bailando al aire libre o desafiándose en eternas partidas de ping-pong.

En conclusión, el país tiene encanto todo el año, y depende un poco de lo que se quiera hacer y ver. Muchos viajeros buscan ver la Gran Muralla China con nieve y otros, en cambio, prefieren verla en primavera cuando todo esta bien verde y florecido.

Lo que si hay que evitar es ir a Tíbet en pleno invierno (de noviembre a abril). Está todo bajo nieve y los caminos por tierra se cierran.

China es enorme, por lo cual para definir una fecha es importante conocer primero la región que vamos a visitar. En base a eso, es mucho más fácil planificar.

PRESUPUESTO

China no se caracteriza por ser un país “barato” pero con ingenio se puede encontrar el modo de viajar sin gastarnos todo nuestro presupuesto. Como siempre, un viaje puede ser tan caro y tan barato como uno de deseé y planeé. En nuestro caso viajamos de un modo económico, al mejor estilo mochilero.

No realizamos excursiones pagas (nos las ingeniamos para realizarlas nosotros mismos) y solemos optar por transporte público antes que tomar un taxi o autos privados con chofer.  Viajamos lento y de manera pausada. Solemos informarnos bastante sobre precios, distancias, medios de transporte o cualquier otra variable que intervenga.

Cuando más rápido uno quiere viajar y más destinos en menos tiempo quiere ver, el presupuesto se encarece mucho más.

Un presupuesto muchilero (holgado) promedio en China puede un de 130 yuanes diarios. Incluye alojamiento (baño compartido), comida y transportes. Lo que da unos veinte dólares por día.

Este presupuesto se descompone en tres cosas básicas. Comer, dormir y viajar:

COMIDA

La comida en China es barata y riquísima. Hay que comer dónde come la gente local, buscar lugares cerca de oficinas o universidades, buffets o tiendas de comida rápida. Por cada almuerzo o cena gastamos entre uno y tres dólares cada uno dependiendo de lo que pedíamos. Es más barato comer comida china que continental. A su vez, en casi todo China se puede obtener agua caliente o fría para tomar de manera gratuita, por lo cual el agua tampoco es un costo extra.

Si bien los restaurantes baratos no suelen tener menú en inglés, muchos tienen fotos de los platos en las paredes. Por eso, sólo basta señalar y preguntar el precio. Eso si, a veces las imágenes suelen confundirnos. En Xi’An creímos ordenar algo que traía papas al horno y las supuestas papas terminaron siendo cuadrados de grasa pura.

Por lo general, un plato de arroz frito o noodles con vegetales está 10 yuanes.

ALOJAMIENTO

Depende mucho de qué tipo de viaje quieras hacer. En China son muy comunes los hostels. Según la zona y la ciudad (no es lo mismo un hostel en Beijing que en Urumuchi) una cama puede variar entre los 40/100 yuanes (entre 6 y 18 USD por persona). Son muy limpios, cómodos y el personal suele hablar inglés.

A su vez, también es posible encontrar habitaciones privadas por 80 yuanes. Como siempre, cuando más turística sea una ciudad más caro son los valores.

Igualmente, en comparación con otras partes del mundo los estándares chinos son mucho mejores que en otros países. Por ejemplo, wifi, ducha con agua caliente y pava eléctrica son comodidades que se pueden encontrar hasta en el alojamiento más cutre del país.

Es importante, llegar a las ciudades con el alojamiento resuelto o al menos, con algo visto. No existen zonas “mochileras” como en otros países, por lo cual cada hostel/hotel puede están en una punta distinta de la ciudad… y en China eso es muy lejos.

China es el lugar ideal para hacer Couchsurfing. Está lleno de host que se mueren de ganas de alojar occidentales. La ventaja, además es que casi siempre hablan inglés, por lo cual pueden ayudarnos mucho a conocer más sobre el país, a comprar pasajes de tren o al presentarnos los nombres de los platos de comida.

El tercer modo que utilizamos para alojarnos fue intercambiar trabajo con algunos hostels. En este listado pueden encontrarnos algunos sitios que recomendamos.

TRANSPORTE

Es el gasto más caro de China. Sacando el transporte urbano que vale entre uno y dos yuanes, los transportes de larga distancia son carísimos.

Lo ideal es moverse en tren. Unen casi todo el país, y los hay de máxima velocidad (van a 300 kilómetros por hora), por lo cual sirven para aprovechar muchísimo el tiempo. El problema: son carísimos. Otra opción, autobuses, vuelos lowcost o dedo (autostop).

TRENES EN CHINA

Hay varias clases y tipos de trenes (más rápidos, más lentos). Lo bueno es que llegan hasta casi todos los rincones del país, lo malo, no son nada baratos.

Cada tren suele tener dos secciones bien definidas: Asientos o coches-camas (espacios compartidos entre seis literas. Hay camas blandas o duras y de eso depende su precio).

Los trenes se pueden comprar por internet (pagando una comisión) o directamente en las estaciones de tren. Muchas estaciones tienen ventanillas especiales para turistas dónde, se supone, al menos un empleado habla inglés. Lo ideal es llevar el número de tren, la estación de cabecera, la estación de destino, la hora, el día (los chinos anotan al revés AAAA/MM/DD) y la clase en la que queremos viajar anotado en un papel. Si está escrito en chino, mejor.

Si uno opta por comprar por internet, además de la compra online luego debe retirar los boletos por la estación de tren (puede ser el mismo día que el tren parte). Para eso, una vez reservados los boletos les llegará un número de comprobante al mail. Con ese número, retiran los boletos por ventanilla.

Sea para retirar o comprar, seguramente les pedirán el pasaporte y la visa de China.

Tanto para conocer el horario de los trenes o para comprar por internet, les recomendamos revisar la siguiente pagina: China DIY Travel

ANTICIPACIÓN

China es por lejos es país más superpoblado del mundo. Por lo cual, mucha gente va y viene todo el tiempo. Lo ideal es comprar los boletos de tren con anticipación para no quedarnos sin lugar.

CONSEJOS PARA VIAJAR EN TREN POR CHINA

Todos los trenes en China además de tener un baño letrina y otro con inodoro tradicional, suelen tener un dispenser de agua caliente. Ideal para hacerse un té o una de las famosísimas sopas instantáneas chinas. Sino, Cada media hora, pasa un empleado del tren vendiendo comidas, bebidas, toallas, biromes, sets de medias, etc.

AUTOBÚSES

Los hay a casi todos lados. Suelen tardar más que el tren y suelen ser una mezcla de olores bastante extraños. Cada ciudad suele tener una o más estaciones de autobuses ubicadas según los puntos cardinales (estación este, oeste, norte o sur). Según el trayecto que realicemos tenemos que ir a una u otra estación. Los pasajes se comprar en el momento.

Otro gasto extra en China son las entradas a las atracciones. Para casi todo hay que pagar (incluso para ir al baño) y los precios nunca bajan de los 5-10 USD. Salvo que estén holgados de presupuesto, es importante que piensen bien que visitar y que no. Igualmente, muchos sitios como por ejemplo la Gran Muralla China tiene opciones alternativas para entrar sin pagar.

Muchos de los sitios de interés turístico tienen descuento para estudiantes. En muchos es necesaria la tarjeta ISIC, en otros es suficiente con cualquier credencial y otros, como por ejemplo, Los Guerreros de Terracota sólo tienen descuento para estudiantes chinos.

En nuestro caso, gastamos mucho menos de los 20 dólares que estimamos por día. No pagamos transporte al recorrer el país a dedo y de los dos meses que estuvimos pagamos poquísimas noches de alojamiento ya que hicimos mucho Couchsurfing.

RECORRER CHINA A DEDO (AUTOSTOP)

Viajar a dedo por China fue más difícil de lo que creíamos. Como ya dijimos, estuvimos dos meses en China. Durante el primer mes recorrimos la costa este y las grandes ciudades chinas. Las ciudades interminables, las autopistas que se enredan como una madeja de lana y la prohibición de hacer dedo en las autopistas hizo todo mucho más difícil. Si a eso le sumamos las dificultades idiomáticas, la polución y el ensimismamiento de los chinos, no fue una experiencia para nada placentera.

Salir de las ciudades nos tomó entre una a dos horas. Luego caminar hasta el peaje, y ahí pedir por favor a los empleados que nos dejen intentar hacer dedo. Muchos auto pretender recibir dinero a cambio.

Otro problema, es que muchas veces el auto no iba a destino sino que nos dejaba a mitad de camino y muchas veces eso implicaba perder otra hora para salir de la ciudad ya que no nos querían dejar en la autopista.

Pero, por el contrario, en el sur y oeste del país fue mucho más fácil. Las ciudades son más pequeñas, no se trata de monstruosas autopistas sino de rutas tradicionales y la gente es mucho más amable y simpática. Lo que nos costó el primer mes, fue proporcional a lo que disfrutamos en nuestro segundo viaje a China.

¿Cartel si o no?

Para el primer viaje a China hicimos un cartel (en chino) que indicaba que estábamos viajando a dedo y el destino al que nos dirigíamos. El problema es que los chinos no conocen la idea de hacer dedo/autostop/hitchhiking por lo cual, por más que este en chino, no tenían ni idea de que significaba eso.

Para el segundo viaje, decidimos sacar la parte de “a dedo” y utilizar sólo un cartel con el nombre de la ciudad a la que nos dirigíamos (en chino) y fue mucho más exitoso. El cartel con el nombre de la ciudad ayuda a resolver los problemas de nuestra mala pronunciación de chino y funciona como filtro para la inmensa cantidad de autos que hay en China.

Además del cartel, viajamos con una breve carta que explicaba nuestra historia, nuestro viaje y nuestra condiciones de viajeros. La carta siempre funcionó, sobre todo ante lo limitados que estábamos ante el idioma.

CONEXIÓN A INTERNET

En la gran mayoría de las ciudades (grandes y pequeñas) hay conexión a internet. Incluso muchos shoppings y restaurants tienen wifi. También, las cadenas de comida rápida tienen y el puestito de comida más austero, tiene wifi.

El problema reside en las paginas que el gobierno chino tiene bloqueadas: Google, Gmail, Facebook, Instagram, Twitter, Youtube, etc. La Muralla China de Internet o “The Great Firewall” nos afecta a la mayoría de los turistas occidentales ya que restringe la mayoría de las páginas que nosotros utilizamos a diario. Para poder acceder a estas paginas bloqueadas en China es necesario contar con una VPN. Es decir, una red privada virtual que nos permite hacer un poco de trampa.

Hay VPN gratuitas y pagas (10 USD por mes). Es importante, una vez que compres tu servicio, descargarlas a tu PC, Tablet o celular y activarlas antes de ingresar a China. Una vez dentro de China, ya no se pueden obtener. Nosotros utilizamos VPN EXPRESS y no tuvimos ningún inconveniente.

Importante: Whatsapp se puede utilizar sin problema, pero en ciertas regiones de China también está bloqueado por conflictos políticos. Por otro lado, WeChat es a la vez el Facebook y Whatsapp que utilizan todos los chinos. Nosotros decidimos abrirnos una cuenta para poder estar conectados con nuestros host de Couchsurfing.

ITINERARIO POR CHINA

Si quieren conocer los lugares dónde estuvimos en nuestros dos viajes a China, acá están nuestros itinerarios:

China I: Costa este y grandes ciudades

China II: Sur y oeste

A modo de resumen, nuestro cinco lugares favoritos de China fueron:

  1. Pueblos tibetanos
  2. Beijing
  3. Muralla China
  4. Xi’an
  5. Shanghái
  6. Datong

RECOMENDACIONES Y CONSEJOS PARA VIAJAR A CHINA

– Tené cuidado con los billetes falsos y con los timos. No sabemos si fue una situación excepcional o no, pero cuando visitamos China había una gran preocupación por los billetes falsos. Se ve que hay muchos. A nosotros nos dieron uno de 100 yuanes falsos, no sabemos bien como ni cuando. Tené cuidado!

– Además de los billetes falsos, los timos suelen estar a la orden del día. En las grandes ciudades muchos jovencitos/as se hacen pasar por estudiantes de inglés y te piden de ir a comer para practicar el idioma. Mirá bien los precios antes de ordenar. A un amigo chileno dos Coca-Cola le salieron 40 dólares.

– Interiorizate: China es, por lejos, el país más grande del mundo y con una historia muy complicada e interesante. Trata de llegar a China conociendo algo, de su geografía, cultura, historia política y de su situación actual. Si bien a los chinos les interesa muy poco el mundo, para nosotros la situación política de los países que visitamos es una pregunta obligada.

– Planificá: Un viaje sale mejor cuando uno lo planifica, al menos un poco. No somos partidarios de un viaje plenamente organizado, con reservas y un itinerario definido. Somos partidarios de que el viaje se vaya armando a sí mismo, pero eso no quita que uno planifique, al menos, algo. Mira un mapa, que lugares te gustaría conocer, por qué, fijate si te quedan de paso, arma un posible recorrido. Tener en cuenta tu presupuesto, tus gustos y tus ganas. Y además, tené en cuenta de que en China las distancias son enormes y no siempre dos ciudades que parecen cerca, en realidad lo están.

– Dejá los prejuicios en casa, en serio. Oímos mucho sobre los chinos sucios, los chinos mafia, los chinos malos, etc. Si bien esta bueno ir con ciudad y preparados, tampoco hay que caer en nuestro eurocentrismo de creernos mejor. En todo caso, los chinos son…chinos. Chinos que escupen, que fuman a toda hora y en todo lugar, que te eructan en la cara, y que hacen todo tipo de sonidos con sus gargantas. Tratá de no quedarte con lo obvio.

– Evitá viajar durante los días de vacaciones. China es el país más superpoblado del mundo y sí, a su veces, tienen la buena costumbre de en vacaciones viajar dentro de su país… imaginate lo que puede ser! Intentá evitar el mes de junio (vacaciones en las escuelas) y los días del año nuevo chino para moverte de una ciudad a otra porque posiblemente no encuentres pasajes, alojamiento y todo sea mucho más caro.

– Informate: sobre el clima, la situación política y social de los destinos que quieras visitar. China está atravesada por distintos conflictos territoriales, políticos y sociales. Lee el diario, busca en internet, preguntale a la gente local. Sabiendo quizá evitaras pasar por algún mal momento. Sobre todo para quienes quieran visitar el Tíbet o la provincia de Xinjiang, entre otras regiones conflictivas.

– China es un país seguro, es casi inexistente la inseguridad y los robos. No existen, en parte, porque la policía esta todo el tiempo y a todo momento rondando por ahí. Igualmente, estate atento a tener ciertas precauciones. A un amigo francés le robaron la billetera en el metro de Shanghái.

¿CONVIENE VIAJAR CON SEGURO MÉDICO?

Si bien es un requisito para aplicar a la visa China, lo cierto es que una vez pasado ese tramite nadie volvió a exigírnoslo. Nunca se sabe si lo vamos a necesitas, por lo cual, nosotros igual nos sacamos uno. Seguramente no lo uses pero por las dudas… Mejor tenerlo y no usarlo, a necesitarlo y no tenerlo. Hay muchas ofertas y promociones, 2×1, descuentos. Les recomendamos que chequeen posibles cotizaciones y tipos de coberturas en Asegura tu viaje.

Itinerario de China II: Sur y oeste

Este fue nuestro segundo viaje a China, donde nos propusimos unir el sur del país con las lejanas ciudades del oeste. Recorrimos pueblos tibetanos, gargantas profundas, pueblos en el desierto y ciudades musulmanes. Otra China que nada tiene que ver con la costa este y las grandes ciudades. Tenemos que confesar, que nuestra primer visita al país nos dejó abrumados de tantas ciudades grandes y tanta polución. Este segundo viaje buscó reivindicar al primero y buscó y encontró, esbozos de la vieja antigua. En está crónica van a poder leer las razones del regreso: Volver a China

Lee el primer itinerario

 

Itinerario de nuestro segundo viaje a China (03/05/2016 – 01/06/2016)

Este viaje también fue de treinta días. Comenzó en la provincia de Yunnan, al sur de China y muy cerca de Vietnam, y termino en Urumchi, en el lejano oeste. Para llegar a Kunming volamos desde India y desde Urumchi cruzamos por tierra a Kazajistán.

Kunming – Provincia de Yunnan

Si buen Kunming es la capital de la provincia de Yunnan, no es una de las típicas mega ciudades chinas. Tiene muchos árboles y demasiados parques con lagos para disfrutar de los días de sol. La gente, los chinos, también tiene otro aspecto y espíritu, caminan menos apurados, sacan a pasear a sus perros y disfrutar de pasar tiempo al aire libre. Todo un hallazgo en la china moderna.

Sacando los parques, algunos templos y museos, Kunming no tiene mucho más que ofrecer. Eso sí, es la puerta de entrada para recorrer toda la provincia de Yunnan. Una de las más atractivas en términos de paisajes y geografía.

Nos alojamos en IviesWill International Youth Hostel por dos noches.

Kaiyuan – Provincia de Yunnan

Kaiyuan es una ciudad al sur de Kunming que no tiene nada especial para ver, salvo un amigo nuestro. Como toda ciudad china se repite el circuito edificios altos, parques, pagodas reconstruidas, lago artificial, local de comida china. La única diferencia, considerando que no es una ciudad turística, es que el atractivo somos nosotros. Los únicos ojos redondos en toda la ciudad. Tal es así que la gente se sacó fotos con nosotros.

Dali – Provincia de Yunnan

Dali es una ciudad pensada pura y exclusivamente para el turismo chino (todo reconstruido, puestos de souvenir por doquier y puestos de comida cada dos metros) pero tiene cierto encanto. Históricamente, era el sitio al cual llegaban los hippies occidentales que se escapaban de los monzones de India. Quizá por eso la ciudad tiene buen karma, o por la arquitectura de las torres chinas en cada esquina, o quizá por las montañas y el Lago Erhai. No lo sabemos, pero estuvimos dos noches y nos pareció poquísimo.

Nos alojamos en el Hostel Five Elements.

Wase – Provincia de Yunnan

Lo interesante del lago Erhai, uno de los más extensos de China, no es tanto su geografía sino los grupos étnicos que ahí viven (o intentan sobrevivir).

Los Bai son uno de ellos y en el Wase dónde aún se puede contemplar su tradicional estilo de vida. Basta caminar unos metros hacia el pueblo para encontrarse con el gran mercado, y si uno camina un poco más llega a las casas típicas dónde hombres y mujeres aún visten las ropas tradiciones y hablan en su dialecto. Toda una verdadera reliquia para China.

En Wase estuvimos sólo dos noches y nos alojamos en E-lodge International Youth Hostel

Lijiang – Shuhe – Provincia de Yunan

Tanto Lijiang como el barrio vecino de Shuhe, son dos clásicos cascos históricos chinos restaurados y devenidos en puestos de souvenirs a mansalva.

Así y todo, uno se siente cómodo recorriéndolos. Quizá porque, al menos en Shuhe, con caminar un poco una llega a las zonas más tranquilas y si se quiere, se puede subir a las montañas y contemplar todo el valle y los picos nevados del Himalaya que recién están comenzando (¿o terminando?). Además, es un sitio bien pensado. Con lagunas internas y con canales de riego que llevan agua a campos de cosechas dentro de la ciudad.

Para muchos viajeros Lijiang es algo que no podemos no ver y para otros es la ciudad que mejor evitar, salvo que nos gusten los sitios recontraremil turísticos. Para nosotros Shuhe es un pueblo bonito y tranquilo, pero de autentico sólo quedaron los adoquines. Eso si, la replica está tan bien hecha que uno puede imaginarse la antigua china.

Estuvimos dos noches y nos alojamos en The Bivou.

Tiger Gorge Leaping o Garganta del Salto del Tigre

Este no se trata de un lugar, sino de un trekking de uno o dos días que en veinte kilómetros recorre una de las gargantas más profundas y poderosas de China. Lo interesante además del furioso río, son las ondulaciones de las montañas y los picos nevados que se ve desde muy cerca.

No es trekking apto para personas con vértigo pero tampoco es una caminata completa que requiera entrenamiento ni estado físico. A lo largo del camino, se cruzan distintos pueblitos dónde se puede comprar comidas y bebidas. Hacia el final del camino hay una zona de guest-house dónde se puede pasar la noche.

Además del sendero de montaña, la garganta también se puede recorrer en vehículo ya que hay una ruta de asfalto que va bordeando el río. La única contra es que el camino va muy por debajo y de logran ver las cubres de las montañas.

Para más información sobre el Tiger Gorge Leaping pueden revisar este articulo de Wikitravel. Es una pena pero sólo esta en inglés.

Nosotros caminamos hasta Sean’s Guest House en un día. Pasamos la noche ahí y al mediodía siguiente nos tomamos un colectivo de dos horas a Shangri La.

Shangri La – Provincia de Yunan

Conocida como la “Puerta de entrada” del Tíbet, es por lejos la ciudad más turística de la región. La fama se debe en gran parte a la novela “The Last Horizont” de James Hilton.

Si bien es una ciudad grande y con mucha impronta china, la parte antigua es la más interesante. Hoy es un laberinto reconstruido con monasterios, museos, estupas, monjes deambulando y un inmenso Himalaya que recién está comenzando. Pero, lamentablemente, toda la impronta tibetana queda teñida por tiendas de souvenirs, restaurantes caros y promociones de pashminas. Igualmente, la arquitectura tibetana se puede ver en las casas de madera que sobrevivieron al incendio del 2014.

Además de la ciudad antigua, hay varios trekings y sitios cercanos para visitar sea en transporte público o con taxi privado.

Nosotros estuvimos tres noches y nos alojamos en Timeless Inn, una guest-house muy hogareño atendida por una china casada con un tibetano.

Pueblos tibetanos – Provincias de Sichuan y Gansu

La idea de visitar Shangri La tenia como fin adentrarnos en la cultura tibetana. Algo que nos había quedado pendiente en nuestra anterior visita a China.

Teníamos dos opciones ir a Región Autónoma de China para la cual se necesitan permisos especial o visitar los pueblitos tibetanos que se encuentras en las Provincias de Sichuan y Gansu, ubicados entre los recovecos del Himalaya. Además, para está parte no se necesita el costoso permiso.

Nos inclinamos por la segunda opción. Estuvimos poco más de una semana y visitamos los pueblos de Daochen, Lijiang, Tagong, Danba y Langmusi.

Para más información sobre Tíbet y sus permisos y sobre los pueblos tibetanos que visitamos y nuestra experiencia, les compartimos esta Guía para recorrer Tíbet con o sin permiso.

Lanzhou – Provincia de Gansu

Lanzhou es la capital de la provincia de Gansu. Si al entrar a Tíbet sentimos que dejábamos atrás China, acá volvió a pasar algo parecido.

Lanzhou es la entrada al oeste de China y la cultura musulmana comienza a ser algo más común y frecuente.

La ciudad no tiene mucho encanto. Si bien está a orillas del famoso Río Amarillo y fue base estratégica en La Ruta de la Seda, hoy funciona como una ciudad china más. Para nosotros, lo más interesante fue el museo provincia y el mercado nocturno de comida típica.

Estuvimos sólo dos noches alojados en Love Hostel.

Turpán o Turfan – Provincia de Xinjiang

Visitar Turpán es entrar en otro mundo: la china del lejano oeste. Turfán se encuentra en una depresión de 154 metros bajo el nivel del mar. Razón por la cual es un oasis natural en medio del desierto y es una de las zonas más calurosas de China y del planeta.

Para llegar a la ciudad cruzamos una infinidad de viñedos, campos de sandias y de melones. El clima es propicio para todos esas frutas. Caminos de tierra nos llevaron a un barrio de casas de adobe y puestos de pan casero en la vereda. A lo lejos, se ve los minaretes de varias mezquitas que, por razones políticas, no pueden llamar a la oración

Nos alojamos en Dap Youth Hostel.

Urumchi – Provincia de Xinjiang

La ciudad de Urumchi nos sorprendió y en el mal sentido. Esperábamos encontrar el mismo estilo pueblerino de Turfán. La vida uigur en la calle, las casillas de adobe y con grandes patios internos y las cabras caminando por ahí. Pero no, lo único parecido era el Gran Bazar.

Si hay algo en lo que son buenos los chinos es en arrasar todo lo lindo y auténtico que haya en su territorio. Construir autopistas, edificios, rascacielos, parques y volver a arrasar y construir. Es un país que se sostiene por la construcción, y ni Urumchi ni el bazar fueron la excepción. Los minaretes de las mezquitas compiten con un Carrefour y los puestos de pan intentan abrirse paso entre andamios y chapas mal puestas. En Urumuchi nos alojamos en Maitian International Hostel

Para conocer más Turpán y Urumuchi y todos los conflictos étnicos-policos que atraviesa la región, les compartimos nuestra crónica: Xinjiang, el oeste de China

Horgos – Provincia de Xinkjang y frontera con Kazajistán

Horgos es la última ciudad china, justo en la frontera con Kazajistán. Como llegamos de noche y la frontera ya había cerrado, tuvimos que pasar la noche para cruzar al día siguiente. Buscamos un hotel y conseguimos una habitación a 80 yuanes la noche. Al rato, nos dimos cuenta que se trataba de un hotel transitorio. La ciudad está llena de ofertas sexuales, y parece que los chinos son buenos consumidores.

A la mañana siguiente, caminamos los dos kilómetros que separan la ciudad de la frontera y nos despedimos de China. Aún no sabemos si fue por última vez o si habrá una tercera.

Info útil frontera China-Kazajistán: 

Este paso fronterizo no tiene buena fama. Fueron tantas las cosas malas que leímos que fuimos preparados para defender de un ejercito de chinos tomando sopa y sonándose los mocos a las vez. El primer detalle a tener en cuenta es que China y Kazajistán tienen dos horas de diferencia, por lo cual la frontera abre a las 8 AM de Kazajistán que recién es a las 10 AM de China. Hay que tener en cuenta el horario de ambos países antes de intentar cruzar del otro lado.

A su vez, para cruzar la frontera es necesario hacerlo en auto, taxi o micro. No sé puede cruzar caminando. Y si se pudiera, entre un puesto y el otro hay casi 10 kilómetros. El valor del boleto del micro es de 100 yuanes (del lado chino). Nosotros, además de explicarle al oficial que viajábamos haciendo dedo, teníamos el problema de no tener más yuanes. Habíamos cambiado todo. Luego de un tire y afloje en chin-glish nos dejó pasar.

En el mostrador de migraciones nos miraron bastante el pasaporte. No les gustó que se nos haya mojado ni el sello de Bangladesh y las Islas Andamán. Esperamos media hora, durante la cual todos se metieron en un cuartito con nuestros pasaportes hasta que finalmente nos lo devolvieron. Del lado kazajo, lo más bien. Todos estaban al tanto de que Argentina no necesita visa para Kazajistán.

Con una sonrisa, volvimos a pisar las tierras soviéticas que tanto nos gustan. Lo puede leer en esta crónica: Salir de China

Itinerario de China: Costa este y grandes ciudades

Llegamos a China, por tierra. Cruzamos desde Mongolia, en un intento de escapar del desierto y de la locura de Ulan Bator. Desde la capital mongola, nos tomamos un tren nocturno a la frontera con China. Ahí comenzó nuestro periplo.

En total estuvimos treinta días. Tuvimos que salir ya que sólo teníamos un mes de visa. Debíamos volver a tramitar una nueva visa para volver a entrar. Pero esa es la historia de nuestro segundo viaje.

itinerario i (22/10/2015 – 20/11/2015):

Costa este y grandes ciudades de China: desde Datong hasta Hong Kong.

Datong – Provincia de Mongolia Interior

Fue nuestra puerta de entrada y nos sirvió como primer pantallazo de China. Dicen que las primeras impresiones nunca fallan y está no fue la excepción. Datong, al igual que el resto de China, es una ciudad en constante construcción. Si bien fue una de las más antiguas, todo el casco histórico fue reemplazado por nuevos edificios que simulan parecerse a los anteriores, incluso las murallas son totalmente nuevas.

Además de los parques y el barrio musulmán, el mayor atractivo de Datong está en los alrededores. A unos 65 kilómetros se puede un visitar un monasterio colgante (literalmente, colgando de la montaña) y, también, un sistema de cuevas con grabados budistas. Lo más práctico es tomar un taxi y recorrer los alrededores, eso sí… los precios de las entradas no son muy accesibles.

Nosotros estuvimos dos noches y los alojamos en Datong Youth Hostel.

Nuestra crónica: Datong, primeras impresiones.

Beijing

Los favoritismo nunca son buenos, pero tenemos que reconocer que Beijing fue nuestra ciudad favorita. Si claro, es una ciudad enorme, con decenas de barrios, con una nube tóxica encima, donde nunca se ve el sol ni donde es fácil ubicarse pero Beijing tiene algo. No sabemos si por ser la capital del país más superpoblado del mundo o por el lugar en el imaginario colectivo que Pekín ocupa, pero Beijing tiene ese atractivo que te invita a salir a caminar. O, al menos, para nosotros.

Es una ciudad donde hay mucho para hacer y ver (la ciudad prohibida es sólo una de las tantas paradas). A pesar de la extensión, se recorre bastante fácilmente, sobre todo por la buena planificación del metro. Aunque entre tanta gente, carteles y caracteres chinos es muy fácil perderse.

Más allá de los templos y museos, nuestra actividad favorita fue caminar a la mañana por los Hutones (calles estrechas, que sobreviven a los rascacielos) y contemplar la cotidianeidad china.

En Beijing estuvimos una semana y nos alojamos en Beijing Heyuan International Youth Hostel.

Nuestra crónica: Perdidos en Beijing

Muralla China

La Gran Muralla China merece un apartado especial. Con un largo supuesto de 8.000 kilómetros, la muralla cruza China de este a oeste. Si bien es una de las maravillas del mundo moderno y la única construcción humana que supuestamente se puede ver desde el espacio, la Muralla China es un ejemplo de intolerancia y de guerras entre pueblos vecinos.

Se puede visitar distintos sectores de la Muralla, la mayoría de los tramos restaurados se encuentran cerca de Beijing. Nosotros, por el contrario, decimos hacer algo atípico. Hicimos lo que no se debía. Subimos a la Gran Muralla China por una parte no reconstruida. No queríamos ver la parte nueva, repleta de chinos en masas. Queríamos ver la muralla originaria, de la que sólo quedan piedras apiladas y torres de vigilancia abandonadas y venidas a menos. Para eso tuvimos que escalar por más de cinco horas. Llegamos arriba cuando el atardecer ya estaba ocurriendo. Pasamos la noche, muertos de frío en una torre a medio desmoronar. La luna llena iluminó las montañas y la infinita muralla, durante toda la noche. El amanecer nos encontró despiertos, contemplando y disfrutando del privilegio que teníamos. Además, no habíamos podido dormir nada por culpa del viento, los ruidos y el miedo de que alguien nos descubra.

Nuestra crónica: Conquistar la muralla China

Pingyao – Provincia de Shanxi

Pingyao es el típico pueblito chino que todos imaginamos. Calles de adoquín, casas grises con techos de teja a dos aguas y dragones en las molduras. Murallas que rodean la ciudad, templos budistas y torres desde las cuales se puede contemplar el atardecer. Si, Pingyao es así pero… a la romántica descripción hay que sumarle los puestos de souvenirs, las chinas disfrazadas de princesas para la foto y el completo caos que rodea la parte antigua de la ciudad.

Nosotros estuvimos dos noches y nos alojamos en una casa de familia. Alquilaban una de las habitaciones dobles a 45 yuanes la noche.

Nuestra crónica: Las ciudades de Pingyao

Xi’an – Provincia de Shaanxi

Xi’an es una de las ciudades más antiguas de China y su fama se debe a La Ruta de la Seda. Era una de las ciudades dónde más se comercializaba y gracias a aquel intercambio hoy es una ciudad con muchísima diversidad cultural: chinos, musulmanes, musulmanes chinos, descendientes de Asia Central y algún que otro argentino.

Entre las murallas de la ciudad, museos, mezquitas, pagodas y los guerreros de terracotas volvimos a estar un poco “como en casa”.

En Xi’an nos reencontramos con un amigo que está viviendo allá y de esos días en su casa salió está crónica: Los condimentos de Xi’an

Zhengzhóu – Provincia de Henan

Desde Xi’an fuimos a Shanghái. En total fueron 1.400 kilómetros y lo hicimos a dedo (autostop). Zhengzhou fue una de las paradas intermedias. Lo bueno fue que gracias a Couchsurfing conocimos a un español que trabaja ahí como profesor de español. Además de conocer la universidad nos sirvió para entender aún más el curioso y estresante sistema de educación chino.

Xuzhóu – Provincia de Jiangsu

Al igual que con Zhengzhóu, Xuzhóu fue otra parada en el largo camino a Shanghái. Aquí también utilizamos couchsurfing. Así conocimos a Dintra, un chino con un celular más grande que la palma de su mano y del cual nunca pudo separar su vista.

Lo más interesante de Xuzhóu, fue salir a comer con Dintra. Nos desfiló por todo tipo de restaurant dónde servían los platos más exóticos. Entre ellos, tortugas con caparazón. Con mucha impresión, nosotros nos pedimos un arroz con verduritas.

Shanghái

Llegamos a Shanghái y de pronto todo cambio. Los chinos dejaron de eructar para pasar a ser gurúes metrosexuales de la moda: Hombres y mujeres por igual. Shanghái es un laberinto de shoppings y casas de diseño. Es una ciudad con encanto, donde barcitos y cafés compiten entre sí y a nosotros nos recordó mucho al barrio de Palermo, en Buenos Aires.

Caminar por el Bond y esperar que la ciudad se ilumine fue parte del ritual que repetimos durante nuestros tres días.

Durante esas noches hicimos Shanghái y de aquel encuentro salió esta crónica: La guía equivocada de Shanghái

Hangzhóu – Provincia de Zheijinag

Muchos visitan Hangzhóu por el día y vuelven a Shanghái. Para nosotros, merecía un poco más de tiempo. Y, quizá, le erramos. La ciudad es famosa por la cantidad de parques, lagos y templos que tiene, todo con un estilo bien oriental.

El problema es que los chinos también se enteraron de eso y la ciudad está totalmente masificada.

Estuvimos dos noches y nos alojamos con una china que estudió español. El encuentro nos vino bien a los tres para practicar un poco el idioma.

Xiamen – Provincia de Fujian

Xiamen es una isla separada por unos pocos kilómetros de la China continental. No es Hong Kong ni Shanghái pero se nota que es una ciudad portuaria que está creciendo al ritmo chino (y eso es muy rápido).

Si bien no tiene ningún atractivo especial y la playa no es para nadar, Xiamen tiene cierto encanto. Caminar por la costanera y contemplar el atardecer desde los templos que están subiendo las montañas fueron nuestras actividades favoritas, pero la mayor riqueza está en la cantidad de personas de todas partes del mundo que ahí viven y/o estudian. Tanto intercambio hizo que diéramos con un puestito de empanas argentina en el mercado nocturno.

Shenzhen – Provincia de Guangdong

Dicen que es una de las ciudades más pobladas de China, puede ser. Su ubicación es estratégica. Está a sólo un subte de distancia de Hong Kong. Si, un subte.

La frontera entre Shenzhen y Hong Kong la cruzamos en metro, haciendo migraciones en las estaciones intermedias.

Shenzhen fue la última parada de nuestro primer viaje a China. Estuvimos sólo una noche en la casa de una chica de Couchsurfing y al día siguiente dejamos China.

Hong – Kong

Si bien Hong-Kong es una republica administrativa independiente de China, muchos son los lazos que la unen al gigante asiático. Aunque, una de las mayores diferencias es el idioma. En Hong-Kong no se habla chino mandarín, sino cantonés.

Nosotros estuvimos una semana y podemos decir que fue de las semanas más caras de nuestras vidas. En cierto punto, Hong Kong es un lugar donde es imposible aburrirse siempre y cuando te encante pasear entre rascacielos y shoppings. Lo bueno es, que al ser una isla y tener salida al mar, se puede ir en barco a islas cercanas mucho más tranquilas. Nosotros disfrutamos de varios trekkings en las montañas y de, incluso, un baño en el mar.

Nuestra crónica: Hong Kong y su armonía

Conclusiones de nuestro primer viaje a China

Vamos a ser sinceros, salimos muy contentos de China. No por el viaje, sino por el hecho de dejar el país. Fue un viaje de un mes dónde pasamos más tiempo arriba de los colectivos urbanos cruzando grandes ciudades y dónde prácticamente, y por culpa de la polución, no vimos ni el sol.

Recorrer tanta ciudades en tan poco tiempo nos dejó agotados. Y los chinos, con su poca implicación con el mundo y su egoísmo de hijos únicos, tampoco ayudaron.

Dejamos China dudando sin volver o no. Aún nos faltaba ver el sur y el oeste. Lo más autentico y lo menos chinos. No tomo varios meses definir que hacer.

Segunda vuelta

Finalmente, tras una temporada de cuatro meses en India, un regreso a Tailandia y una visita a Bangladesh y Camboya decidimos volver a China. Nos prometimos esquivar grandes ciudades y perdernos en los pueblitos tibetanos del oeste del país.

En está crónica van a poder leer las razones del regreso: Volver a China

También, les compartimos el Itinerario de nuestro segundo viaje a China (03/05/2016 – 01/06/2016) dónde visitamos el sur y oeste del país.

Guía de viaje a Bangladesh: datos y consejos

Aclaraciones

  • La información recogida aquí se corresponde con nuestra visita a Bangladesh en el mes de abril del 2016. En total estuvimos 3 semanas en Bangladesh.
  • Todos los datos están basados en nuestra propia experiencia. De este modo, los precios son los que nosotros pagamos, y los trámites, los que nosotros mismos realizamos.

Esperamos que cumpla su objetivo: serle útil a futuros viajeros.

Cualquier duda, pregunta o comentario, no duden en hacerlo llegar.

¡Buen viaje y disfruten de Bangladesh!

Animarse

Un viaje comienza cuándo a uno se le cruza por la mente la simple idea de realizarlo. Y quizá ese es el momento más difícil del viaje: Animarse. Cruzar la barrera de los prejuicios y los miedos para tomar coraje y salir a conocer el mundo. El comienzo y fin de un viaje no se corresponde con la temporalidad de subir y bajar de un medio de transporte; el viaje nos va a acompañar. Pasará a formar parte de nosotros, y nosotros ya no seremos los mismos.

No miremos la realidad desde la comodidad de nuestro sillón, salgamos a conocerla y transformarla. El mundo no es un lugar tan peligroso como mucha gente nos quiere hacer creer. Más bien todo lo contrario; es hospitalario y amigable.

Sobre Bangladesh

Si uno mira el mapa rápidamente, Bangladesh no se ve. Es un país chiquito. Se ubica en el Golfo de Bengala y prácticamente India lo rodea por completo (casi ahorcándolo), salvo en el sureste. Ahí está Myanmar, país con el cual también tienen problemas.

De Bangladesh no sabemos mucho. Los medios de comunicación no levantan noticias del país y en la escuela no nos cuentan nada que ocurra más allá de Europa. No sabemos que el país se está hundiendo ni que la mayoría de las empresas textiles internacionales tienen allá sus talleres clandestinos.

Los turistas tampoco van. No hay guías de viaje del país ni grandes atractivos turísticos. Quizá fue todo ese desconocimiento lo que nos empujó a cruzar la frontera.

Bangladesh no es un país fácil para viajar. Las rutas están en mal estado, los alojamientos no son accesibles y los autobuses rara vez cuentan con rueda de auxilio. Pero más allá de cuestiones de comodidades y detalles perdidos en el tiempo, el mayor atractivo del país es su gente.

El orgullo bangladesí y el fervor que sienten cuando ven a un occidental caminando por sus ciudades ya son razones suficientes para conocer esta parte del mundo.

Un poco de historia

Bangladesh es un país relativamente nuevo que alcanzó su independencia de Pakistán tras una sangrienta lucha y un éxodo de más de diez millones de personas a India. Éxodo catalogado como el más numeroso de la historia.

En 1947 cuando los ingleses se fueron de las Indias Británicas, Bangladesh pasó a formar parte del estado de Pakistán, sobre todo por tener la religión en común. Pero los miles de kilómetros de distancia que los separaban hicieron que la gente de Bangladesh se sienta perjudicada y sin ayuda del gobierno por lo que empezó a fomentar la idea de la independencia. Pakistán endureció su trato, pero Bangladesh con la ayuda de India logró su independencia.

Desde entonces vivió un periodo de golpes de estado e inestabilidad política. Recién en 1991 se efectuaron elecciones. Hoy es una república parlamentaria.

Algo que nos llamó la atención del país fue la cantidad de protestas y cortes de calles que vimos. Especialmente en Dakha.

Visa

La mayoría de los países requieren visa para ingresar a Bangladesh.

Si uno ingresa al país por avión puede aplicar a una visa on-arrival que se tramita directamente en el aeropuerto.

Pero si uno ingresa por tierra, deberá tramitar la visa previamente en cualquier Embajada o High Comission de Bangladesh. La mayoría de los pocos turistas que visitan el país lo hacen desde India, tramitando, de este modo, el visado en Nueva Delhi o en Kolkata.

Requisitos:

  • Pasaporte con seis meses de validez
  • Dos fotos carnet
  • Formulario de aplicación completo (se descarga por la pagina web) fotocopias del pasaporte y de la visa de India, en este caso.

Es importante aclarar en el formulario el medio de transporte por el que vamos a ingresar al país (tren, autobús, avión) ya que esa información figura en la visa.

  • Suma correspondiente de dinero. Varia según la nacionalidad y la extensión de la visa. A nosotros, siendo argentinos, la visa de 30 días nos costo 30 USD que abonamos en rupias indias.

Nuestra experiencia

Tramitamos la visa en la High Comissión de Kolkata (ver web: http://bdhc-kolkata.org). Por internet buscamos los requerimientos (dos fotos carnet, formulario completado previamente y fotocopia del pasaporte y de la visa de India) y fuimos temprano a iniciar el tramite.

La oficina se trata de una ventanilla a la calle. Si bien hay una ventanilla especial para turistas extranjeros también la utilizan personas con discapacidades físicas y de tercera edad. La fila y la cantidad de personas no hubiese sido un problema si la ventanilla hubiese atendido a horario.

Cuando fue nuestro turno presentamos todos los papeles. El empleado ni los miró, sólo contó la plata y nos dio un recibo. Al día siguiente podíamos retirar los pasaportes con la visa ya colocada. Si queríamos los pasaportes antes, teníamos que pagar más.

Cuando fuimos a retirar los pasaportes ocurrió lo mismo que el primer día. Abrieron la ventanilla dos horas más tarde y no nos miraron a la cara. En fin, teníamos el pasaporte con la visa lista.

Llegar desde Kolkata

El modo más fácil de ingresas a Bangladesh es en tren. Tres veces por semana funciona el Maitres – Express. Es un servicio internacional que une Kolkata con Dhaka en menos de 12 horas.

El tren tiene distintas clases. Nosotros viajamos en tercera sin aire acondicionado. El valor del pasaje es de 500 rupias.

El pasaje se compra en la oficina de ventas de pasajes para extranjeros al lado de Eastern Railway’s Foreign Tourist Bureau. Para poder comprar el pasaje hay que presentar el pasaporte con la visa ya aprobada. Sin visa, no venden pasajes.

Como siempre en India, hay que ir con paciencia. Las filas no existen y uno tiene que defender a rajatabla su ubicación en la ventanilla.

Impuesto de viajes (Travel Taxs)

Todo aquel viajero que abandone Bangladesh por tierra debe abonar un impuesto especial. El mismo se abona en cualquier sucursal del Banco Sonali. El valor es de 500 TK y en la frontera terrestre exigen el comprobante de pago.

Según nuestra experiencia fue mejor pagarlo con anticipación porque no todas las ciudades tienen sucursal del banco.

Vacunas y otros medicamentos

No hay vacunas ni recomendaciones necesarias para visitar Bangladesh. A los sudamericanos nos pueden llegar a exigir la Vacuna de la Fiebre Amarilla por ser portadores pero no es algo generalizado. Y solo lo pueden exigir si uno vuela directamente desde algún país africano o sudamericano.

Nosotros, igualmente, nos acercamos al servicio de medicina al viajero. Allí contamos nuestro itinerario, tiempo de viaje y completamos una pequeña historia clínica, en base a eso nos recomendaron que vacunas y medicación era necesaria. En nuestro caso:

  • Polio (refuerzo)
  • Hepatitis A y B (refuerzo)
  • Antitetánica (refuerzo)
  • Rubeola
  • Rabia

También nos dieron consejos en relación a la alimentación y elementos necesarios para llevar el botiquín.

Moneda

La moneda es el Taka. El valor de los billetes es de 10, 20, 50, 100, 500, 1.000. También hay monedas de 1, 2 o 5 Taka pero no se ven prácticamente. Los centavos no existen.

Aquí van algunas conversiones para tener una idea (al 06/12/2015):

La relación taka-dólar es de 1 USD → 78,40 TK.

La relación taka-euro es de 1 EUR  → 86,87 TK.

Para ver la cotización actual xe.com

Es importante pensar como manejar las finanzas. Hay varias opciones:

  • Viajar con cheques viajeros. En todas las ciudades importantes hay casa de cambio que los aceptan. El tipo de cambio es apenas un poco más bajo.
  • Viajar con efectivo. Lo más fácil de cambiar son dólares o euros.
  • Sacar dinero vía cajeros automáticos o manejarse con tarjetas de crédito. Cajeros hay por todos lados.

Para nosotros lo más cómodo y simple fue ir sacando plata de cajeros automáticos a medida que el viaje va avanzando. En la mayoría de las ciudades y pueblos encontrarás uno y podes obtener takas con tu tarjeta de crédito o débito. Esta opción fue la más segura y barata para nosotros. El inconveniente es que necesitas una cuenta bancaria o al menos una tarjeta a tu nombre.

Si optan por la tarjeta de crédito o débito, recuerden tener siempre una reserva de dinero en efectivo. Nos pasó de estar en pueblos sin cajeros o sin luz.

Idioma

El idioma oficial es el bengalí.

Pensamos que el idioma iba a ser una gran barrera pero la mayoría de los jóvenes, sobretodo en las grandes ciudades y zonas turística, hablan inglés.

Igualmente, más allá de la utilidad del idioma siempre nos parece un lindo gesto aprender algunas palabras del país que visitamos.

Clima

Lo primero que nos llamó la atención fueron las condiciones geográficas del país. Basta ver el mapa para observar que Bangladesh está atravesado por cientos de ríos y riachos. El territorio alberga en su interior el delta más grande del mundo. Allí desemboca el río Ganges y el río Brahmaputra.

Bangladesh es el país más densamente poblado, por lo cual el calor humano es una constante del día a día. Si a eso le sumamos la condiciones tropicales tenemos calor todo el año. Intensificado en la época de verano (Mayo a Septiembre).

Hay sólo dos estaciones: época seca y época de monzones. ¡Y cuando llueve, llueve! Los ríos se desbordan, los barcos dejan de circular y periódicamente muchos habitantes pierden su casas. La época de lluvias es de Junio a Agosto.

Nosotros visitamos el país en abril del 2016. De las tres semanas que estuvimos, durante dos llovió torrencialmente. Algunos afirmaban que el monzón se adelantó y otros sostenían que era una de las consecuencias del cambio climático. Bangladesh es el país más afectado climáticamente y uno de los primeros amenazados en desaparecer por los desastres naturales que estamos generando.

Lo ideal entonces, seria evitar la época de lluvias y los meses posteriores al monzón. Pero… hay que tener cuidado, también, con la época seca ya que los ríos bajan demasiado y hay trayectos en barco que no se pueden realizar.

Presupuesto

Un viaje puede ser tan caro y tan barato como uno de desee y planee. En nuestro caso viajamos de un modo económico, al mejor estilo mochilero y tuvimos al suerte de descubrir que Bangladesh es uno de los países más baratos para viajar.

Acorde con nuestro estilo de viaje, no realizamos excursiones pagas (nos las ingeniamos para realizarlas nosotros mismos) y optamos por transporte público antes que tomar un taxi o jeep privado.  Viajamos lento y de manera pausada. Solemos informarnos bastante sobre precios, distancias, medios de transporte o cualquier otra variable que intervenga.

Cuando más rápido uno quiere viajar y más destinos en menos tiempo quiere ver, se encarece mucho más el presupuesto.

Un presupuesto muchilero promedio en Bangladesh puede un de 1.600 TK diarios. Incluye alojamiento (baño privado), comida y transportes. Lo que da unos 20 dólares por día. O al menos eso gastamos nosotros, siendo dos personas.

Este presupuesto se descompone en 3 cosas básicas. Comer, dormir y viajar:

  • La comida en Bangladesh es barata. Hay que comer dónde come la gente local. Por cada almuerzo o cena gastamos entre uno y tres dólares cada uno dependiendo de que pedíamos. Es más barato comer comida bengalí que internacional.
  • El alojamiento depende mucho de qué tipo de viaje se quiera hacer. En Bangladesh son muy comunes los guest-house. Son habitaciones con baño privado pero con menos categoría que un hotel. Los estándares son muy parecidos a los de India. En promedio pagamos entre 400-800 TK por habitaciones dobles. Lo más caro que pagamos fue en Dacca, 800 TK por una habitación que no aprobaba las condiciones mínimas de higiene. No nos fue fácil conseguir alojamiento, sobre todo en las grandes ciudades. Muchos hoteles no están habilitados para recibir extranjeros y otros, simplemente, no aceptan mujeres. También realizamos couchsurfing y fueron dos experiencias muy enriquecedoras.
  • En cuanto al transporte, la mejor manera de moverse dada la geografía del país es en barco. Pero para eso es necesario que los ríos no estén mi muy altos ni muy bajos. En Dhaka, sobre el rio Buriganga hay varios puertos. De cada uno salen barcos en distintas direcciones. Para trayectos nocturnos es importante comprar el ticket por adelantado. Cada barco tiene distintas clases: Primera clase (camarotes privados), Segunda clase (también camarotes privados pero menos lujosos/equipados) y tercera clase. Tercera clase es, básicamente, ubicarse dónde haya un lugar. Según el barco algunos tienen asientos o bancos de madera en la cubierta. Las familias locales suelen viajar con telas, alfombras o hamacas que colocaban en cubierta para pasar el rato más cómodos. Para tener un precio de referencia: De Dhaka a Chandpur fuimos en barco. Fueron cuatro horas y el pasaje en cubierta nos salió 100 TK. A diferencia de India, acá el tren no es una buena opción. No hay muchos y los pocos trayectos que hay son lentos. Por lo cual, es el autobús la opción más fiable. Aunque tampoco es rápida, ni fresca, ni segura, ni cómoda. Los tipos manejan como quieren y los asientos es algo que rara vez está entero. Para los trayectos nocturnos lo ideal es comprar el boleto por adelantado para asegurarse el pasaje. La mayoría de las ciudades suele tener una estación de colectivos dónde venden boletos y dónde se puede consultar los horarios. Para trayectos de larga distancia/nocturnos hay dos opciones: Autobuses con aire o sin aire acondicionado. La diferencia de precios es interesante. Para trayectos cortos y de día, lo ideal es buscar la parada de autobuses y subirse al primer que venga. En general, los autobuses no salen hasta no estar llenos. Más de una vez nos pasó de tener que esperar casi una hora para que se llenase. Además, otro detalle a tener en cuenta es el pésimo estado de las rutas. Un trayecto de 100 kilómetros se puede hacer en cuatro horas, con viento a favor y un poco de suerte.

Comidas

La comida bengalí no es nada del otro mundo. Es una versión más simple y menos sabrosa de la comida India.

En general cualquier plato de comida consiste en arroz blanco o naan (tortillas de harina blanca) acompañadas de algún curry de vegetales (papa sobre todo), pescado o pollo. También hay kebab’s o samosas fritas.

A veces más picante, a veces más rico, la comida no sale de esas opciones y combinaciones.

Lo más nos sorprendió de la gastronomía bengalí fue el Chá. Una infusión de té negro mezclado con leche condensada. Muy dulce y espero, pero muy rico. El valor del Chá cuesta entre los 5-10 TK.

Hay algunos locales de comida rápidas y algunas pizzerías estilo occidental. Son una buena alternativa cuando uno se cansa de comer arroz o naan.

Conexión a internet

¿Y eso qué es? Bangladesh no es un país muy amigo de la internet y la tecnología. Cuando la luz eléctrica aún no es un servicio estable y accesible, internet parece algo muy lejano. En algunos sitios se consigue, pero… a paso de tortuga.

Itinerario

Recorrimos Bangladesh durante tres semanas. Desde Kolkata fuimos en tren express a Dhaka.

Visitamos Dhaka – Bisirili y el CHINA CLAY HILLS (un lago de agua turquesa que en ese momento no tenia agua) – Dhaka – Chadpur – Chittagong – Shitakundo – Srimangal – Shylet – Meghalaya (India).

Dhaka, es la principal puerta de entrada al país y es una de las capitales más enquilombadas que visitamos. Gente a montones, trafico sin sentido, mezquitas por doquier y poderosos río que parece darle vida y alma a la ciudad. Dhaka es una ciudad para perderse.

Birisiri se encuentra en la frontera con India. Es un pueblito tradicional con calles de arena y niños remontando barriletes. Muy cerca se encuentra el China Clay Hills, un lago de aguas turquesas rodeado de montañas verdes y plantaciones de arroz. El paisaje es fascinante, lastima que el lago no tiene agua en la época de nuestra visita.

Chittagong es la segunda ciudad más importante del país. Si bien es más tranquila y prolija que Dhaka no deja de ser apabullante. La gracia de Chitttagong son los trekkings y caminos de montañas que salen desde ahí. Para poder visitar los alrededores se necesita un permiso y sólo se obtiene en Dhaka.

Sitakundo es un enclave hinduista. Si bien en Bangladesh la mayoría de la población es musulmana varias ciudad conservan templos e imágenes de Shiva. Shitakundo es famosa por el Templo de Chandranath. Se ubica en lo alto de una montaña. Las vistas son lo más lindo, incluso se llega a ver el mar.

Srimangal es un pueblito de tres calles y seis esquinas. El mayor encanto son las plantaciones de té que lo rodean. No hay mucho para hacer salvo caminar sin rumbo, charlar con los locales y tomarse uno o dos chá.

Shylet es la capital de la región del noreste de Bangladesh y fue nuestra última parada en India. Al igual que Srimangal, las plantaciones de té son la razón por la cual los escasos turistas visitan la región. Para nosotros fue la parada perfecta para cruzar al estado de Meghalaya, en India.

Recomendaciones y consejos

Informales:

  • Interiorizate: Bangladesh es, por lejos, un país desconocido y con una historia muy complicada e interesante. Trata de llegar conociendo algo. A los bangladesíes les interesa conocer como el mundo los ve sobre todo por la nula prensa que occidente les hace a diario. La situación política es una pregunta obligada.
  • Planifica: Un viaje sale mejor cuando uno lo planifica. No somos partidarios de un viaje plenamente organizado, con reservas y un itinerario definido. Somos partidarios de que el viaje se vaya armando a sí mismo, pero eso no quita que uno planifique alguito. Mira un mapa, que lugares te gustaría conocer, porque, que te quedan de paso, arma un posible recorrido. Tener en cuenta tu presupuesto, tus gustos y tus ganas.
  • Dejá los prejuicios en casa, en serio. Les compartimos algunos de los mitos y curiosas que fuimos encontrando y derribando conforme avanzamos con el viaje. Se van a sorprender de las cualidad únicas de Bangladesh: Curiosidades de Bangladesh.

Formales:

  • ¿Conviene viajar con seguro médico? No lo sabemos, pero nosotros igual nos sacamos uno. Seguramente no lo uses pero por las dudas… Mejor tenerlo y no usarlo, a necesitarlo y no tenerlo. Hay muchas ofertas y promociones, 2×1, descuentos. Les recomendamos que chequeen posibles cotizaciones y tipos de coberturas en Asegura tu viaje.Además, si necesitan tramitar la visa de Rusia, el seguro médico es obligatorio.
  • Informate: sobre el clima, la situación política y social de los destinos que quieras visitar. Bangladesh está atravesada por distintos conflictos territoriales, políticos y sociales. Lee el diario, busca en internet, preguntale a la gente local. Sabiendo quizá evitaras pasar por algún mal momento.
  • Bangladesh es un país seguro, a nosotros nunca nos pasó nada, y la verdad que en todo momento nos sentimos seguros. Pero, como en cualquier lugar, hay que tener los recaudos mínimos para no tentar a la suerte.

Nuestras crónicas

Guía para visitar Tíbet con y sin permiso

Introducción

Conocer el Tíbet es un viaje prometido para la mayoría de los viajeros, pero es cierto que cada vez es más difícil y más caro adentrarse en las tierras de budismo, del Himalaya y de los cielos celestes.

Litang - tibet - china -5

Por Tíbet, nosotros entendemos la cultura tibetana. Cultura budista, milenaria, filosófica y hoy en día, exiliada. Cultura con su propio idioma y religión. Por lo cual, si nos restringimos al termino general, el Tíbet se extiende desde el norte de India, cruzando Nepal y Bután hasta el centro de China, en las provincias de Sichuan y Gansu.

Pero en términos concretos y políticos, el Tíbet es una provincia “autónoma” de la República Popular de China. Es decir, una provincia ocupada y añadida al mapa de China por la fuerza desde hace más de setenta años. En China, la cultura tibetana es oprimida y mal vista, y los chinos hacen lo imposible para seguir perpetuando esta situación.

Cuando en la década del ’50 el gobierno chino ocupó Lhasa, capital del Tíbet, muchos tibetanos debieron exiliarse en los países vecinos.

La figura más representativa del Tíbet, es el Dalai Lama, líder espiritual y político del budismo tibetano. Cómo representante del gobierno tibetano en el exilio, su residencia oficial está en Dharamsala, India.

“En 1950 el Ejercito Popular de Liberación de China entró y tomó posesión de la ciudad-capital de Lhasa. Obedeciendo a la Revolución Roja todo tipo de manifestación religiosa fue considerada enemiga del pueblo. El budismo tibetano quedó proscripto. Desde aquel momento hasta hoy en día, el Tíbet es un limbo. Los tibetanos exiliados apelan a la autonomía política de la región. China, por su parte, cada vez se mete más: llenando las calles de militares, imponiendo el mandarín, poblando la región de chinos, mandando turistas en masas, negando documentos y pasaportes.

Los refugiados tibetanos en el exterior también se organizan. Marchas, apelación, recursos de amparo, incluso, inmolación a lo bonzo. Nada es suficiente ni nadie sabe bien que pasa.” Extracto de El Tíbet de China

Nosotros repudiamos el atropello del gobierno chino y levantamos la bandera del Free Tibet. Por lo cual, cuando decimos Tíbet nombramos la Región Autónoma Tibetana ubicada dentro de China pero también el Tíbet histórico y cultural que se extiende en las provincias chinas de Yunnan, Sichuan, Qinghai y Gansu y por ciertas zonas de Nepal, India y Bután.

En esta guía además de contarles nuestra experiencia, les compartimos dos modos distintos de visitar Tíbet. Uno es con permiso y adentrándose en la Provincia autónoma de Tíbet y el otro modo es sin permiso, conociendo los pueblos tibetanos de las provincias de Yunnan, Sichuan y Gansú.

Visitar Tíbet con permiso

Desde hace varios años para entrar a la Provincia Autónoma Tíbet en China es necesario un permiso. Debido a la conflictiva social, a los intentos fallidos de independencia y la cantidad de revueltas del pueblo tibetano, el gobierno chino decidió ejercer un control estricto en la región. A nosotros, viajeros, ese control nos afecta.

Litang - tibet - china -3

Actualmente no es posible ingresar a Tíbet por cuenta propia. Para visitar tanto Lhasa como los alrededores es necesario contar con un guía. El permiso se tramita solamente mediante una agencia de viajes autorizada que suele vender un paquete que incluye alojamientos, comidas, excursiones más el servicio de guía y chofer. No incluye el traslado aéreo a Tíbet.

El valor del paquete turístico depende de la cantidad de días, de la calidad del alojamiento y si se trata de un tour privado o un tour grupal, siendo está última opción la más baratas.

Nosotros cotizamos y el valor del permiso + todo lo de más por diez días sumaba 1.000 USD por persona. Un presupuesto que escapa de nuestras posibilidades.

Otra opción, apenás más económica, es ir solamente por tres días a Lhasa, capital de Tíbet y obviar todos los demás atractivos que hay en la región.

Aclaración: Cómo Tíbet es parte de China, además del permiso especial es necesario tramitar el visado de China en la embajada correspondiente. Una vez obtenido el visado, recién ahí se puede tramitar el permiso de Tíbet. Este se debe tramitar con un mes de antelación.

¿Cómo llegar a Tíbet?

Desde China:

Para llegar a Tíbet hay que atravesar el cordón montañoso del Himalaya. Lo más fácil es por avión. La mayoría de las grandes ciudades chinas tiene vuelos directos a Lhasa y cuestan cerca de 100 USD.

Otra opción es en tren, una opción relativamente nueva. El tren a Tíbet se puede abordar en Lhasa, Xi’an o Chengdu y tiene la fama de ser uno de los trayectos ferroviarios a más altura con un tiempo promedio de 30 horas de viaje.

Desde Nepal:

Muchas agencias de turismo en Katmandú ofrecen paquetes a Lhasa. En general, son paquetes de una a tres semanas donde se cruza por tierra atravesando el campamento base del Everest. Los precios no son mucho más baratos, el permiso sigue siendo obligatorio pero la única ventaja es que las agencias nepalíes se encargan de tramitar el visado de China.

Visitar Tíbet sin permiso

Lo bueno, es que hay otra manera de conocer Tíbet y no hace falta permiso. Si económicamente el permiso representa mucho dinero para vos o no te entusiasma la idea de andar con un guía chino todo el día, esta opción puede ser la más acertada.

Como dijimos, Tíbet es un nombre que nuclea un etnia, una cultura y una forma de vivir/pensar. Si bien Lhasa es el ícono más representativo en el imaginario tibetano, hay muchos pueblos auténticos que se pueden visitar sin permiso.

El permiso no es necesario ya que estos pueblos se encuentran fuera de la Región Autónoma de Tíbet. La frontera política no coincide con la frontera cultura entre China y los pueblos tibetanos.

Litang - tibet - china -10

Nosotros pasamos poco más de una semana semanas recorriendo pueblos tibetanos escondidos en los recovecos del Himalaya. Cruzamos pasos de montaña y dormimos a más de 4.000 msnm. A continuación les compartimos nuestra experiencia, nuestro itinerario y un presupuesto más real y posible.

Itinerario

Nuestro recorrido por los pueblos tibetanos de las provincias de Sichuan y Gansu fue el siguiente: Shangri-La, Daocheng, Litang, Tagong, Danba y Langmusi.

Shangri-La – Provincia de Yunnan

Conocida como la “Puerta de entrada” del Tíbet, es por lejos la ciudad más turística de la región. La fama se debe en gran parte a la novela “The Last Horizont” de James Hilton.

Si bien es una ciudad grande y con mucha impronta china, la parte antigua es la más interesante. Hoy es un laberinto reconstruido con monasterios, museos, estupas, monjes deambulando y un inmenso Himalaya que recién está comenzando. Pero, lamentablemente, toda la impronta tibetana queda teñida por tiendas de souvenirs, restaurantes caros y promociones de pashminas. Igualmente, la arquitectura tibetana se puede ver en las casas de madera que sobrevivieron al incendio del 2014.

Además de la ciudad antigua, hay varios trekings y sitios cercanos para visitar sea en transporte público o con taxi privado.

Nosotros estuvimos tres noches y nos alojamos en Timeless Inn, una guest-house muy hogareño atendida por una china casada con un tibetano.

Daocheng – Provincia de Sichuan

A Daocheng llegamos de casualidad. La idea era unir Shangri-La con Litang a dedo (autostop) haciendo una parada en Xiangcheng, pero el camino (o mejor dicho, la conductora que nos levantó) nos llevó a pasar la noche en Daocheng.

Sea en Xiangcheng o en Daocheng es necesario hacer una parada antes de llegar a Litang o a Shangri La. Y no sólo por las malas condiciones del camino, ni la cantidad de kilómetros, la parada es necesaria para comenzar a aclimatarse. Daocheng está a 3.750 msnm y es dónde la cultura tibetana comienza a verse en un estado más puro y autentico. Lo más lindo de Daocheng, dicen, son los alrededores.

Nosotros sólo estuvimos una noche y nos alojamos en la casa de la señora que nos levantó en la ruta.

Litang – Provincia de Sichuan

No queremos tener favoritismo, pero Litang fue nuestro “Shangri-La”. En un pueblito a más de 4.100 msnm encontramos todo lo que esperábamos encontrar en nuestro viaje por los pueblitos tibetanos. Si bien, la parte moderna de la ciudad está creciendo a pasos agigantados el pueblo aún conserva todo lo que uno espera ver en Tíbet.

Litang - tibet - china -6

Litang está rodeado por inmensos picos nevados, por lo cual basta con caminar un poco en cualquier dirección para tener fantásticas panorámicas del Himalaya. Subiendo la parte antigua del pueblo se llega al monasterio y al cementerio a cielo abierto. Todo esto, cruzando casas de familias, gallinas tomando sol y saludando con una sonrisa a todas las personas que se ponen en el camino.

Estuvimos dos noches en Litang y nos alojamos en un extraño hotel chino que por las noches funcionaba como casino. Pagamos 80 yuanes la habitación doble con baño privado.

Tagong – Provincia de Sichuan

Según las guías de viajes y según los comentarios de muchos viajero, Tagong era EL lugar. Según ellos, era la perlita, el gran imperdible entre todos los pueblitos tibetanos. Tenemos dos hipótesis: O estas personas no fueron a Litang o, claramente, manejamos distintos parámetros de “imperdibilidad”.

Tampoco vamos a ser injusto, Tagong es un lindo pueblo y los alrededores son aún más lindos. Sobre todo las caminatas por la montaña hasta los monasterios cercanos.

Nosotros estuvimos dos noches y nos alojamos en un guesthouse, justo antes de cruzar el río de mano derecha. Lo atiende una señora tibetana muy atenta. La habitación doble con baño privado esta 80 yuanes y parece más un hotel coqueto que una guesthouse de paso.

Danba – Provincia de Sichuan

Lo más interesante de Danba es el camino para llegar y su estratégica ubicación: en lo alto de una desfiladero de montaña.

La ciudad en si no tiene nada de especial, vistas lindas, caminatas al rio, a pueblos cercanos (con opciones de homestay) y una excursión por el día a unas antiguas torres de vigilancia entre las montañas.

Estuvimos sólo una noche y nos quedamos en Dengba Hostel. Pagamos 80 yuanes la habitación doble con baño privado.

Langmusi – Provincia de Gansú

Fue el último de los pueblitos tibetanos que visitamos. La rutina monasterio + pueblo + lindos alrededores volvió a repetirse pero está vez con una marcada influencia musulmana.

Hay dos templos que se pueden visitar, pero al igual que en Tagong hay que pagar entrada. A nosotros, nos gustó mucho más la mezquita. Quizá porque ya nos estábamos preparando para visitar la parte musulmana de China.

Nos alojamos por una noche en una guesthouse sin nombre. El precio y las comodidades eran mucho mejores que en los hostel recomendados por las guias de viaje. Pagamos 80 yuanes la habitación doble con baño privado.

Presupuesto:

Si uno compará con las grandes ciudades y con los precios promedios de China, andar por los pueblitos tibetanos es una alternativa mucho más económica.

Como siempre, el presupuesto se compone de tres grandes gastos: comer, dormir y trasladarse. Además, de gastos extras también, a veces, es necesario sumar el valor de las entradas y ciertos atractivos turísticos.

Alojamiento:

La mayoría de los pueblitos tienen opciones de hotel, hostels y guest-house.

El valor de una habitación doble en un hotel comienza en los 100 yuanes. De ahí, todos los valores posibles para arriba. Lo bueno es que muchas veces ofrecen desayuno. Una habitación compartida en un hostel puede estar entre los 40 a 60 yuanes. Si uno lo compara, con un hostel en Bejing es baratísimo pero nosotros conseguimos habitaciones dobles con baño privado en casas de familias a 80 yuanes los dos.

Y si uno compara con India o Nepal, los estándares chinos con otra cosa. Las habitaciones suelen ser nuevas y limpias y servicios como wifi, agua caliente y pava eléctrica se dan por sentados incluso en las habitaciones más económicas.

Transporte:

Viajando por China, es el gasto más grande. Los transportes en China son carísimos.

En la región de tibetana, al ser caminos de montaña, no hay trenes. La única opción son autobuses, jeeps compartidos o taxis.

Nosotros recorrimos todos los pueblitos a dedo (autostop) por lo cual el transporte no fue un gasto para nosotros. La experiencia a dedo fue muy grata y súper recomendable. Nunca esperamos más de diez minutos y contadas veces tuvimos que aclarar que no estábamos parando un taxi y que, por lo tanto, no íbamos a pagar el viaje.

Comida:

La comida tibetana es algo que aún no terminamos de definir. Es decir, no sabemos decir si está buena o si es un fiasco. Supongo que será un poco de ambas. Son platos pesados, con mucha carga energética. Se adapta a las necesidades de los habitantes y a las condiciones climáticas y geográficas de la región.

La bebida típica es vino de arroz o té de manteca. Para nosotros, el té es demasiado pesado e imposible de digerir. Luego, momos, thukpas (sopas) y cualquier combinación de ambos. Todo acompañado de un buen y grasoso pedazo de carne (en general, carne de Yak).

Pero, como dijimos anteriormente, la cultura china está ganando terreno. Siempre vas a encontrar algún puesto de comida china: arroz con verduritas, sopas, dumplings, más arroz y más verduras.

Nosotros solíamos comer arroz con verduras por 10 yuanes. Entre 10 y 20 yuanes oscilan la mayoría de los platos chinos básicos. Otra opción, que nos salvo muchas noches de frio y lluvia, fueron las sopas instantáneas de 3 yuanes.

Consejos y recomendaciones:

Mejor época para ir

Salvo que quieras quedarte varado en algún pueblo, ver los caminos cerrados por nieve o experimentar un frío extremo, lo ideal es visitar Tibet en los meses de Verano. Desde fines de Abril hasta fines de Noviembre se supone que no hace tanto frío. El valle comienza a ponerse verde y los ríos bajan bien cargados desde la montaña.

Litang - tibet - china -8

Nosotros estuvimos en el mes de mayo, y a más de 4.000 msnm tuvimos frío. Sobre todo por la lluvia constante y el viento que no dejó de soplar nunca. Lo ideal es chequear bien el pronostico y la altura de los lugares a visitar. Pero como siempre, la suerte hace lo suyo. Nosotros tuvimos muchísima lluvia e incluso los locales se sorprendían de una primavera tan poco soleada.

Mal de altura

También conocido como “Apunamiento” o “Mal de montaña”, el Mal de Altura es la falta de adaptación del organismo a la falta de oxígeno propia de la altura. Lamentablemente no hay muchos recaudos que tomar. Depende mucho del organismo y de la adaptación a la altura. Eso si, el 80% de la población lo padece. Los síntomas son fáciles de reconocer: dolor de cabeza, fatiga, dificultad para respirar y mucho sueño, entre otros.

Lo ideal es, si no estamos acostumbrados a tanta altura, subir despacio y darle tiempo al cuerpo de aclimatarse. Si con el paso de los días, los síntomas persisten lo ideal es descender y/o consultar a un médico o especialista.

Mala infraestructura

Viajando por China uno se acostumbra a las súper autopistas, los modernosos puentes y a los trenes rápidos que cruzan el país a 300 kilómetros por hora, pero nada de eso pasa en las regiones autónomas de Tíbet. Los caminos de montaña están en mal estado. Muchas son rutas sin asfaltar, llenas de barro y de baches. Son caminos de montañas en forma de caracol, curvas y subidas y bajadas. Un trayecto de 100 kilómetros puede demorar un par de horas horas. No hay mucho para hacer. Paciencia y disfrutar del paisaje por la ventana.

Mejor no hablar en chino

Es cierto que casi todos hablan en chino, se lo enseñan en los colegios pero no es su idioma. Los tibetanos no se sienten chinos, de ahí su larga y dolorosa lucha por su independencia. Decir unas pocas palabras en tibetano va a generar increíbles sonrisas.

Nuestra experiencia:

Pasamos más de diez días uniendo pueblos tibetanos. Hicimos dedo, viajamos en autos último modelo y en camionetas que llevaban caballos y ovejas en la caja trasera. Comimos comida tibetana, hicimos trekkings y contemplamos el Himalaya desde lo alto de las montaña. Visitamos decenas de monasterios y charlamos con muchos monjes sobre la situación actual de Tibet. Pero, siendo sinceros fue en Leh (en el estado de Ladakh, norte de India) dónde nos sentimos más cerca de Tíbet.

¿Por qué? Por que es ahí dónde está la mayoría de los tibetanos se debieron exiliar y es ahí donde su cultura crece sin tapujos ni restricciones políticas. Es ahí donde las consignas de “Free Tibet” se cantan en libertad y dónde nadie tiene miedo de decir lo que opina del gobierno chino.

Varanasi: Guía completa

Varanasi es un mundo aparte, ubicado a orillas del río Ganges. Es un desafío para la razón, para los sentidos y para el morbo. Es el caos, la espiritualidad y el karma. Es una ciudad única, desenfrenada y pintoresca. Quizás por eso se ganó la fama de ser la ciudad que Shiva creó para él mismo.

Para el hinduismo, es la ciudad más antigua del universo. Para las guías de viaje, una parada infaltable en cualquier itinerario por India. Para nosotros, un reto y una provocación constante.

Varanasi - India -6

Varanasi es una de las siete ciudades sagradas para el hinduismo y desde hace siglos, recibe miles de almas al día. Desde todas partes de India (y del mundo), son muchas las personas que llegan con el fin de tomar un baño sagrado a en el Ganges y así, limpiar su karma. Otros llegan moribundos y, a su vez, muchísimos cuerpos son traídos para ser cremados. Se supone que ser cremado y arrojado al río permite que el alma se libere del ciclo de las reencarnaciones. Es un lugar auspicioso. Donde la muerte y la vida conviven a orillas de uno de los ríos más sagrados y contaminados del mundo.

Varanasi es una ciudad única. En sus estrechos callejones conviven puestos de suvenires, de ofrendas de flores, de ropa. Vacas, puestos de chai y restaurantes occidentales. Mendigos, peregrinos y motos. Bicicletas, turistas perdidos y timadores oportunistas. No te sorprenda que te quieran vender huevos o cerveza a escondidas (al ser una ciudad sagrada, son varios los alimentos que están prohibidos). Tampoco te va a sorprender perderte una y otra vez entre las laberínticas calles de la ciudad antigua. Así es Varanasi y no hay nada que se pueda hacer. Dejate contagiar por el misticismo. No juzgues, no busques entender lo inentendible del ciclo de la vida. Respirá hondo y Namasté.

Varanasi - India -13

Varanasi es una ciudad o que te fascina o que te supera, pero jamás va a ser una ciudad indiferentes o una simple parada más.

¿CUÁNDO IR A VARANASI?

Como sucede en toda India, la época de calor y de lluvias son algo a evitar. En Varanasi, cuando llueve, llueve. El río Ganges se desborda y buena parte de la ciudad queda bajo el agua. Lo ideal es evitar la época de monzones (de junio a agosto). También es recomendable evitar la época de calor. Nosotros estuvimos en el mes de mayo con más de cincuenta grados de sensación térmica a la ocho de la noche. Realmente fue un acto suicida. Si podés elegir, la mejor época para visitar Varanasi es de septiembre a marzo. Cuando no llueve ni hace tanto calor.

¿QUÉ VER Y QUÉ HACER EN VARANASI?

Uno puede dedicarle un día a la ciudad, como también una semana. No es fácil aburrirse. Les compartimos algunos ideas de cosas para hacer:

  • Caminar por los ghats. Vivirlos:

Para nosotros, Varansi vive y es en los ghats. En las escalinatas de piedra que conducen al sagrado río Ganges. Desde el amanecer hasta la noche cerrada, constantemente hay vida (y muerte) en los ghats. En total son más de 80 y se pueden recorrer caminando. En la mayoría vas a encontrar personas tomando baños sagrados, lavando ropa y vacas refrescándose. Niños aprendiendo a nadar, señores lavándose los dientes, mujeres lavando los platos y cacerolas y muchachos jugando al cricket. Pero hay otros ghats, y esos son los complicados, dónde a diario se creman miles de cuerpo. Así, sin más. Bajo la luz del día. Las cenizas son arrojadas al río, dónde las vacas toman agua y los niños juegan.

Varanasi - India -8

El mejor horario para visitar los ghats es el amanecer y el atardecer. No sólo para evitar el sol y el calor abrasador, sino porque esos son los momentos mágicos dónde los ghats se llenan de sadhus, peregrinos y curiosos.

  • Paseo en barco

Un buen modo de tener una visión general de Varanasi y de observar los ghats, los templos y el misticismo reunidos en una única imagen de postal, es desde el río.

Varanasi - India -10

La orilla del Ganges está repleta de barcos y barquitos dispuestos a llevarte a dar un paseo. Para nosotros el mejor momento es al amanecer. Dónde uno ve como la luz del sol va tiñendo poco a poco cada de unos de las escalinatas. Los barcos también son un buen modo de acercarse a Manikarnika, el ghats de las cremaciones (pero de eso, hablaremos más abajo).

El paseo estándar no dura más de una hora, ni sale más de 100 rupias por persona. Precio que se alcanza regateando con amor y paciencia. No te preocupes por cómo conseguir un barco, ellos te van a encontrar a vos muy rápidamente. Muchos hoteles y guest-house también ofrecen este servicio, pero en el precio que pagás está incluida su comisión y ganancia.

  • Puja al atardecer

Todos los días a las 19 horas se realiza una puja sobre el río conocida como “ganga aarti”. La misma dura una hora y consiste en una ceremonia de fuego, incienso y cantos devocionales a la Madre Ganga. Se celebra en Dasaswamedh Ghat y no se paga entrada pero hacia el final de la ceremonia varios hombres pasan pidiendo donaciones.

Varanasi - India -3

No es nada del otro mundo, pero vale la pena sentarse un rato y observar en detalle toda la ceremonia.

  • Ghats de cremaciones

El morbo puede más y son muchos los turistas que se dejan tentar por la idea de ver de cerca un cuerpo ardiendo. Manikarnika es el ghat de cremaciones más grande y más conocido. Es el lugar más propicio “del universo” para que un cuerpo arda y alcance así, el moskha: la liberación.

Varanasi - India -12

Varanasi - India -4

El ghats es fácil de encontrar. Desde el río se observa las piras de madera ardiendo, de cerca se huele el humo y se ven los distintos tipos de maderas. Por los callejones de la ciudad se ven los cuerpos en camillas marchando hacia el ghat. Es imposible evitar ver la muerte de cerca, aunque uno puede elegir que tan de cerca o lejos verla.

Manikarna tiene un acceso libre y gratuito pero está prohibido sacar fotos y filmar las cremaciones por una cuestión de respeto. Pero hay que tener cuidado ya que está lleno de oportunistas que cobran entradas ficticias, multas inventadas o que te invitan con simpatía a la terraza de un vecino desde dónde se puede sacar fotos. Invitación que seguramente te va a salir muy cara.

Nuestro consejos es que evites Manikarka. Harishchandra es otro ghat de cremación mucho más tranquilo. Sin oportunistas ni timadores, sin tanta gente ni tanta mugre. Está cerca de Assi Ghat y los vas a reconocer por el gran crematorio eléctrico que ahí está dispuesto.

Si querés saber más sobre los rituales de cremación, les recomendamos esta crónica en primera persona que Ludmila escribió para Otro Mapa: Morir en el río Ganges.

  • Meditación, yoga, clases de cocina.

No es fácil aburrirse en Varanasi, ya lo dijimos. Más allá de la vida a orillas del río, la ciudad ofrece toda clase de cursos. Meditación, Yoga, clases de cocina, de danza, sesiones de astrología. Lo que quieras y al precio que quieras pagar.

Varanasi - India -9

Les recomendamos averiguar bien antes de contratar cualquiera de estos servicios ya que hay muchísimos chantas y sitios de mala calidad.

  • Sarnath

A diez kilómetros de Varanasi, se encuentra Sarnath. La fama se debe a que aquí Buda dio su primer discurso luego de haber alcanzado la iluminación en Bodhgaya. Sarnatah es un sitio de peregrinaje, una de las cuatro ciudades sagradas para los budistas.

Desde Varanasi se puede ir en el día en autoricksaw o en transporte público.

  • Universidad de Varanasi

Llegamos por accidente y nos encantó. En si, no hay mucho que ver más que un gran predio de arboles, pasto, flores, arbustos y asientos para sentarse a descansar, leer o dormirse una siesta.

Varanasi - India -2

Encontrar aire puro y espacios verdes en India, no es algo que ocurra a menudo. Por lo cual, si se sienten agobiados en Varanasi visitar el campus es una buena opción.

Se puede ir en transporte público y está muy cerca del hospital general, así fue como llegamos nosotros.

  • Vishwanath Temple: Templo de Shiva o templo de oro.

Muchos lo llaman el “Golden Temple” por sus cúpulas de oro macizo, otros lo llaman el templo del Señor Shiva y para otros es uno de los templos más antiguos de India. Sea como fuere, lo vas a reconocer fácilmente.

Varanasi - India -11

Si bien está escondido entre los callejones de la ciudad vieja, siempre hay largas filas en sus puertas. Los indios esperan por horas su momento para ingresar.

Para los occidentales, las filas son un poco más cortas. Eso si, no se puede ingresar con cámaras de fotos, ni celulares, ni nada más que el pasaporte (requisito necesario para ingresar). Dado que se cometieron distintos atentados contra el templo, la seguridad es excesiva. No te sorprenda estar caminando entre gendarmes, ametralladoras y vacas por Varanasi!

Además del templo de Vishwanath, Varanasi está lleno de templos, templitos, ermitas e, incluso, mezquitas.

  • Shopingeo

Cuando camines por Varanasi, la cantidad de locales, mercados y negocios te va a encandilar. Varanasi tiene fama de tener una de las mejores sedas, por lo cual salir de Shopping también puede ser una buena actividad.

Varanasi - India -7

Eso sí, tomalo con paciencia. Todos los precios se regatean y no siempre ofrecen artículos auténticos ni originales. Hay que ir con ojo crítico y dispuestos a pasar horas sentados en un local mirando saris, pashminas y elefantes de mármol.

Con empuje se obtienen muy buenos precios, por lo cual puede ser un buen lugar para resolver los souvenirs de tu viaje.

  • Disfrutar de una terraza y las vistas

Más allá de la oferta de cosas para hacer, las compras y fotografias de Varanasi, nosotros lo que más disfrutamos fue del atardecer. Caminar por Ghats, subir hasta alguna terraza, pedir algo fresco para tomar y respirar mirando el imponente río Ganges y todo lo que ahí ocurre.

Varanasi está lleno de barcitos, restaurantes y terrazas simpáticas dónde, simplemente, mirar la vida pasar.

TIMOS Y CUIDADOS NECESARIOS

Pero no todo es tan color de rosa en Varanasi. No sólo es una de las ciudades más mágica de India, sino que también es una de las más terribles.

Al igual que Agra, Delhi y que toda ciudad corrompida por el turismo, Varanasi no es la excepción. Simplemente, hay que andar con un ojo abierto todo el tiempo.

Timos, estafas, robos. Todo puede pasar, en cualquier momento y en cualquier lugar. Los ricksaws te van a perseguir por cuadras, los remeros también. Basta que el tren este llegando a la estación de Varanasi para que un arsenal de oportunistas se suba a tu vagón para ofrecerte acomodación, servicios de guía o coches de alquiler, cambio de plata o lo que fuera. Es terrible y muy insoportable. Lo mejor que podes hacer, es tomarlo con calma y buen humor. Aunque, reconocemos, a nosotros nos sacó de quicio más de una vez.

Timos frecuentes:
  • Arreglar un precio y no aclarar en que la moneda. Por ejemplo, “100 hasta la estación de trenes”. No te sorprenda que al llegar, te exigan 100 doláres o 100 euros.
  • “Desde acá podés sacar fotos”. Seguramente lo vas a oir en los ghats de cremación. Luego, te invitan a una terraza o una ventana con vista al ghats y esperan una buena propina. Pobre de vos, si no lo pagás. Los tipos pueden ponerse muy pesados y en el mal sentido.
  • Desconfía de los ricksaws baratos. Si te quieren cobrar poco es porque esperan sacarte lo que falta del dinero por otro lado. Salvo que quieras pasearte por negocios con altas comisiones, negate rotundamente a visitar las tiendas que te recomienden.
  • Mismo nombre, tres sucursales. Los indios son terribles. No te sorprenda ver tres locales con el mismo nombre. Esto pasa, sobre todo, con los locales u hoteles que la guía Lonely Planet recomienda. ¡Trata de buscar el original!
  • También es importante tener cuidados con tus objetos de valor en los hoteles, trenes y mismo en los ghats.

Es una verdadera lástima, pero no siempre el turismo le hace bien a los lugares.

¿DONDE DORMIR?

La ciudad se divide en dos. La parte vieja (o antigua) es la que está sobre el río. Es la zona más interesante ya que ahí vive Varanasi. Las callejuelas están llenas de hoteles, guest house y habitaciones en alquiler.

Varanasi - India -5

Cuándo más cerca del río y de los ghats principales más caro es. Pero como siempre, los precios son relativos. Todo se regatea y en temporada baja se pueden obtener descuentos de hasta el 50%. También hay mucha diferencia entre habitación con aire acondicionado y sin AC.

Alejándose del río, comienza la parte nueva y moderna de la ciudad. Nosotros elegimos la parte vieja y originaria de Varanasi. Es donde hay más encanto y donde ocurre la magia.

Les compartimos tres opciones distintas, para distintos presupuesto. Nosotros estuvimos en las tres.

  • Presupuesto alto:

Si andas sin cuidado del presupuesto, tanto Alka Hotel como Ganpati Guest House pueden ser dos buenas opciones. Las habitaciones están muy bien, con buen wifi y un restaurant indio y occidental. Pero lo mejor es que ambos sitios están ubicados sobre el río. Ambos tienen dos terrazas desde dónde se obtienen una muy buenas vistas de la ciudad.

Ambos sitios tienen restaurant, por lo cual podés ir a disfrutar de las terrazas sólo ordenando un chaí o una Coca-Cola bien fría.

  • Presupuesto medio:

Hace unos años, nos quedamos en Teerth Guesthouse (Los dueños son los mismo que Alka Hotel). Las habitaciones del primer piso están muy bien; Son amplias, frescas y bien ventiladas. Hace dos años y tenia una excelente relación precio-calidad. Ahora los precios están un poco más caros.

Es un sitio difícil de encontrar ya que está en uno de los tantos pasadizos y patios internos de Varanasi. Lo cual hace que sea un lugar muy relajado pero bien ubicado.

Lo vas a encontrar siguiendo los carteles o estando atento a doblar en la esquina del Ganga Fuji Restaurant.

  • Presupuesto bajo:

Caminando unos diez metros más allá del Teerth Guesthouse, está Monu Family Paying House. Lo administra una familia “relativamente” simpática pero las habitaciones están muy bien. Los baños, sobre todo, fueron de los mejorcitos que vimos en India.

La mayor contra es que las habitaciones sin aire acondicionado pueden ser muy calurosas durante el día y con eso, no hay nada que hacer. Pero salvo eso, las habitaciones son enormes y las camas para dobles son como para cuatro personas.

¿DÓNDE COMER?

Nuestro favorito de la ciudad, y quizá por cierta carga emotiva y personal, es Shree Café. Sirven comida vegetariana a un precio “turista” pero accesible. Si bien tiene opciones occidentales como pastas, panqueques y hummus, lo mejor son los currys que ahí sirven. Nuestro favorito: El malai Kofta. No tiene desperdicios!

Otra buena opción orientadas a occidentales es el Mona Lisa Café. Lo mejor es que tienen muy buena panadería y café de maquina a precios normales. Las medialunas (croissant) recién sacadas del horno son un viaje de ida y vuelta a Buenos Aires.

Otra buena opción y está si respeta precios locales es el local de massalas dossas (35 rupias) que está sobre la calle. Es difícil de definir su ubicación ya que la parte de viaje de Varanasi no hay calles ni numeración, pero está a la vuelta del Shree Café. Basta preguntar por el “massala dossa” para que alguien los guíe hasta ahí.

Más allá de estas sugerencias la ciudad vieja está llena de locales de comida (Thalis por 70 rupias), de chaí y de pizzas. Sacando las prohibiciones de huevo y cerveza cerca del río, en Varanasi se puede conseguir (casi) de todo para comer!

Recomendación especial:

Una eminencia en Varanasi es el “Blue Lassi”. Se trata de uno de los locales con más fama de la ciudad y dónde se dice, sirven los mejores lassis de India. El lassi es una bebida típica en India hecha a base de yogurt. Los hay de fruta, con chocolate e, incluso, con especias.

Varanasi - India -1

Si alguno está interesado, ahí también ofrecen un “Lassi especial” que viene con marihuana. Por razones obvias no está en el menú, pero el dueño sabe a que te vas a referís. Viene versión suave, mediana y fuerte.

¿CÓMO MOVERSE?

Dentro de la ciudad vieja, lo mejor es caminar. De un lugar a otro, por los ghats, por las callejuelas o por dónde las vacas lo permitan.

Si bien Varanasi tiene transporte público, para nosotros lo mejor para moverse es subirse a los ricksaws compartidos. Un rickshaw hasta la estación de trenes cuesta cerca de 100 rupias (a fuerza de regateo ya que no existe el taxímetro), pero el rickshaw compartido está 20 rupias. Quizá no sea fácil subirse con mochilas o con equipaje, pero es muy buena alternativa para moverse por la ciudad.

¿CÓMO LLEGAR? ¿CÓMO IRSE?

Como siempre en India, lo mejor es moverse en tren. Varanasi Juction es la estación principal de trenes de la ciudad. Lo bueno es que ahí hay una oficina de atención a turistas exclusivamente. Con aire acondicionado y empleados que hablan un muy buen inglés, es una buena oportunidad para aprovechar y comprar varios trayectos y conseguir información oficial.

Si quieren saber más sobre los trenes, los tipos de boletos, quotas y clases les recomendamos está Guía sobre Trenes en India.

BORDE NEPAL:

Varanasi es una buen lugar desde el cual cruzar a Nepal por la frontera Gorakhpur-Sunauli. Desde Varanasi se puede tomar un tren nocturno hasta el borde y desde ahí, seguir viaje por Nepal en autobús.

Si van a visitar Nepal, les recomendamos nuestra Guía de viaje con datos y consejos para visitar Nepal.

Por último, les compartimos nuestra crónica sobre LAS PARADOJAS DE VARANASI.
Consejos para cuidar tu salud en India

Seguimos brindando información útil para todos aquellos viajeros y aventurados que quieren conocer India. La última vez les compartimos algunos de los consejos que nos hubiese gustado oír antes de visitar India por primera vez (allá en el año 2013). Días atrás, también, publicamos una serie de consejos y recomendaciones especificas para mujeres que están por viajar a India. Somos conscientes de que no todo se puede prever y que la suerte y el destino tienen su porcentaje de actuación, pero creemos que a la suerte hay que ayudarla. De ahí, estos consejos.

Pero muchas preguntas que nos llegan son sobre la salud, el cuidado y la higiene en India. No hay dudas sobre la variada geografía del país, tampoco sobre la superpoblación (de personas, de insectos y de roedores), el hacinamiento constante y la polución de las grandes ciudad. Las condiciones no son para nada las mejores. En el norte uno puede sufrir mal de altura y en el sur dengue o diarrea. No queremos ser alarmistas pero en India uno tiene que tener cuidado y estar con las defensas altas. Cómo dicen, mejor prevenir que curar. Dudamos que alguien quiera tener una mala experiencia en sus viajes por eso somos conscientes de que siempre hay que tener ciertos cuidados.

Madurai - India -1

Antes de viajar

Antes de salir de viaje, en general, solemos visitar el departamento de Medicina del viajero. Sea en un hospital público o en una clínica privada, la mayoría de las ciudades cuentan con asesoramiento para viajes.

Son consultas cortas. En base al itinerario del viaje, la época del año y a la historia clínica de cada uno se recomiendan ciertas vacunas, cuidados, y medicamentos complementarios. No es una visita obligatoria pero si sirve para aclarar dudas y tomas las precauciones necesarias según la zona que visitemos.

Vacunas

Cualquier sudamericano que quiera visitar India debe presentar un comprobante de vacunación de la fiebre amarilla (ya que tenemos el riesgo de ser portadores). En general, lo suelen pedir a la hora de tramitar la visa pero a nosotros nos lo han pedido, también, en el aeropuerto antes de ingresar al país.

Luego, podemos darnos más vacunas pero ya es a modo de prevención y queda en cada quien aplicárselas. En nuestro caso, las vacunas que nos recomendaron fueron:

  1. Polio (refuerzo)
  2. Hepatitis A y B (refuerzo)
  3. Antitetánica (refuerzo)
  4. Rubeóla
  5. Rabia
  6. Difteria
  7. Encefalitis japonesa (no se consigue en Argentina)

También se recomienda vacunarse contra la varicela, meningitis y tuberculosis.

Botiquín

Además de las vacunas necesarias en Medicina del viajero nos indicaron cómo preparar un buen botiquín. En términos generales es importante llevar analgésicos, antibióticos de amplio espectro, antiespasmódicos, antihistamínicos, antidiarreicos, descongestivos y elementos de primeros auxilios (Pervinox, apósitos, vendas, etc.).

En nuestra experiencia, llevamos un botiquín muy grande y fue inútil. La mayoría de los remedios se nos vencieron y no nos enfermamos ni para usar una tableta completa de ibuprofeno. Además, las pocas veces que no nos sentimos bien asistimos al médico ya que no nos gusta automedicarnos. En el hospital nos dieron todos los medicamentos que nos recetaron por lo cual tampoco tuvimos posibilidad de usar los que ya teníamos.

Una sola vez tuvimos que comprar unas gotas humectantes para los ojos y fuimos directamente a la farmacia. Con un mínimo de inglés pudimos hacernos entender. Nadie nos pidió receta ni prescripción medica.

En caso de que necesiten medicación crónica quizá si es importante que viajen con la receta y con el nombre de la medicación en inglés.

Seguro médico

Es el dilema de muchos viajeros. Nosotros somos de los que prefieren prevenir que curar. Quizá por ser clásicos, por ya estar un poco viejos o por lo que fuere pero siempre que visitamos India lo hicimos con un seguro médico ya contratado.

Por suerte, pocas veces lo utilizamos pero siempre fue muy cumplidor. Brindándonos la atención médica y las medicinas recetas sin la necesidad de tener que pagar (o devolviéndonos la plata contra reembolso).

En nuestros últimos viajes al país contamos con la cobertura de ASEGURA TU VIAJE. Les recomendamos que coticen con ellos que tipo de cobertura les conviene más en base a su tiempo de viaje e itinerario.

Enfermedades y problemas comunes

Una persona pesimista podría decir que todas las enfermedades y problemas son comunes en India. Es cierto, no es un país desarrollado y muchas personas aún viven en condiciones indignas. Pero si tenemos que decir rápido cuales son los principales riesgos a los que se exponen los viajeros, podríamos decir:

I. Diarrea del viajero

El 90% de los viajeros que visitan India son presos de la diarrea. Sea más leve, más larga, con más o menos dolor de panza, más de una vez sentimos que nuestro cuerpo no nos pertenecía y tuvimos que correr al baño (aunque sea al feo y maloliente baño del tren).

Por más que uno tome precauciones, la comida de por si es tan distinta que el cuerpo tiene que reaccionar de algún modo. Además a eso se suma las pocas condiciones de higiene de los restaurantes y puestos de comida.

El mayor riesgo de la diarrea es la posible deshidratación que puede venir después. Es importante tomar mucho agua y consultar al médico si la diarrea es frecuente. Quizá puede tratarse de parásitos, bacterias o como nos pasó a nosotros, y devenir en una fuerte infección urinaria.

Samosas - Masa frita rellena de papa y muchos condimentos

Samosas – Masa frita rellena de papa y muchos condimentos

II. Malaria y dengue

Si bien en muchas regiones de India ya no hay riesgo de malaria, hay zonas dónde aún se registran casos. Con el dengue pasa lo mismo.

Para la malaria se puede tomar medicación pero en nuestro que queríamos viajar más de seis meses continuos por el país, era demasiada medicación con demasiados riesgos secundarios.

Decidimos matas dos pájaros mosquitos de un tiro y confiar en el repelente de mosquitos. Si los mosquitos no pican, no hay riesgos de malaria ni de dengue.

Lo ideal es ponerse repelente al menos dos veces por día (sobre todo en el amanecer y atardecer). Por las dudas, nosotros también le echamos a la ropa. Siempre utilizamos repelente con DEET de al menos 15% y procuramos dormir con mosquitero y/o ventilador.

El mosquitero y el repelente también sirve para espantar otros insectos como las famosas chinches que viven en el colchones y en los asientos de los autobuses.

III. Problemas respiratorios

En las grandes ciudades, la polución no es un problema menor. Además del smog se junta el polvo y la tierra acumulados más las montañas de basura que están ahí desde hace años.

India huele mal y no es recomendable tragarse todo el polvo y mierda que flota en el aire. Personas con problemas respiratorios y/o alérgicos tienen que tener cuidado en las grandes ciudades.

kerala-5

IV. Infecciones

Las hay de todo tipo y están a la orden del día. Nada mejor que generar los propios anticuerpos.

Ante el primer sintoma de fiebre, les recomendamos que estén alerta y no se dejen estar.

V. Rabia

No sólo los perros tienen rabia, India está llena de monos. Los hay más salvajes o más agresivos. En general suelen tener muy poco miedo de los humanos y están dispuestos a robar tus galletitas, botellas de agua o anteojos de sol. El mayor problema de los monos en India son las mordeduras. Muchos tienen rabia y no dudan mucho a la hora de pegar un mordiscón. ¡Tengan cuidado!

Consejos

I. Comer en lugares concurridos

El primer y gran consejo es comer donde haya gente. Muchos restaurantes turísticos suelen estar vacíos. Lo mejor es ir donde la comida circule, de esa forma nos aseguramos de que es fresca.

II. Siempre agua embotellada

Lo mejor es tratar de evitar el agua de la canilla. Sobre todo en las grandes ciudades. Siempre es recomendable comprar agua embotellada. Algunas ciudades tienen agua potable y muchas casas tienen filtros, lo que es una buena opción. El método de hervir o utiizar pastillas potabilizadoras siempre funciona.

Muchos optan incluso por lavarse los dientes con agua embotellada, nosotros no lo creemos tan necesario.

III. Verduras frescas y cocidas

Las ensaladas son complicadas en India. Nosotros solemos evitarlas a menos que sea un lugar de confianza, o hayamos lavado nosotros mismos las verduras.

Incluso con la fruta solemos tenes cuidado. En general, si compramos frutas, tratamos de que sea lo más fresca posible y la pelamos nosotros. Previo lavado con agua.

IV. Sentido común

Podríamos extendernos demasiado dando consejos. Cuidado con los fritos, con el picante, cuidado al cruzar la calle, cuidado con el agua del Rio Ganges, etc. No queremos ser pesados ni alarmista. Creemos que el mejor consejos que podemos darles es pedirles que sean sensatos y que tengan sentido común.

Si un restaurant/hospital/alojamiento/persona no les genera confianza, retírense. En India lo más importante es ser intuitivo. Para cuidar la salud, también hay que serlo. Saber escuchar. Si sienten que algo no va bien, no esperen a ver que pasa. Consulten.

***

Esperamos no haberlos asustado y que tengan una buena experiencia en India. Quizá los primeros días sean más difíciles pero con tiempo y paciencia, uno termina adaptándose al caos, al picante y al misticismo. ¡Buen viaje!

Guía de las Islas Andamán

Última actualización 27/03/2016

Introducción

Las Islas Andamán y Nicobar son un archipiélago ubicado en el Golfo de Bengala, en el corazón del Mar de Andamán. Están compuestas más por de 200 islas e islotes y son parte del cordón montañoso que recorre desde Indonesia hasta Birmania pero políticamente son parte de India.

Que sean territorio indio es sólo una cuestión circunstancial. Si bien las islas estuvieron desde siempre poblabas por grupos tribales fueron los ingleses quienes las re-descubrieron en la época de la East Indian Company (Compañía Británica de las Indias Orientales). Fueron utilizadas como centro de prisión y detención, siendo la Siberia de la colonia inglesa.

Hoy la población autóctona de las islas está aislada del contacto con los turistas y con un fuerte peligro de extinción. El resto de las islas fue poblado con refugiados de la guerra civil que aconteció a la par de la Independencia de India. Por lo cual, la mayoría de los habitantes son bengalíes, tamiles y bangladesíes.

Más allá de estas cuestiones políticas e introductorias, las Islas Andamán son un verdadero paraíso aún por descubrir.

¿Cómo llegar?

Dado que se trata de unas islas separadas por más de 1.000 kilómetros del continente indio sólo hay dos modos de llegar: avión o barco.

Avión

Sólo llegan vuelos domésticos por lo cual sólo se puede volar desde India. La mayoría de las grandes ciudad tienen vuelos directos a Port Blair. Lo más barato y accesible es volar desde Calcuta o Chennai desde sólo se demora dos horas en llegar.

Con cuanta más anticipación se saquen los vuelos, más baratos son. También el precio varia según la época del año. Alguna de las compañías que operan son IndiGo, Spice Jet y Air India.

Barco

No es un trayecto corto, no es fácil conseguir boletos, y no es lo más limpio y prolijo del mundo pero llegar en barco a las Islas Andamán es una experiencia única e inolvidable (o, al menos, lo fue para nosotros).

Porto Blair, la ciudad capital de las islas está conectada marítimamente con tres ciudades: Chennai (Tamil Nadu), Vizag (Andhra Pradesh) y Calcuta (West Bengal). Por mes suele haber un trayecto de ida y de vuelta a cada una de ciudades, en temporada alta suele haber dos o tres trayectos al mes.

Al no haber trayectos fijos, las fechas de los barcos se publican mensualmente siendo posible sufrir cancelaciones y reprogramaciones por cuestión climáticas o técnicas. Nosotros nos guiamos por la página oficial.

Para reservar los boletos es necesario ir personalmente a cualquier oficina de Shipping corporation of India.

Para comprar el boleto es necesario llevar fotocopias del pasaporte. Les recomendamos que compren con anticipación los boletos ya que se suelen agotar muy rápido (sobre todo Bunk Class)

Los precios en Febrero del 2016 eran: Deluxe 9280 INR, First Class 6110 INR y Bunk Class 2380 INR.

Deluxe Class se trata de un camarote doble con baño privado. Sábanas, ducha con agua caliente, armarios y sillones. First Class es similar a Deluxe pero los camarotes son para cuatro personas. Por lo cual, posiblemente uno comparta la habitación con más pasajeros. Bunk Class, en cambio, se ubica en la bodega del barco y se trata de un gran compartimiento con entre quinientas a novecientas literas según cual sea el barco. En Bunk Class los baños están separados en hombres y mujeres y son tierra de nadie. La higiene no abunda, el aire no circula e ir al baño puede ser una experiencia terrorífica pero al hospitalidad de la gente y la diferencias de precio con las clases superiores hace que todo esto pase a un segundo plano.

Cada barco cuenta a su vez con un salón comedor, una área común de descanso y con largas cubiertas para respirar el aire fresco y marino. Tanto el comer como el área común están dividas entre pasajeros de clase Bunk y de las clases superiores.

Nosotros viajamos en Bunk Class junto a otros quinientos indios. Pero hicimos uso de nuestra condición de extranjeros para inmiscuirnos en el salón comedor y en los baños de las áreas comunes de primera clase. Nadie nos pidió nuestro boleto ni el número de nuestro camarote.

El trayecto en barco suele durar entre tres a cinco días según la ciudad de la que se zarpe y las paradas intermedias que realice el barco. Nuestro viaje fue de cinco días ya que realizamos dos paradas en las Islas Nicobar (tuvimos al suerte de ver las islas desde la cubierta).

A bordo del barco se vende agua, chai, galletitas y snacks. También se sirve desayuno, almuerzo y cena. En general suele tratarse de un thali que se repite de comida a comida. Nosotros pagamos 800 INR por un pase que incluida todas las comidas a bordo (12) más un chai a media tarde en el salón de Primera Clase (en Bunk Class el mismo pase costaba 750 INR). Si bien la comida es la misma, las condiciones no eran tan parecidas.

Pueden conocer nuestra experiencia y sensaciones a bordo del MV Campbell Bay en: Travesía en barco rumbo a las Islas Andamán

Permisos

Para ingresas a las Islas Andamán es necesario un permiso conocido como RAP (Restrited Area Permit). El mismo se obtiene al llegar (sean en el puerto o en el aeropuerto de Port Blair) y permite moverse por las zonas más turísticas de la isla. Es gratuito y su extensión es de treinta días. El permiso especifica a que zonas de las islas podemos ir y a cuales no.

Es recomendable sacar fotocopias del permiso ya que para registrarnos en los alojamientos y comprar boletos de ferrys se nos va a pedir dejar una copia.

El permiso se puede extender gratuitamente por quince días más. Para eso es necesario llevar un boleto de avión o barco que especifique la fecha de salida de las islas dentro de los quince de extensión. El tramite se realiza en cualquier comisaria sea de Port Blair o de algunas de las islas.

Generalidades

Hora desfasada

Si bien las islas son parte del territorio indio geográficamente se encuentran muy cerca de Tailandia y Myanmar. Tal es así, que su huso horario debería ser el mismo que Bangkok pero con el afán de India de tener en todo su territorio una misma hora las islas se encuentran a destiempo. De esto modo, cuenta con una hora y media de desfasaje. Por lo cual, el mediodía es a las 10:30 am y el atardecer puede ser a las 16 en invierno.

Movimiento slow

Quieras o no, las Islas Andamán te obligan a practicar un estilo de vida más calmo y relajado. Acá todo se hace despacio, y a su tiempo. Nadie corre y el tiempo es un valor del cual se puede prescindir.

Ordenar algo para comer puede demorar dos horas, el autobús público suele pasar cada 45 minutos y el cajero puede dejar de funcionar y nadie se hace problema. El desafío es contagiarse de su calma y lograr bajar uno, dos o tres cambios.

No hay internet

Inter… qué? Internet no es algo que abunde. En Port Blair y en la Isla de Havelock hay algunos cyber cafes pero son lentos (si es que andan, por que cada dos por tres no hay luz, no hay señal o el dueño no tiene ganas de abrir el negocio). Tampoco suele haber mucha señal de celular.

Las Islas de Andamán son un buen ejercicio de purga de internet y del mundo virtual. Nosotros aprendimos a disfrutar del silencio de estar sin notificaciones.

Como referencia, la hora de internet en Port Blair cuesta 50 INR y en Havelock 140 INR si uno conecta el celular y 280 INR si uno quiere conectar la computadora. Las pocas veces que nos conectamos lo hicimos muy temprano en la mañana que es cuando menos personas hay conectadas y cuando mejor anda. En Havelock algunos bares tiene wifi pero si anda es muy lenta y sólo permite responder algunos mensajes de WhatsApp y nada más.

Comida

La comida en Andamán es muy parecida a la comida del sur de India pero con un poco más de pescados. Dosas, parothas y thali se consigue muy fácilmente. Sacando los lugares turísticos y de comida occidental, los precios son muy parecidos al continente. Nosotros teníamos miedo de que por estar en el medio de la nada todo sea muchos más caro, pero no. En los lugares de comida local uno paga mas o menos lo mismo.

Las frutas más sabrosas

En Andamán comimos los mangos y cocos más ricos. Sin conservantes, sin cadenas de frío, ni nada parecido. Es altamente recomendable hacerse una panzada de frutas.

Mosquitos y moscas

Si bien todos insisten con que hay que tener cuidado con los cocodrilos (desde hace más de cinco años que no se ven cocodrilos en las zonas turísticas) el mayor enemigo son los mosquitos y las moscas en la playa. Con nosotros se hicieron un festín. Las moscas de la playa (Sandfliess) ya que además de picar nos dejaron muchas ronchas que pican desesperadamente, lo cual llevo a rascarnos y a lastimarnos bastante la piel.

Lo ideal es además de repelente comprar espirales para los mosquitos y algo del estilo del Caladryl para evitar la picazón.

Cuando baja la marea, baja en serio

No sabemos si fue algo circunstancial de los días que nosotros estuvimos o si siempre es así, pero el movimiento de las mareas es muy intenso y abrupto. Cuando la marea baja, el mar se retira un kilómetros y cuando sube en unos pocos minutos la lonita con los libros y el bronceador quedaron debajo de una ola. Para no llevarse decepciones, puede ser oportuno conocer el horario de las mareas.

Transporte entre las islas

Al tratarse de un archipiélago a muchas islas solo se accede en ferry. Según las distancia pueden ser trayectos de una a doce horas. También hay carreteras pero sólo a la parte media y norte de Andamán.

Para desplazarse en ferry es necesario comprar los boletos con anticipación (sobre todo el temporada alta). Al igual que los trenes, acá también se debe completar el mismo formulario en papel antes de llegar a la ventanilla. Los precios de los trayectos es algo totalmente aleatorio y condicionado por el turismo.

La compra de boletos tiene sus vueltas y depende sobre todo del humor del empleado de turno. Algunos dicen que solo se pueden comprar boletos de ida si se compra el regreso, otros dicen que solo se puede comprar con cuatro días de anticipación (por lo cual si estás obligado a comprar la vuelta y querés estar más días, el boleto de regreso lo vas a tener que cancelar o resignarte a perder el dinero) y están los que dicen que no podés comprar boletos para otras islas salvo en Port Blair. A fuerza de insistencia y sonrisas siempre conseguimos los boletos que quisimos pero si uno no insiste, los vendedores dicen que no a todo.

Precios de los ferrys

Es ridículo pero a Havelock (la isla más visitada) el boleto cuesta 397 INR y se demora sólo dos horas desde Port Blair. A Neil Island el boleto cuesta 320 rupias y a Little Andaman sólo 71. Little Andaman está a ocho horas de Port Blair y se puede hacer el trayecto en un barco nocturno.

¿Por qué la diferencia de precios? Por el turismo, pura y exclusivamente.

Es importante tener en cuenta que los sábados por la tarde y los domingos durante todo el día no están abiertas las oficinas de venta de boletos. En días normales funcionan de 9 a 16 horas, cerrando de 13 a 14 por horario de almuerzo. La mayoría de las oficinas cuentan con una ventanilla especial para mujeres que suelen estar más vacías y ser menos enquilombadas.

Nuestro recorrido

Port Blair

Port Blair es el punto de entrada y salida. Es la ciudad más importante dónde hay internet, negocios, hospitales y demás. Pero por ser la capital parece más un pueblo grande que otra cosa. Llegar a Port Blair fue encontrarnos con la calma. No tiene nada que ver con las ciudades indias, no hay polución ni tantas bocinas. Incluso tiene cierto aire centroamericano.

Port Blair tiene algunos excursiones y atractivos turísticos pero para nosotros no fue más que una ciudad de paso a la cual tuvimos que volver en varias oportunidades para ir de una islas a otras.

¿Dónde dormir?

Nosotros nos quedamos Hotel Raja Monsoon Villa. Pagamos 600 INR la habitación doble con baño privado. La dueña es muy amable y tiene una azotea y una terraza enorme desde la cual se puede ver el mar y el atardecer.

Está cerca del Lalaji Guest House (enclave israelita, mucho más caro y feo). La única contra es que a cien metros hay una mezquita y por la madruga se escucha el primer rezo, pero no es nada grave. Al menos nosotros, nos dimos vuelta y seguimos durmiendo.

¿Dónde comer?

La mayoría de los turistas suelen frecuenta el restaurant que está en la terraza de Lalaji Guest House. Nosotros por comodidad y presupuesto frecuentábamos un localcito a la calle que se encuentra enfrente. No hay menú ni opciones occidentales pero si arroz Biryani (70 INR), omelettes (20 INR) y parathas con chutney de coco (10 INR).

Little Andaman

Fue la sorpresa del viaje y un lugar del cual nos enamoramos. A Little Andaman no llegan muchos turistas. Está lejos (ocho horas sólo desde y hacia Port Blair) y no es muy cool. No hay bares, ni restaurants con onda. No hay internet ni electricidad las 24 horas. Sólo hay largas playas de arena blanca y un mar muy divertido y con muchas olas. Hay varios pueblitos y mercados dónde comprar fruta y pescado fresco y hay un solo autobús (o jeeps compartidos) que recorren la única calle asfaltada de la isla (el boleto cuesta 10 INR). Es el sitio ideal para relajarse y dejarse seducir por la idea de vivir una vida tranquila, alimentándose de lo que la tierra y el mar.

La isla se puede recorrer, también, en motos alquiladas. Hay varias playas y cascadas para visitar. A nosotros, particularmente, nos encantó Kalapathar lagoon, la laguna de rocas que se encuentra en el kilómetro 14.

¿Dónde dormir?
La mayoría de los “resort” se encuentran en el kilómetro 10. Los hay más limpios, más viejos, más nuevos. Resort es sólo un nombre genérico para nombrar una casa de familia con algunas cabañas de chapa y bambú alrededor.Nosotros nos quedamos en Rainbow Resort. Lo administra una familia de Bangladesh muy simpática, honesta y agradable. La habitación/cabaña doble con baño privado costaba 300 INR, sino 200 INR con baño compartido.
¿Dónde comer?
Rainbow Resort tiene un pequeño restaurant. La comida es fresca, rica y con precios accesibles pero demora mucho. Nosotros solíamos ordenar la cena a las 16 horas para comer a las 20. No quedaban dudas de que la comida estaba recién hecha. Para dar una referencia, un plato de Fried Noodles con huevo costaba 100 INR.En el kilometró 12 está Mona’s Place. Es un localcito que venden dosas, parathas y puris a precio normal. Ideal para desayunar.Sino, en el centro (400 metros de locales y mercados) hay muchos puestos de comida rápida, snacks y Biryani. En Little Andaman nos hicimos adictos al Egg Roll, panqueques salados con huevo y verduras.

Neil Island

Neil es el paraíso de las lunas de miel de los indios, también de familias europeas y de parejas que buscan tranquilidad. Está a mitad de camino entre Port Blair y Havelock teniendo ferrys directos a cada uno de los puertos por lo cual es de muy fácil acceso. La isla es chica y se recorre caminando. También en bici, moto o ricksha.

Las playas de la isla están numeradas. Playa 1, playa 2, 3, 4 y 5. Cada playa tiene su encantos. En unas se puede hacer snorkeling, en otras hay piedras, en otras bancos de arenas o manglares. Nosotros estuvimos tres días y caminamos de una playa a otra, inventándonos caminos entre los árboles.

En lo personal no fue lo que más nos encantó de Andamán pero que es lindo, es lindo.

¿Dónde dormir?
Cada playa tiene un pequeño grupo de Guest house/Resort. Nosotros nos quedamos en AND en la playa cuatro. Lo bueno es que está muy cerca del puerto, del mercado y a una distancia caminable de todas las demás playas. La habitación doble con baño privado cuesta 350 INR pero conseguimos un precio de 200 INR a fuerza de Messi y de ser temporada baja. La habitaciones no están buenas ni en muy buen estado, pero creo que la ubicación es la mayor virtud.
¿Dónde comer?
AND tiene un restaurant pero un poco caro para nuestro gusto y bolsillo. Un simple thali vegetariano está 150 INR sin posibilidad de repetir ni el arroz blanco.En cambio, en el mercado está lleno de puestos de comida baratos y ricos. Camino a la playa 1 y pasando el Hotel/Bar Kingfisher hay un local de comida muy rustico pero el dueño es muy amable. El Massala Dossa cuesta 30 INR y los chutney son una delicia.

Havelock

Es la frutilla del postre. Si bien es la isla con más turistas, más explotada y más cara el precio por ser un verdadero paraíso sigue siendo barato.

La isla de Havelock es grande pero se puede recorrer en moto, bicicleta y en autobús público (pasa cada una hora, pero pasa y cuesta 10 INR). El mayor problema de Havelock son las distancia. Entra la zona de alojamiento y la playa principal hay diez kilómetros por lo cual el “vuelvo al dormitorio para ir al baño” no aplica. Cada excursión es el plan de un día entero.

Hay dos playas principales. La playa número 7 también conocida como Radha Nagar es el paraíso que todos nos imaginamos. Arena blanca y finita, agua turquesa, palmeras verdes y … cien indios sacándose fotos. Es la playa más concurrida pero basta caminar unos metros en cualquier dirección para encontrarse solo y sin vecinos fotogénicos. Nosotros solíamos caminar hasta un poco antes de la Laguna Azul y ahí prácticamente estábamos solos.

En la Laguna Azul no es recomendado bañarse por el riesgo de los cocodrilos, cuando nosotros estuvimos había un policía que cuidaba que nadie se meta al mar en esa zona.

La otra playa importante es la Playa de los Elefantes. Está a mitad de camino entre el puerto y la Playa número 7. Para acceder a la playa hay que caminar unos cuarenta minutos por la selva. La caminata es amena. Una vez frente al mar, hay que seguir caminando para esquivar a los indios y a sus excursiones en motos de agua. Nosotros solíamos caminar poco más de un kilómetro con dirección a la izquierda para llegar a la zona de corales. Estábamos prácticamente solos y con un coral fascinante delante nuestro. Ideal para hacer snorkeling.

¿Dónde dormir?
La gran mayoría de los alojamiento están en la playa número 5. Los hay de todos los precios, gustos y comodidades. Nosotros nos quedamos en Crystal Sand. Es casi el último resort por lo cual hay que caminar bastante y pasar toda la zona céntrica. Lo bueno, es muy tranquilo, lo malo, está un poco más lejos de todo. La habitación doble con baño privado cuesta 200 INR. El resort cuenta con una bajada al mar muy linda con mesas y bancos de madera. En la playa 5 uno puede bañarse siempre y cuando la marea este alta. La playa 5 es muy parecida a las playas de Neil.
¿Dónde comer?
Entre la carretera de la playa cinco y el mercado están todos los puestos de comida, bares y restaurantes. Los hay más caros, más baros y más occidentales.Para desayunar una excelente opción es Anju Coco Resto, por 90 INR el desayuno incluye tostadas, huevos, ensalada de frutas o papas fritas y un café. Nosotros solíamos desayunar chai (10 INR) con parathas (10 INR) y omelette (20 INR) cerca del mercado y nos comprábamos frutas para llevarnos a la playa y almorzar ahí.Para cenar rápido o tomar un snack Dalila es una buena opción. Está en frente del mercado y el plato de Fried Noodles cuesta 50.
También barato es el Powerfull Restaurant a mitad de camino entre la playa 3 y la playa 5. Ronny’s en la playa 5 también está bueno pero cuesta conseguir mesa a veces. Es un lugar lleno de jóvenes israelitas. Tal es así que el humus es más barato que un Dal Fry.
Consejos para tu primer viaje a India

“Humildad ante el destino es condición de supervivencia”
Ryzsard Kapuscinki

Las sensaciones sobre la primera vez en India depende mucho de la experiencia del viajero y, sobre todo, de la puerta de entrada al país. No es lo mismo ingresar por las grandes y populosas ciudades como Calcuta o Delhi que llegar a la tranquila y colonial ciudad de Kochi. Como siempre decimos, hablar de India como si se tratará de un solo país con una sola cultura heterogénea es una falacia.

Nuestros primeros días fueron en Delhi, y en lo personal no fueron tan sencillos. Todos nos querían estafar, la comida era muy picante, las calles nos parecían sucias y ruidosas y el jetlag nos había dejado totalmente cansados. El olor y la humedad parecían ser más fuerte que nosotros y más de una vez se nos cruzó por la mente la idea de que todo ese viaje había sido un error.

Mumbai - India - Tren

Si bien es cierto que llegar a India shockea todos los sentidos y que, por más que se lea y prepare el viaje, no se puede reducir ese impacto inicial. Igualmente decidimos intentar ayudarlos. Estos consejos son los que nos hubiese gustado oír a nosotros antes de viajar:

I. No crean en todo lo que te dicen:

Desde el momento en que aterrizamos en el aeropuerto Indira Gandhi, en Nueva Delhi, la gente nos querían engañar. Con el tipo de cambio, con el metro que conecta el aeropuerto con la ciudad (decían que no andaba y nos incitaban a tomarnos un taxi), incluso nos llegaron a decir que la calle Paharj Ganj estaba cerrada por un festival y que no podíamos llegar hasta ahí. Otra mentira famosa son las oficinas de turismo oficiales que terminan siendo agencias privadas que venden todo tipo de paquetes y boletos con altísimas comisiones. Los conductor de ricksha también tiene su responsabilidad, ofrecen un city tour a muy bajo costo pero terminan siendo paseos por las tiendas y negocios de sus primos.

En la estación de trenes se nos acercó un hombre y nos dijo que la oficina de venta de pasajes estaba cerrada durante toda una semana. Ante la duda, le preguntamos a un policía y nos dijo que era cierto. Nos recomendó ir a una agencia de turismo y comprar pasajes de autobús. Gentilmente se ofreció a llamar a su amigo para que nos lleve en su ricksha de manera gratuita.

kerala-6

Basta tener pinta de occidental para ser el centro de las miradas y de los timos. Algunos indios son oportunistas “cazaturistas”, son capaces de inventar cualquier historia para vendernos algo y los recién llegados a India son carne fresca. Son vivos y se dan cuenta de quien anda perdido. Varias veces van a escuchar la pregunta de rigor: ¿Primera vez en India? Y siempre, por las dudas, hay que decir que no.

II. Se intuitivo:

Se desprende de lo anterior. Sólo tu intuición es lo que te va a permitir discernir en que momento y de que modo actuar. En quien confiar y con quien seguir de largo.

Es difícil de explicar pero en India hay que ser muy intuitivo. Siempre. Se trata de escucharnos y de sentir que nos genera una determina situación o persona. Si algo no nos gusta, no nos detentemos. Las consecuencias pueden ser peores.

No queremos asustarlo pero escuchamos algunas feas historias de turistas que fueron engañados y sufrieron robos. Nosotros somos afortunados y estamos convencidos de que la intuición es el setenta porciento de nuestra suerte.

III. Informate e interiorizate con el país:

Ciertas personas sostienen que es mejor llegar a los destinos sin saber nada para dejarse sorprender. No compartimos la idea. Para nosotros lo mejor es llegar lo más informado posible y así tener más recursos a nuestro favor. No se trata de conocer sólo la moneda, las condiciones climáticas o los detalles de las zonas mochileras. Se trata de ir un poco más allá y conocer la cultura, la historia, la idiosincrasia del país.

Erróneamente se cree que los habitantes de India son hindúes. Hindúes son sólo aquellos que creen en la fe hinduista. En India también hay musulmanes, jainistas, budistas y sijs. Hay conflictos políticos y el idioma oficial lo habla menos del 40% de la población. Cada estado podría ser un país independiente con una lengua propia, con una cultura propia que tiene sus propias variantes gastronómicas y religiosas. Creer que India es sólo una es una ficción y desconocer estas diferencias va a favorecer que nos perdamos muchos detalles.

Claro que cada quien viaja de la forma que a uno más le gusta pero no supongan que por estudiar un poco sobre el país ya van a conocer todo. Por más libros que leamos y documentales que veamos, siempre India va a sorprender.

india - chennai-4

IV. Regatear:

En India muy pocas cosas tienen precio fijo y cuando lo tienen está marcado en el envoltorio: galletitas, cremas, botellas de agua, shampoo.

Todo lo demás (todo aquello que no tiene un precio fijo) se negocia. Y todo es todo: Hoteles, taxis, suvenires, ropa, pasajes en autobús, etc. Bienvenidos al regateo.

No hay reglas sobre el regateo. Siempre depende de cada uno cuanto quiere regatear y cuanto le parece justo pagar. Nosotros somos de los que nos divertimos regateando en los mercados. En general solemos ofrecer un precio por debajo del cuarenta por cierto de lo que nos dicen y terminamos pagando un cincuenta porciento menos del valor inicial. Pero lo tomamos con un juego. Los indios también lo piensan así, invitan chai y galletitas para iniciar la negociación.

Las habitaciones de los guest house se regatean en función de la cantidad de noches que uno va a estar: a más noches más descuento. Los menús de restaurantes también suelen ser fijos, aunque a veces se pueden negociar un descuento.

V. La higiene y la limpieza son muy distintos:

Los parámetros de higiene y limpieza que tienen muchos indios son totalmente distintos a los nuestros. Prepárense para llegar a hoteles con sabanas manchadas y el piso del baño mojado. Para comer en la calle entre basuras y restos de comidas. Para ver de vez en cuando alguna que otra rata caminando por la pared y para esquivar la mierda de las vacas. Prepárense para las moscas y los mosquitos, para los malos olores y las montañas de basura.

Las calles son tierra de nadie y prácticamente no existe un sistema de recolección de basura o de barrido público. Los indios tampoco tienen esa cultura incorporada. Terminan de comer algo y automáticamente tiran el envoltorio al piso, sea en el tren, en un restaurant o en la parada de colectivos. Las calles suelen ser un mar de escupidas (muchas veces de color rojo por el tabaco que mastican) y un baño público a cielo abierto. Nunca sentimos tanto olor a pis como en las calles de Calcuta.

Los laberintos de Varanasi llenos de basura y vacas.

Los laberintos de Varanasi llenos de basura y vacas.

Desgraciadamente, a la basura (como a tantas otras cosas en India) uno se acostumbra. A lo que no podemos acostumbrarnos es a las sábanas sucias. La solución que encontramos fue comprarnos una sábana (tela estampada que venden en cualquier mercado) y colocarla sobre las camas no tan limpias. De ese modo nos ahorramos varias picaduras de pulgas. Las bolsas de dormir (sacos de dormir) también pueden ser una buena opción.

vi. “Agua que no has de beber”:

Si la limpieza no aplica en los hoteles tampoco lo hace en los restaurantes. No es extraño padecer algún tipo de descompostura en India. Si no es algún ingrediente en mal estado, puede ser alguna bacteria en los vegetales crudos o en el agua que utilizaron para cocinar. Hay que tener cuidado con los lugares que uno elige para comer. Nosotros solemos optar por comer en los lugares más concurridos que no siempre se condicen con los lugares más caros ni para turistas. Si hay gente supone que hay movimiento en la cocina y que los ingredientes son frescos. Lavarse las manos y evitar comer frutas o vegetales crudos si no estamos seguros de la limpieza no parecen ser criterios suficientes. La suerte juega su factor.

Hay una frase muy extendida que dice: “Cuando comés en un lugar, y la comida te cayó bien. Seguí comiendo en ese lugar”. La adoptamos. En India no se trata de innovar ni de probar. Mejor comer en el mismo lugar que tener una incómoda diarrea.

Con el agua, por lo general, es recomendable tomar sólo agua embotellada. Sobre todo en las grandes ciudades. Algunas ciudades tienen agua potable y muchas casas tienen filtros, lo que es una buena opción. Pero como siempre lo mejor es evitar aventurarse.

Muchos se lavan, incluso, los dientes con agua embotellada. Nosotros no lo creemos tan necesario pero si somos muy atentos a la comida y agua que bebemos. Ya sufrimos varias infecciones por bacterias y no queremos seguir arriesgándonos. Aunque sospechamos que a medida que pasan los días los anticuerpos se van generando.

Dada la cantidad de bacterias y las escasas condiciones de higiene siempre es recomendable viajar a India con un buen botiquín y con seguro médico. Nosotros sufrimos varias infecciones y tuvieron que ser tratadas con antibióticos. La deshidratación también es frecuente. Les recomendamos que coticen distintas coberturas  y asistencia medica mediante Asegura tu viaje.

VII. “Not spicy, please”:

Depende de donde vengas, la comida en India puede parecer picante. Lo cierto es que uno se acostumbra, y comparado con otros países (Tailandia, por ejemplo) el picante no es tanto. Pero al comienzo no es fácil. Nosotros no estábamos acostumbrados a comer picante y los primeros días lo pasamos mal. “Not spicy, please” (no picante, por favor) se transformo en nuestra frase de cabecera. A veces funcionaba y a veces no. En el norte de India pedimos una sopa de tomate. Le pedimos al mozo que no fuera picante ya que no veníamos bien de la panza. La sopa llego con tres chilis flotando. El mozo se excusó diciendo que la sopa habitualmente traía seis chilis.

Budapest-21

Más allá de tu tolerancia personal al picante, lo que sí vas a encontrar son nuevos sabores y comidas muy condimentadas y especiadas. Cardamomo, jengibre, clavo de olor y anís son indispensables en cualquier curry o masala chai.

Además de especias la comida India suele llevar mucho frito. Lo bueno es que el frito mata a las bacterias, lo malo… comer frito nunca está bueno.

La mejor comida India la probamos en los puestos callejeros. Esos que parecen sucios, feos y baratos. Les recomendamos que se animen y se dejen conquistar por la comida y los sabores. Tomar clases de cocina tampoco es una mala idea.

VIII. Moverse en tren:

Es la mejor forma de desplazamiento por el país. Son cómodos y baratos. Nosotros pasamos varias noches en el tren en categoría sleeper (literas sin aire acondicionado). Siempre dormimos bien y sin problemas.

El tren también es el lugar ideal para conocer gente. La mayoría de los indios lo usan y la curiosidad por los extranjeros está a la orden del día.

Muchos dudan si viajar en tren o con conductor privado. La diferencia de precios es abismal y el conductor es un gasto extra ya que su comida no suele estar incluida en el presupuesto. Pero más allá de las cuestiones presupuestarias la mayor contra que le encontramos es la poca optimación del tiempo. Los trayectos sólo suelen hacerse de día y dadas las malas condiciones de las rutas suele demorarse bastante. La ventaja del tren es que uno puede optar por trayectos nocturnos y de este modo ahorrarse la noche de hotel y el día perdido con traslados.

Para más información sobre los trenes, los distintos tipos de clases, quotas y tipos de boletos les recomendamos leer nuestra Guía de Trenes en India.

IX. Viajar despacio:

Muchas veces, moverse en India es agotador. Llegar a un nuevo lugar, regatear el ricksha desde la estación de tren, buscar el autobús públicos, regatear el precio del guest house, buscar un lugar decente dónde comer.

Si al desplazamiento habitual entre ciudades, uno le agrega un desplazamiento a otro estado significa nueva comida, nuevos idiomas y quizá, nuevas religiones. Además, en India las distancias son largas. Lo mejor, para nosotros, es seleccionar unos pocos puntos en el mapa para visitarlos y explorar al máximo. Cada ciudad, región o estado tiene infinitas cosas para hacer.

Somos de viajar lento, en general, y en India más todavía. Un itinerario de quince ciudades en un mes a nosotros nos parece agotador. Quizá porque disponemos de más tiempo que de plata, priorizamos recorrer menos para comprender más.

Mulanthuruthy-4

Muchas personas nos escribiendo pidiendo ayuda para armar sus itinerarios en India. Solemos preguntarles qué de todo lo que ofrece el país les interesa conocer: ciudades sagradas, templos, fuertes, palacios, naturaleza, sitios tranquilos, sitios mochileros, etc. Dependiendo del estilo de cada uno será cada recorrido. Ningún itinerario incluye los traslados ni el agotamiento propio de moverse en el país. Nuestro consejo es que armen un viaje más real y posible y abandonen, aunque sea un poco, la idea de conocer TODO aunque sea para la foto. Disfruten de los pequeños momentos y dense la libertad de elegir quedarse un día más o menos en algún destino. El encanto de India está en las personas que habitan el país y no tanto en los “highlights” de las guías de viaje.

Xi. Salir un poco, al menos, de los circuitos turísticos:

La India es enorme y es verdad que muchas veces los lugares más famosos concentran los puntos más atractivos del país, pero si uno se aleja un poco de eso encuentra varias facetas del país que son totalmente distintas.

Rameswaram - India -3

Un viaje por los itinerarios más turísticos puede tornarse aburrido. Siempre las mismas personas, los mismos estilos de restaurantes, los mismos locales de suvenires, los mismos timos. Además de ser más costoso, puede tornarse un poco aburrido o poco original. Traten, al menos, de hacer una parada en el medio de lo-que-hay-que-ver. India es auténtica y vale mucho la pena pasar una noche en un pueblito tranquilo al que nunca llegan los turistas. Después de cuatro visitas al país, podemos afirmar que lo que más disfrutamos son esas paradas inesperadas a mitad de camino.

Xii. Cuidado con los monos:

En las ciudades indias los monos están por todas partes: postes de luz, techos de las casas y en los árboles. Lo cierto es que los monos de ciudad no son los simpáticos animales que nos imaginamos. Son capaces de entrar a los cuartos, robar las pertenencias, tomar la comida, incluso morder.

Además de frutas y botellas de agua, a nosotros nos robaron los lentes de sol. No por nada en especial, sólo para romperlos y jugar con ellos.

Les recomendamos que tengan cuidado y mantengan cierta distancia. Muchas veces suelen ser agresivos y no es divertido ganarse una mordedura de mono en una pierna. Si tienen dudas, pregúntenle a la gente local. Sabrán decirles si tienen que tener cuidado o no.

Xiii. Preparate para ser una celebridad de Hollywood:

Los indios son cholulos. Tienen mucha fascinación con los occidentales. Acostumbrate a que te paren en la calle, te pregunten tu país, te den la mano, te pidan una foto con vos, un autógrafo o tu teléfono. Sean jóvenes o ancianos, los indios tienen mucha curiosidad por nosotros. Quizá la misma que nosotros podemos tener por una persona de bigotes largos y turbantes de colores.

Mulanthuruthy-portada

Queda en cada uno que tan simpático ser. Hay viajeros que les divierte sacarse fotos y hay otros que con aire de superioridad ignoran a los indios.

Es cierto que puede llegar a cansar y tornarse agotador esto de estar sacándose fotos cada cinco minutos pero queda en cada quién como responder.

XiV. Trata de hacer coincidir tu viaje con alguna celebración:

La sociedad india es una de las más devotas y creyentes. Como el hinduismo tiene millones de dioses, también tienen millones de celebraciones.

Es muy interesante ser parte de sus festividades. Sea desde un casamiento hasta el colorido Holi, todos los meses hay algo que celebrar.

Holi en India

Son experiencias interesantísimas conocer la idiosincrasia social y aprender al menos, un poco, de su cultura.

XV. NO TE OLVIDES QUE ALLÁ EL VISITANTE SOS VOS:

Sea en una mezquita, una estupa, o un templo sij debemos ser respetuosos. Si pide que nos cubramos los hombros o el cabello, no discutamos que en nuestro país las mujeres hacemos toples. Mismo si es necesario descalzarse. Por más que nos de asco, para ellos es una ofensa entrar con zapatos a ciertos lugares.

No olvidemos que allá somos visitantes. Y que las reglas de juego son otras. Si besarse en público es considerado una ofensa respetémoslo. Por más que sea obvio lo que decimos, nos dio mucha vergüenza ver a muchísimos turistas creyendo estar en su ciudad y comportándose de manera pusilánime ante los lugareños. También nos incomoda mucho ver a los occidentales pagándole a los indios por fotos. Son personas, no estatuas.

Madurai - India -4

***

Sea karma o no, en general, el respeto que uno da es proporcional al que recibe. El sentido común es el compañero infalible del viaje.

Con todos estos consejos y recomendaciones no buscamos asustarlos ni mucho menos. Sólo les compartimos algunas ideas y pensamientos que nos hubiese gustado conocer de antemano. India es un gran destino y hay que ir dispuesto a disfrutarlo. Buen viaje!

***

Si estás por viajar a India te recomendamos nuestra Guía de viaje a India. Si, además, sos mujer  te recomendamos leer nuestros consejos para mujeres que viajan a India.
Consejos para mujeres que viajan a India

India es, sin dudas, uno de los países más atractivos a la hora de pensar un viaje a tierras exóticas. Todo llama la atención, todo es inmenso e inabarcable. Las diferencias culturales saltan a la vista desde el momento que uno llega.

Viajar por India supone dejarse llevar por el misticismo y por la espiritualidad y a la vez estar dispuestos a las nuevas experiencias: nuevos sabores, nuevos aromas, nuevas creencias.

India no es un país peligroso, hay cientos de adjetivos que la califican mejor, pero se ha ganó la fama de serlo. Cómo siempre, depende con que se lo compare. “Todo es relativo, nada es absoluto” decía Einstein. Por ejemplo, las calles de Mumbai no nos parecieron tan enquilombadas, porque lo comparábamos con Buenos Aires un viernes a las 19 horas. En cambio, una pareja de suizos se nos pusieron a charlar en una esquina y no caían en su asombro al ver que no había semáforo y un policía dirigía el transito con ayuda de sus brazos. No se como habrán tomado la noticia de que en ninguna ciudad de India abundan los semáforos.

Los indios son curiosos, nos miran raro por ser extranjeros. Se acercan, preguntan tu nombre, de donde sos, pero nunca sentimos que fueran más allá de ello.

A diario recibimos varios correos de personas (de mujeres en su mayoría) que quieren viajar a India y no se animan por el miedo de lo que les puede pasar. No se si nosotros gozamos de demasiada suerte, pero esta es nuestra cuarta visita al país y nunca tuvimos ningún inconveniente. Decidimos armar una lista para ayudar a futuras viajeras. Si no quieren detenerse a leer se las podemos resumir en cuatro máximas: respeto, sentido común, intuición y una sonrisa. A continuación los detalles:

El respeto

Lo principal, creemos nosotros, a la hora de viajar por lugares tan distintos es ser respetuoso. Creemos que este es el punto central del que se desprende todo lo demás.

Parece absurdo tener que decirlo pero vimos muchísimos (demasiados) turistas que entraban con zapatos a los templos y a las casas de familias (para la sociedad india es una muestra de desprecio), los vimos sacarse selfies con las estatuas de los dioses o sacándole fotos a las personas que piden plata en la calle sin pedir su consentimiento previamente. Los vimos quejarse porque en las ciudades sagradas la cerveza está prohibida. Si uno viaja a otro país, tiene que saber que juega de visitante y que las reglas no las ponemos nosotros. Tenemos que ser respetuosos, siempre. Preguntar, consultar, averiguar pero no dar por entendido que las cosas son como habituamos en nuestra cultura.

Por ejemplo, cuando visitamos la región de Cachemira en el noroeste de India, decidí cubrirme mi cabeza cada vez que salía a la calle. Cachemira es un estado con mayoría musulmana, y si bien nadie nunca me dijo nada, me cubrí igualmente. Muchas mujeres se quejan de la mirada de los musulmanes, a mi lo cierto es que nadie me miró ni reparó en mí. Porque simplemente llamaba mucho menos la atención que si iba con el pelo suelto y al viento.

Mujeres-2

En la Jama Masjid de Delhi vimos como echaban a dos turistas ¿Por qué? En la puerta de la mezquita hay un cartel que explica que la entrada es libre y gratuita pero que si uno quiero tomar fotos o filmar adentro debe pagar un extra de 300 rupias. Una pareja de argentinos, casualmente, entró gratuitamente a la mezquita y en el interior sacaron la cámara de fotos. No sólo eso, la chica se saco el velo que se había llevado para cubrirse los hombros y la cabeza y estaba posando para la foto sin ningún reparo de que ese era un lugar sagrado para muchísimas personas. Claro, los echaron y les exigieron el pago del uso de la camara. Ellos se quejaron del maltrato indio.

Creemos que si uno es respetuoso con la cultura que visita, esta también es respetuosa con uno. Por supuesto que puede haber excepciones a la regla, pero les aseguramos que el respeto reduce muchísimo las chances de pasar un mal momento.

Código de vestimenta

En India la moda es muy distinta a lo que habituamos en occidente. Los hombres suelen ir de pantalón largo y camisa de manga cortas y las mujeres de sari o con un Salwar Kameez o Churidar (una camisola larga que combinan con unas calzas y con un pañuelo).

Mujeres-4

No les vamos a decir que se vistan como las indias pero si que traten de adaptar su ropa a la cultura local.

Las mujeres nunca muestran los hombros ni las piernas. Tampoco hay que estar con pantalón largo y tolera en pleno verano, pero si una pollera o pantalón por debajo de las rodillas y los hombros cubiertos por una remera holgada de manga corta o un pañuelo. Yo siempre me incliné por el pañuelo ya que además me cubre el pecho y en caso de entrar a algún templo tengo con que taparme la cabeza.

Mujeres-3

Los indios son mirones por naturaleza, no les demos excusas para que miren de más. Vestir adecuadamente además de respetar la cultura local es un modo de cuidarnos.

En una de las playas de Goa vimos dos chicas australianas tomando sol boca abajo. La parte de atrás de la bikini era diminuta y la parte de arriba la tenían desabrochada. ¿Qué había atrás? Tres indios con cara de pervertidos y con el bulto un tanto hinchado. El resto de las mujeres de la playa se bañaban con un pareo o con una camisola sobre el traje de baño.

Mujeres-6

Otra situación incómoda la vivimos en la celebración de Holi en Jaisalmer. Holi es una suerte de carnaval dónde se tiran agua y polvos de colores. Optamos por ponernos la ropa que en peor estado teníamos ya que sabíamos que se iba a arruinar. Pero un grupo de turistas no tuvo mejor idea que vestirse todos de blanco. Las chicas estaban de pantalón cortito y musculosa. Ambas prendas al mojarse dejaron ver lo que había abajo. Se les traslució la ropa interior. Tuvieron que volver corriendo al hotel a refugiarse ya que tenían una horda de indios corriéndolas atrás.

Quizá suene chocante saber que en India no podemos vestir igual a como acostumbramos en nuestros países, pero vale la pena el esfuerzo para ahorrarse un mal momento. ¿Sabían que la mayoría de la pornografía que entra en India es de occidente y muchos indios se van a dormir pensando que todas las occidentales podemos ser pornostars?

No andar solas (de noche)

A la suerte no hay que forzarla. Andar solas de noche, lamentablemente, no parece ser un buen plan. Muchas ciudades y pueblos cambian completamente cuándo el sol se pone, sobre todo en las zonas no tan turísticas. India es un país que se levanta antes del alba y se acuesta temprano.

Lo ideal es no andar de noche y si no hay otra opción, tratar de buscar un autoriksha o taxi de confianza o buscar algún grupo al cual unirse.

India recibe a muchos turistas al año y no es difícil encontrar un grupo de viajeros/as con los cuales compartir.

Si querés buscar compañeros de viaje para India te recomendamos este grupo en Facebook: Foro de viaje: India, Nepal e Sri Lanka

Trenes

Los trenes en India son una experiencia única. Recorren todo el país y están divididos en distintas clases de vagones.

Todos los vagones son compartidos. Lo que varía es entre cuantas personas se comparte. Los hay de dos personas, de cuatro, de seis, de ocho. Y siempre es una lotería saber con quién se comparte el camarote.

Mujeres-1

Nosotros viajamos siempre en Slepper Class y procuramos tomar trenes nocturnos para optimizar el tiempo. Más de una vez me pasó de despertarme en la noche y encontrarme con un par de indios mirándome dormir.

Lo ideal es llevar siempre un pañuelo o tela con la cual taparse y buscar alguna familia de la cual hacerse amiga en el tren.

Nos pasó en Calcuta que un chico que pedía plata en la estación nos empezó a seguir. Se notaba que tenia algún problema psiquiátrico. Al comienzo nos seguía de lejos y luego cada vez más de cerca. A tal punto que subimos al tren y se pega a la ventana del lado de afuera mirándome. La situación era muy incomoda por lo cual decidí cambiarme de lugar. Él también se cambia de lugar para seguir mirándome. Finalmente, el tren arranca y el desaparece de la ventana. Pero no por mucho, aparece arriba del tren. Se acerca y se queda de pie mirándome. Luego, se sienta enfrente mío.

Me empecé a sentir muy incómoda y uno de los hombres que estaba sentado cerca lo notó. Comenzó a pedirle que le muestre su boleto. El chico desaparece. Le agradezco con un gesto y me acuesto a dormir.

A la hora me levanto y veo que el chico estaba merodeando por el vagón. Da la casualidad que el hombre que ya me había ayudado también se levanta y lo ve. Llamá a otro y entre varios comienzan a echarlo a los gritos y empujones. No volvió a aparecer.

Fue una situación incomoda y lo que menos quería era que una persona reciba codazos por mi culpa, pero si no era por esos hombres no se como hubiese terminado todo.

Por lo cual, siempre es una buena idea hacernos amigos de nuestros compañeros de compartimiento y si por alguna razón hay algo que no nos gusta o incómoda, podemos pedirle al revisor de boletos que nos haga un cambio de asiento.

Por último, muchos deben creer que cuanto más cara es la clase en la que viajamos más seguro es. En nuestra opinión, nos sentimos más seguros viajando con más personas que con menos. Es decir, que viajen seis personas más al lado nuestro nos ofrece ciertas garantías que si sólo estamos con un extraño en un compartimiento de dos personas.

Si les interese leer esta Guía para recorrer India en tren.

Decir que estás casada

Siempre, sin excepción. Cómo nunca hay que decir que es nuestra primera vez en India tampoco hay que decir que estamos solas o solteras. Al menos, en una primera instancia.

En general decir que estamos casadas ya funciona como un freno con los indios que tienen más de una intención con nosotras. Es más, muchas veces les dije que mi marido estaba viniendo o que estaba en la esquina comprando algo y se alejaron sin chistar. Digamos que son mentiras piadosas.

Otra cosa que nunca hago en India es sacarme fotos con indios solamente. Si es una familia o si esta Lucas en el medio acepto sin problemas, pero con hombres solos no me siento tan cómoda para hacerlo. Además no quiero que después anden mostrando la foto y diciendo que soy su “novia argentina”.

Mujeres-5

La limpieza no abunda

Si sos de esas personas que se obsesionan con la limpieza, India puede llegar a ser una prueba a superar. Los parámetros que ellos manejan son muy distintos. Más de una vez nos tocaron sabanas manchadas, rejillas del baño llenas de pelos y pulgas en las almohadas. Un buen modo de evitar esto es viajar con tu propia bolsa de dormir o, en nuestro caso, con una tela grande que usábamos de sábana y colocábamos sobre las sábanas que ya estaban.

Mujeres-9

Bloquear las puertas

Siempre a la hora de registrarnos en un hotel tenemos que prestar atención a la condiciones de seguridad de la habitación. Si las ventanas se cierran de adentro, si la puerta tiene pasador, si la llave funciona. No sólo por las cuestiones de valor sino para evitar inconvenientes. Más vale prevenir que curar.

Conocimos una inglesa que se levanto a las dos de mañana con el recepcionista del hotel metiéndose en su cama. Ella comenzó a los gritos, y logro pegarle al tipo en la cabeza con un velador. De ese modo pudo salir al pasillo y comenzar a gritar hasta algunos huéspedes salieron en su auxilio.

Fue la única vez que escuchamos una historia así en primera persona. No hay que confiarse ni bajar la guardia, nunca.

En cuanto al alojamiento, cada vez están más de moda los hostels en India que ofrecen habitaciones compartidas sólo entre mujeres.

Ser intuitiva y con sentido común

Podríamos extendernos dándole consejos y detalles a los cuales prestar atención pero lo cierto es que lo más importante es tener sentido común, siempre.

Si en nuestro país no dejamos la cartera sobre la mesa de un bar, en India tampoco. Si en nuestro país no nos paseamos en ropa ajustada, en India menos. Lamentablemente, mientras sigamos viviendo en un mundo patriarcal somos las mujeres quieres tenemos que procurar que no nos pase nada, aunque eso suponga vestirnos como no queremos o volver a horarios que no nos divierten.

Creemos que lo principal para no tener una mala experiencia en India es aplicar en sentido común, de ser centradas y sobre todo, y lo más importante, de ser intuitivas.

Si un lugar, una persona, un hotel, o lo que fuere no te trasmite seguridad ni te hace sentir cómoda, no lo dudes y andate. No se trata de quedarse a probar cuanta suerte tenemos, sino de ayudar la poca suerte que tenemos.

Mujeres-7

***

India es un país fascinante y que no suele decepcionar a quién se toma el tiempo y el trabajo de conocerlo, sea cual sea las intenciones que te llevaron hasta ahí.

Que todos estos consejos que suenan a burocracia viajera no te asusten. Son pequeñas precauciones para viajar más tranquilo. Lo cierto es que nunca sentimos que India sea un lugar peligroso, a nosotros nunca nos pasó nada. Pero a la suerte, a veces, hay que ayudarla un poquito.

Mujeres-8

Por último, les compartimos esta completa guía para viajar por India con información sobre el país, presupuesto, itinerarios, etc: Guía de viaje, datos y consejos para recorrer India.
Guía completa para recorrer Angkor Wat

¿Qué es Angkor Wat?

Hay lugares que suenan lejanos y fantásticos, al menos en el imaginario popular. El Taj Mahal, Machu Picchu, la Gran Muralla, las mezquitas de Uzbekistán, el Desierto de Gobi… son nombres que estremecen. Y que también, nos llenan de gloria.

Angkor Wat es la prueba de la grandeza del ser humano. De nuestras capacidades creativas y espirituales. Aquí un poco de información y ayuda para todos aquellos que quieran visitar la octava maravilla:

Un poco de historia

Se conoce como Angkor Wat al complejo arqueológico (que data del 1.100 DC) más grande del sudeste asiático. 200 kilómetros cuadrados de templos brahmánicos y budistas dan cuenta de la grandeza del Imperio jemer. Siendo Angkor la última gran capital. Antiguamente se calcula que había más de mil templos, hoy quedan cerca de cien. Muchos se han mantenido, otros se han reconstruido en los últimos años y otros sólo son piedras apiladas.

El Imperio jemer tuvo un final abrupto y desconocido quedando los templos abandonados durante varios siglos.

La mayoría de los templos estuvieron ocultos en la selva hasta 1860, cuando un naturista francés los volvió a redescubrir. Dicen que los encontró siguiendo a una mariposa. Tantos años entre la selva camboyana hizo que la naturaleza se adueñe de los mismos, siendo ahora un escenario único y fotogénico. Bueno, también escenario de películas ya que aquí se filmó Tomb Raider.

Angkor-Wat-5

Precisamente, Angkor Wat es el templo principal y el mayor conservado del complejo. Es, también, el más visitado y el primero que vas a ver.

¿Cómo llegar a Angkor Wat?

El complejo de Angkor Wat se encuentra a seis kilómetros de la ciudad de Siem Reap, al oeste de Camboya y muy cerca de la frontera con Tailandia.

La ciudad tiene muy buena conexión de autobuses, en unas pocas horas y por unos pocos dólares se puede estar en Phnom Penh, capital de Camboya. También hay buses a las distintas fronteras.

Siem Reap tiene también un aeropuerto internacional.

Nosotros optamos por hacer dedo (autostop). Es necesario aclarar siempre que no estamos parando un taxi.

Gastos

 Visa:

Para Camboya se necesita visa. La misma se obtiene on-arrival y cuesta 30 dólares por 30 días.

Entrada:

Hay tres tipos de entradas a los templos para los no camboyanos.

  • Por un día: 20 dólares
  • Por tres días: 40 dólares (el pase tiene una validez de una semana)
  • Por siete días: 60 dólares (el pase tiene validez de un mes)

Los templos están abiertos todos los días del año de 5:30 a 17:30.

Alojamiento:

Siem Reap es una ciudad turísticas dónde los bares, restaurantes y casas de masajes o souvenirs nunca van a faltar.

Al ser un paraíso de turistas y mochileros en la ciudad hay más de 300 hoteles. Los más baratos comienzan en 3 dólares –habitaciones compartidas-.
Una habitación privada empieza alrededor de los 10 dólares,

Comida:

La opciones gastronómicas también son infinitas y las hay para todos los gustos y presupuestos. Casi todo se concentra en el área de Pub Street o del Night Market.

Nosotros solíamos comer fried rice o fried noodle por 1 USD y un chop de cerveza tirada por 0,50 USD. Hay que caminar para encontrar los mejores precios, pero como dice el dicho “el que busca, encuentra”

En un restaurant se puede comer bien entre 5 y 10 dólares por persona.

¿Cómo llegar desde la ciudad? 

Se puede recorrer en bicicleta (desde 1 dólar el día), en tuk-tuk (alrededor de 15 dólares el día), en moto o con un taxi privado. Muchas veces el conductor se ofrece de guía.

Angkor-Wat-7

Algunas agencias incluso venden paquetes que incluyen un autobuses con aire acondicionado, almuerzo, agua y un guía. Otros más osados sobrevuelan los templos en helicóptero o realizan un ascenso en globo aerostático.

Dentro de Angkor hay baños públicos y más restaurantes, casas de souvenirs y puestos de frutas. Todo cuesta más caro que en la ciudad.

  • Circuitos para recorrer Angkor Wat

Hay dos circuitos para recorrer el complejo de Angkor. Las opciones van a depender del tiempo  y del trasporte.

Angkor-wat-map

El circuito chico (17 kilómetros – color rojo) concentra lo más famoso del complejo. Son los templos que uno ve en las postales y los documentales. Son los templos, también, más abarrotados de turistas.

El circuito grande (28 kilómetros – color verde), en cambio, son templos más aislados, con menos visitas y con más parsimonia. La sensación de estar en soledad es intensa.

Ambos circuitos coinciden en el comienzo del trayecto. Ambos comienza en Angkor Wat, propiamente dicho. Un templo erigido a la deidades hindúes. Los tres picos representan la triada hinduista. La torre central, a la que se llega por una empinadísima escalera, es la razón por la que no hay edificios en Siem Reap. Ninguna construcción puede ser más que la cúspide de Angor Wat.

Angkor-Wat-6

Siguiendo el camino, se llega a Angkor Thom. Una ciudadela amurallada rodeada por un gran canal y por unas fascinantes puertas. Dentro hay más templos, siendo el más importante Bayon, el de las mil caras. Es el segundo en importancia y el más distinto arquitectónicamente. Son decenas de torres con caras talladas en la piedra, dicen que cada rostro observa hacia alguna de las provincias del antiguo Imperio jemer. Luego, hay decenas de templos y de terrazas.

Angkor-Wat-3

Angkor-Wat-4

El tercer templo en popularidad es Ta Prohm. Este templo es popular por las fantásticos estragos que hizo la naturaleza. Las paredes están cubiertas de raíces y nos recuerdan que la naturaleza es la que siempre le gana la pulseada al hombre.

Algo notable de los templos es la gran cantidad de tallados y bajorelieves en sus paredes. Muchos tratan cuestiones religiosas, otros muestras la vida cotidiana y otro muestras la gloria de los años dorados del imperio. Nos recordó los templos del kamasutra en Kajuraho.

Angkor-Wat-14

  • Nuestra experiencia en Angkor Wat

Nosotros optamos por recorrer Angkor Wat en bicicleta. Si bien es cierto que las distancias son largas, uno puede hacerlo despacio y parando a descansar. El mayor problema es el calor. En diciembre es invierno en Camboya pero los 35 grados no lo demuestran.

Elegimos el pase de tres días aunque no fuimos los tres días consecutivos. El primer día fuimos por la mañana e hicimos el circuito chino. Nos tomo unas 6/7 horas pero estuvimos varias horas en Angkor Wat y en Bayon. Son templos enormes y con mucha gente.

El segundo día nos levantamos a las 3:30 AM para ir a ver el amanecer. También fuimos en bicicleta y alumbrando el camino con una linterna ya que no había luces. Cuando llegamos, los chinos ya habían tomado posición de los mejores lugares. Vale la pena llegar temprano y vale la pena el madrugón. Fue increíble ver como en medio de la noche cerrada poco a poco comenzaron a recortarse en la oscuridad los tres picos de Angkor y poco a poco fue aclarando hasta quedar todo de amarillo. Son sólo unos segundos, pero son increíbles. Lo único que sobró fue el barullo de las personas.

Aprovechamos el fresco de la mañana para pedalear el circuito grande, no sin antes evitar todas las invitaciones a desayunar en todos los puestos de comidas improvisados. El circuito grande nos gustó mucho más. Quizá porque no había tanta gente y podíamos disfrutar de los templos para nosotros solos.

Angkor-Wat-10

Si bien es cierto que los templos son muy distintos entre sí, el estilo y el avance de la naturaleza se ve en casi todos. Razón por la cual no hace falta apretujarse en Ta Prohm.

El tercer día lo aprovechamos para recorrer y volver a los templos que más nos gustaron, tomar un picnic frente a los canales y pedalear tranquilos por los caminos de tierra colorada y árboles verdes.

Nuestra experiencia completa: Angkor Wat, donde habita el olvido

 

  • Consejos y recomendaciones para recorrer Angkor Wat

* Si bien la moneda de Camboya es el RIEL todos los precios están dolarizados (1 dólar = 4.000 riel). La moneda local sólo se usa para transacciones menores a un dólar, vendrían a ser monedas.

* Armarse de paciencia. Todos nos van a querer vender algo, todos nos van a invitar a sus restaurantes y todas las señoras nos van a gritar (literalmente) para que les compremos agua o ananá.

* Nosotros solíamos comprar comida para llevar a la mañana y lo comíamos al almuerzo. Es mucho más barato comprar en Siem Reap que en Angkor Wat. Lo único: hay que tener cuidado con los monos oportunistas.

* No se enojen con los chinos que empujan. En su país son muchos y para ellos es normal estar apretados y pasar a los codazos.

* Código de conducta y vestimenta: Al tratarse de un complejo de templos hay ciertas cuestiones a cuidar. Esta prohibido fumar en todo el complejo y también se recomienda una vestimenta adecuada. Para entrar a los templos es necesario tener los hombros y las piernas cubiertas. Tampoco se puede ingresar con gorros y/o gritando.

* Un buen dato para cuándo uno vuelve acalorado de los templos es el restaurant y hotel Pool and Palm. Tiene una súper pileta y se puede utilizar siempre y cuándo se consuma algo en el restaurant (precios accesibles).

Guía de viaje a Rusia: Datos y consejos

Última actualización 05/12/2015

Aclaraciones

  • La información recogida aquí se corresponde con nuestra visita al país durante el periodo de julio a octubre del 2015. En total estuvimos 3 meses en Rusia.
  • Todos los datos están basados en nuestra propia experiencia. De este modo, los precios son los que nosotros pagamos, y los trámites, los que nosotros mismos realizamos.

Esperamos que cumpla su objetivo: serle útil a futuros viajeros.
Cualquier duda, pregunta o comentario, no duden en hacerlo llegar.
¡Buen viaje y disfruten de Rusia!

Animarse

Un viaje comienza cuándo a uno se le cruza por la mente la simple idea de realizarlo. Y quizá ese es el momento más difícil del viaje: Animarse. Cruzar la barrera de los prejuicios y los miedos para tomar coraje para salir a conocer el mundo. El comienzo y fin de un viaje no se corresponde con la temporalidad de subir y bajar de un medio de transporte; el viaje nos va a acompañar. Pasará a formar parte de nosotros, y nosotros ya no seremos los mismos.

No miremos la realidad desde la comodidad de nuestro sillón, salgamos a conocerla y transformarla. El mundo no es un lugar tan peligroso como mucha gente nos quiere hacer creer. Más bien todo lo contrario; es hospitalario y amigable.

Moscu - Portada-1-2

Sobre Rusia

Cuando estábamos en Polonia y los Bálticos, a cada uno que le decíamos que queríamos ir a Rusia nos miraban como locos. Nos repetían una y otra vez que era peligroso, que hay tanques por todos lados y que la guerra es inminente. Mucho peor fue su reacción cuando le dijimos que querías cruzar el país haciendo dedo (autostop).

Siendo sinceros teníamos ciertas dudas sobre adentrarnos en Rusia y cruzar el país haciendo autostop. Las guerras y la propaganda norteamericana se ocuparon de llenar occidente de mitos y prejuicios infundados acerca del país más grande del mundo. Pero poco a poco fuimos derribando esos mitos y descubrimos en Rusia una de las culturas más hospitalarias del mundo.

Como siempre, es necesario desligar a la población de un país de las decisiones políticas que tomaron a lo largo de la historia.

Visa

Visa Rusia

Visa policy of Russia” Wikipedia – Own work. Licensed under CC BY-SA 3.0 via Commons.

Argentinos y gran parte de Sudamérica no necesita visa para entrar a Rusia. Disponemos de 90 días gratis y no necesitamos hacer ningún trámite previo. El tiempo de permanencia tiene la misma lógica que la zona Schengen, uno puede estar por un máximo de 90 días por cada período de 180 días. Entrando y saliendo todas las veces que se quiera.

Otras nacionalidades (casi todo el resto del mundo) deben tramitar un visado previo. El mismo se realiza en cualquier embajada/consulado o agencia de turismo habilitada. El valor dependerá del tiempo del visado y de la nacionalidad del interesado. Los requisitos suponen: pasajes de entrada y salida del país, cobertura médica y reservas de alojamiento. La visa estándar es de única entrada por lo cual no se puede salir y volver a entrar con la misma visa.

Registración

Antes de entrar a Rusia hablamos con la Embajada Argentina en aquel país. Nos dijeron que es necesario registrarse si uno se queda más de 10 días en el país, pero es algo que todo el tiempo cambia.

La registración no es mucho más que un papel, que los hostels y hoteles la suelen hacer automáticamente pidiendo los pasaportes. Si uno utiliza couchsurfig o se aloja en alguna casa de familia también es necesario registrarse. En este caso, hay que ir ante alguna división de migraciones cercana a donde se alojan.

La registración supuestamente es obligatoria y la exigen en la frontera.

Nosotros estuvimos tres meses en Rusia y cruzamos la frontera tres veces del país (primero en Kaliningrado, luego cruzamos a Kazajistán y volvimos a entrar a Rusia y finalmente de dejamos el país en el frontera con Mongolia). Ninguna de las tres veces nos pidieron las registraciones.

Leímos por ahí que la registración sólo se exigen a quienes requieren visa para entrar al país pero hablamos con algunos europeos que nos dijeron que tampoco se las pidieron. Quizá es una cuestión de suerte.

Vacunas y otros medicamentos

No hay vacunas ni recomendaciones necesarias para visitar Rusia.

Nosotros, igualmente, nos acercamos al Hospital Muniz (C.A.B.A.), al servicio de medicina al viajero. La cita es con turno previo (Uspallata 2272, Parque Patricios, C.A.B.A. Tel: 4304-8794) Allí contamos nuestro itinerario, tiempo de viaje y completamos una pequeña historia clínica, en base a eso nos recomendaron que vacunas y medicación era necesaria. En nuestro caso:

  • Polio (refuerzo)
  • Hepatitis A y B (refuerzo)
  • Antitetánica (refuerzo)
  • Rubeola
  • Rabia

También nos dieron consejos en relación a la alimentación y elementos necesarios para llevar el botiquín.

Moneda

La moneda es el Rublo (RUB). El valor de los billetes es de 50, 100, 500, 1.000 y 5.000. También hay monedas de 1, 5 o 10 rublos. Los centavos se llaman Kopeks pero son muy poco frecuentes.

Aquí van algunas conversiones para tener una idea (al 06/12/2015):

La relación rublo-dólar es de 1 USD → 68,05 RUB.

La relación rublo-euro es de 1 EUR  → 74,02 RUB.

Para ver la cotización actual xe.com

Es importante pensar como manejar las finanzas. Hay varias opciones:

  • Viajar con cheques viajeros. En todas las ciudades importantes hay casa de cambio que los aceptan. El tipo de cambio es apenas un poco más bajo.
  • Viajar con efectivo. Lo más fácil de cambiar son dólares o euros.
  • Sacar dinero vía cajeros automáticos o manejarse con tarjetas de crédito. Cajeros hay por todos lados.

Para nosotros lo más cómodo y simple fue ir sacando plata de cajeros automáticos a medida que el viaje va avanzando. En la mayoría de las ciudades y pueblos encontrarás uno y podes obtener rublos con tu tarjeta de crédito o débito. Esta opción fue la más segura y barata para nosotros. El inconveniente es que necesitas una cuenta bancaria o al menos una tarjeta a tu nombre.

El caso de Argentina es particular. Como la compra de divisas extranjeras no es sencilla nosotros sacamos adelantos con la tarjeta de crédito. Los cajeros nos daban directamente rupias y pagábamos en la moneda argentina. Terminábamos pagando  al dólar oficial + 35% AFIP + 3% interés mensual. Sigue siendo más barato y seguro que salir a buscar en el mercado paralelo. Los que pagan bienes personales o impuesto a las ganancias pueden deducir ese 35% de ahí.

En el caso de querer sacar adelantos con las tarjetas de crédito, primero hay que llamar a la tarjeta emisora para generarle el pin (la clave). Con eso ya se puede extraer. También te conviene hablar con el banco para ampliar el límite de adelantos, de esta forma se puede sacar más plata. Actualmente existe una disposición en Argentina que el monto máximo que se puede sacar por mes es USD 800.

Si optan por la tarjeta de crédito o débito, recuerden tener siempre una reserva de dinero en efectivo. Nos pasó de estar en pueblos sin cajeros o sin luz.

Lago Baikal - 12

Idioma

El idioma oficial es el ruso. Si bien hay unos poquísimos dialectos dentro del país todos hablan ruso, desde Kaliningrado hasta Vladivostok. En Rusia, como en otros países que estuvieron bajo la orbita soviética el alfabeto utilizado es el Cirílico.

Pensamos que el idioma iba a ser una gran barrera pero la mayoría de los jóvenes, sobretodo en las grandes ciudades y zonas turística, hablan ingles o español.

Al viajar a dedo y al salirnos de clásico recorrido por Rusia nos fue útil aprender algunas palabras en ruso. Imaginábamos el idioma mucho más difícil, pero si bien no es tan fácil, tampoco es imposible. Lo bueno del ruso es que cada letra tiene, por lo general, una única pronunciación. De este modo, con aprender el alfabeto cirílico uno ya puede leer carteles y manejarse muy bien con un libro de frases.

Igualmente, más allá de la utilidad del idioma siempre nos parece un lindo gesto aprender algunas palabras del país que visitamos.

Clima

Rusia es el país más grande del mundo, y cada región tiene sus particularidades. En el centro polar ártico las temperaturas en invierno puede alcanzar los -70 °C. En el Lago Baikal el invierno no supera los -40 °C. El lago se congela y se puede cruzar en auto.

En verano cambia totalmente y hace calor. Llega a los 30 °C. Y a los rusos les encanta estar al aire libre. Es muy común que acampen y se muevan haciendo autostop.

El país tiene encanto todo el año, y depende un poco de lo que se quiera hacer. Los rusos dicen que tienen 6 meses de invierno. De octubre a marzo. No tiene temporadas de lluvias, ni monzones ni nada parecido.

Pero no siempre uno puede acomodar las fechas de su viaje por lo cual no hay mejor remedio contra el frío que ropa térmica y un poco de vodka. Igualmente, en Moscú y San Petersburgo las temperaturas no son tan bajas (se parece más al invierno europeo). Por otro lado, en la zona de Cáucaso (entre el Mar Negro y el Mar Caspio) tampoco suele hacer frío en invierno.

En nuestro caso, tuvimos un clima perfecto ya que fuimos en otoño y encontramos todos los bosques amarillos pero nos quedaron las ganas de ver Siberia con nieve.

Tren Transiberiano -7

Presupuesto

Un viaje puede ser tan caro y tan barato como uno de desee y planee. En nuestro caso viajamos de un modo económico, al mejor estilo mochilero.

No realizamos excursiones pagas (nos las ingeniamos para realizarlas nosotros mismos) y solemos optar por transporte público antes que tomar un taxi o jeep privado.  Viajamos lento y de manera pausada. Solemos informarnos bastante sobre precios, distancias, medios de transporte o cualquier otra variable que intervenga.

Cuando más rápido uno quiere viajar y más destinos en menos tiempo quiere ver, se encarece mucho más el presupuesto Igualmente, Rusia es un destino barato, sobre todo con la fuerte devaluación que sufrió el rublo en el ultimo tiempo.

Un presupuesto muchilero promedio en Rusia puede un de 1.200 rublos diarios. Incluye alojamiento (baño privado), comida y transportes. Lo que da unos 20 dólares por día.

Este presupuesto se descompone en 3 cosas básicas. Comer, dormir y viajar:

  • La comida en Rusia es barata. Hay que comer dónde come la gente local, buscar lugares cerca de oficinas o universidades, buffets o tiendas de comida rápida. Por cada almuerzo o cena gastamos entre uno y tres dólares cada uno dependiendo de que pedíamos. Es más barato comer comida rusa que continental. A su vez, en casi todo Rusia el agua es potable siempre y cuando se filtre previamente. La mayoría de las casas viene equipada con un filtro. Razón por la cual prácticamente tampoco compramos agua.
  • El alojamiento depende mucho de qué tipo de viaje quieras hacer. En Rusia son muy comunes los hostels. Según la zona y la ciudad (no es lo mismo un hostel en San Petersburgo que en Omsk) puede variar entre los 600/1000 rublos (entre 10 y 15 USD por persona). Son muy limpios, cómodos y el personal suele hablar ingles.
  • En cuanto al transporte, la mejor manera de moverse y la más barata es el Tren Transiberiano. Hay varias clases y tipos de trenes (más rápidos, más lentos). Un trayecto de 2.000 kilómetros (en Siberia, desde Omsk a Irkust) demora 40 horas. En tercera clase con asientos literas costó 50 dólares. Pero también hay asientos y clases más caras. Lo bueno de los trenes nocturnos es que uno se ahorra la noche de alojamiento.

En nuestro caso, gastamos mucho menos de los 20 dólares que estimamos por día. No pagamos transporte al recorrer el país a dedo y de los 3 meses que estuvimos no pagamos una sola noche de alojamiento ya que hicimos couchsurfing y utilizamos la carpa.

Cada uno de los tres ítems del presupuesto se explican con más detalles aquí abajo:

Comidas

La comida rusa es muy contundente. Cuándo se come, se come bien. Por lo general no son tas comunes los platos aislados, sino los menús: sopa, ensalada, carne con verduras como plato principal, pan y té negro para acompañar.

En Rusia la comida es rica y barata y rara vez te quedas con hambre. Nosotros solíamos frecuentar los bufets dónde uno puede elegir que comer respetando la secuencia de sopa, ensalada y plato principal o pidiendo solamente uno de las opciones. Lo bueno de los bufets es que un ve la comida y al señalarla no hay dificultades idiomáticas.

También hay muchas panaderías dónde se pueda comprar porciones de pizzas, panes rellenos o cosas dulces para el postre.

Igualmente, el mejor lugar que encontramos para comer en Rusia (y esto es un secreto que mejor no revelar) fueron los supermercados. La gran mayoría venden comida casera por kilo. Los precios son muy baratos y la comida es de calidad.

Las casas de comida rápida nunca fallan.

Las casas de comida rápida nunca fallan.

Transporte

Teniendo en cuenta las distancias extensas entre un punto y otro en Rusia, lo mejor para trasladarse es, sin dudas, el tren. Es barato, cómodo, eficiente y el escenario ideal para que se desarrollan grandes charlas. Además, no estamos hablando de cualquier tren sino del mítico Tren Transiberiano.

Si están interesados en leer un poco más sobre el Tren Transiberiano, sus ramales, las clases, los tipos de boletos y los precios estimados les recomendamos leer esta guía especifica que armamos sobre el tren: GUIA DEL TREN TRANSIBERIANO, DATOS Y CONSEJOS.

Tren Transiberiano Rusia-6

Igualmente, nos confesamos, nosotros hicimos la mayoría de nuestro viaje por Rusia a dedo (autostop) y fue una decisión acertada. No solo que fue facilísimo, sino que fue muy gratificante ya que conocimos una Rusia totalmente desconocida y hospitalaria. Creo que fue por todas las buenas experiencias que tuvimos hacienda dedo que Rusia pasó a ser uno de nuestros países favoritos.Curiosidades-8

Alojamiento

Si uno planea hacer la ruta del Tran Siberiano las paradas ya están definidas por las guías de viaje. En cada una de estas ciudades van a encontras hostels o hoteles de todas las gamas y presupuesto. Un hostel promedio puede estar rondando los 10 USD, los hoteles comienzan en los 50/60 USD. Mucho nos advirtieron de que en Rusia el alojamiento es muy caro, pero no nos pareció muy distinto a Europa del Este. Conocimos muchos viajeros que utilizaban AirB&b para alojarse.

Cómo dijimos antes, de los 90 días que estuvimos en Rusia nunca pagamos alojamiento. Utilizamos Couchsurfing (una red que contacta a viajeros con locales dispuestos a alojarnos por algunas noches) y en Rusia se ponen muy contentos cuándo alguien los contacta y también utilizamos mucho la carpa. Más allá de las condiciones climáticas en Rusia se puede acampar en cualquier lado por libre. No existe el concepto de tierras privadas, por lo cual cerca de los lagos, en el bosque, cerca de la ruta si te encontró la noche mientras esperabas algún lado, en cualquier lugar siempre se puede acampar. Es importarte buscar un buen lugar y si hay alguna casa cerca, preguntar primero.

Kaliningrado -3

El tercer modo que utilizamos para alojarnos fue intercambiar trabajo con algunos hostels.

Conexión a internet

En la gran mayoría de las ciudades (grandes y pequeñas) hay conexión a internet. Incluso muchos shoppings y restaurants tienen wifi. Las cadenas de comida rápida tienen wifi abierto.

Lo mejor: el subte de Moscú tiene wifi abierta. Sólo hay que registrarse previamente.

Si van a estar varias semanas recorriendo el país lo más útil puede ser comprar un chip con plan de datos. Son baratos y fáciles de obtener.

Recomendaciones y consejos

Informales:

  • Interiorizate: Rusia es, por lejos, el país más grande del mundo y con una historia muy complicada e intesante. Trata de llegar a Rusia conociendo algo. A los rusos les interesa conocer como el mundo los ve sobre todo por la mala prensa que occidente les hace a diario. La situación política es una pregunta obligada.
  • Planifica: Un viaje sale mejor cuando uno lo planifica. No somos partidarios de un viaje plenamente organizado, con reservas y un itinerario definido. Somos partidarios de que el viaje se vaya armando a sí mismo, pero eso no quita que uno planifique alguito. Mira un mapa, que lugares te gustaría conocer, porque, que te quedan de paso, arma un posible recorrido. Tener en cuenta tu presupuesto, tus gustos y tus ganas.
  • Dejá los prejuicios en casa, en serio. Les compartimos algunos de los mitos y curiosas que fuimos encontrando y derribando conforme avanzamos con el viaje. Se van a sorprender del pueblo ruso: MITOS Y CURIOSIDADES SOBRE RUSIA.

Formales:

  • ¿Conviene viajar con seguro médico?: No lo sabemos, pero nosotros igual nos sacamos uno. Seguramente no lo uses pero por las dudas… Mejor tenerlo y no usarlo, a necesitarlo y no tenerlo. Hay muchas ofertas y promociones, 2×1, descuentos. Les recomendamos que chequeen posibles cotizaciones y tipos de coberturas en Asegura tu viaje. Además, si necesitan tramitar la visa de Rusia, el seguro médico es obligatorio.
  • Informate: sobre el clima, la situación política y social de los destinos que quieras visitar. Rusia está atravesada por distintos conflictos territoriales, políticos y sociales. Lee el diario, busca en internet, preguntale a la gente local. Sabiendo quizá evitaras pasar por algún mal momento.
  • Rusia es un país seguro, no existe la inseguridad ni los robos. No existen, en parte, porque la policía esta todo el tiempo y a todo momento rondando por ahí. Por lo cual esta atento a tener ciertas precauciones. A nosotros casi nos multan por cruzar un semáforo en rojo corriendo, a un argentino lo detuvieron por tener marihuana en su auto. Anda con tranquilo, pero con cuidado.

Lecturas y películas recomendadas:

Un buen modo de conocer la cultura rusa es a través de sus libros y películas. Nosotros somos más de leer que del cine, pero igualmente acá van algunas recomendaciones.

Películas:

  • Dr. Zhivago es un gran clásico. Es una película vieja, lenta y larga pero que logra trasmitir esa transición entre la época soviética a la Rusia soviética, con los rojos, los blancos y las persecuciones propias de la época.
  • Leviathan: Ganadora de un premio Oscar como mejor película extranjera es una cachetada al corazón. Es una película dura, pero muy interesante.

Libros:

  • “El maestro y Margarita” de Mijaíl Bulgákov es un clásico de la literatura rusa. Una obra que estuvo prohibida. La novela trata de la llegada a Moscú del diablo (una versión italiana de él) y sus acompañantes.
  • Dostoievski no es un libro, son varios. Leer sus cuentos o noveles te transporta a las ciudades rusas y al pasado. Al caminar por San Petersburgo reconocimos algunos lugares de los que él habla en Crimen y castigo.
  • “El Imperio” de Ryszard Kapuscinsky es uno de sus últimos libros donde recorre la Unión Soviética en sus últimos días. Con su impronta periodística y su mirada crítica muestra una faceta no conocida del último imperio.
  • “Diez días que estremecieron el mundo” es el libro de John Reed, un estadounidense, dónde narra los días previos a la revolución, clave para terminar de entender como se llega a ese momento.

Itinerario

Si quieren conocer los lugares dónde estuvimos por Rusia, pueden leer nuestro itinerario y resumen del país: ITINERARIO DE RUSIA

Rusia – Itinerario

Aclaración: Este fue nuestro itinerario por Rusia. Quizá sirva para sacar ideas o inspirarse un poco más sobre este gran país. Si estás planificando un viaje a Rusia, te recomendamos empezar por nuestra GUIA DE VIAJE A RUSIA.

***

Casi noventa días fue lo que estuvimos en Rusia. Desde el oeste avanzamos lo más al este que pudimos.

Comenzamos en Kaliningrado y terminamos en Ulan Ude. Nos hubiese gustado ver mucho más, adentrarnos en Kamchatka y llegar hasta Vladivostok pero el invierno y el tiempo de visa hicieron que quedaran para un segundo momento.

Mientras preparamos la vuelta, les compartimos nuestro periplo ruso. País que cruzamos a dedo y del cual quedamos gratamente sorprendidos.

  • Kaliningrado

Nuestro encuentro con Rusia comenzó en las orillas del Mar Báltico. En Kaliningrado, ese pequeño enclave ruso entre Polonia y Lituana.

Nos hablaron muy mal de Kaliningrado, en internet no hay información y todos los que nos cruzábamos nos decían que sólo habían tanques militares y que íbamos a terminar como prisioneros de Putin.

Nada más alejado de la realidad. Kaliningrado fue el primer mito que derribamos sobre Rusia y sobre los rusos.

Nuestro post: Lo esencial de Kalliningrado

  • San Petersburgo

San Petersburgo no tiene mucho que ver con el resto del país. Es la capital cultural y cosmopolita del país. Es la Rusia europea y zarista dónde se gestó la famosa Revolución de Octubre. Es una de nuestras ciudades favoritas, quizá por que en más de un café creímos ver a Dostoievski haciéndonos señas para tomar algo juntos.

Nuestro post: San Petersburgo, ciudad imperial

  • Veliky Novgorov

¿Fue un acierto haber ido? Fue de los pocos lugares de Rusia que nos dejaron gusto a poco. Es una buena parada entre San Petersburgo y Moscú, eso es seguro. Es la ciudad del primer Kremlin y una de las más antiguas de Rusia, pero nosotros no pudimos encontrarle un sentido. Pero capaz que ustedes lo logran!

Nuestro post: Veliky Novgorov y sus habitantes

  • Moscú

Rusia nos venía gustando, y en Moscú nos terminó de enamorar. Moscú es por lejos una de las capitales más superpobladas y con más identidad propia. Los moscovitas son personajes interesantes.

El gran Kremlin, las catedrales, el metro… Moscú es la Rusia del imaginario popular y mucho más. El único problema son sus extrañas escaleras.

Nuestro post: Moscú, escaleras del tiempo

  • Vladimir

Vladimir es una de las tantas ciudades que conforman el anillo dorado (Golden Ring). Una suerte de circuito que une ciudades antiguas con catedrales, iglesias y Kremlins de antaño.

Es turístico, es cierto, pero vale la pena meterse en alguno de todos estos pueblitos. Nosotros visitamos Vladimir y fuimos por el día a Suzdal.

Nuestro post: Esos seres extraños en Vladimir y Suzdal

  • Kazán

Es la capital de la República de Tartastán. Tierra de tártaros, de rusos ortodoxos y de rusos musulmanes.

Acá la cultura y las costumbres son otras, incluso el dialecto tártaro marca una diferencia con el resto de Rusia. La gran mezquita le da el aire justo para hacer de Kazán una de nuestras ciudades favoritas.

Nuestro post: Kazán, tierra de tártaros

  • Náberezhnye Chelny

Cuándo llegamos a Chelny nos dimos cuenta que éramos de los pocos turistas que lo hacen. Es cierto, la ciudad no tiene atractivos turísticos salvo su gente y su cartografía soviética.

Chelny es una de las tantas ciudades que los soviéticos montaron a partir de la necesidad de industrias y edificaciones.

Nuestro post: Cartografía de una ciudad soviética

  • Perm

Al igual que Chelny fue otra de las paradas obligadas por intentar recorrer el país más grande del mundo a dedo. Fueron paradas para descansar pero terminaron siendo grandes aciertos. Nos permitieron conocer otra cara del país, de ciudades industriales y de gente por demás amable.

  • Ekaterimburgo

La ciudad de la sangre derramada. Acá Rusia zarista llegó a su punto final, ya que fue en Ekaterimburgo dónde fue asesinado el último zar junto a toda su familia. Monumentos y mitos sobre Anastasia envuelven toda la ciudad.

Un detalles: Ekaterimburgo está cruzando los montes Urales, es decir, es parte de Asia.

Nuestro post: Ekaterimburgo y la sangre derramada

  • Astaná – Kazajistán

En Ekaterimburgo decidimos traicionar a Rusia por unos días y cruzarnos a Kazajistán para conocer Astaná, su nueva y renovada capital que fue creciendo al ritmo de los barriles de petróleo en el último año.

Aprovechamos que no necesitábamos visa para Kazajistán y nos fuimos por una semana. Volvimos a entrar a Rusia por Omsk.

Nuestro post: Astaná, ciudad de contrastes

  • Omsk

¡Bienvenidos a Siberia! Omsk es una de las ciudades más grandes de Siberia. Ciudad con edificios soviético, iglesias ortodoxas y unas casco histórico que se presta para caminar de una punta a la otra.

  • Irkutsk

Ahora si, llegamos al corazón de Siberia y hace frío por más que aún sea verano. Estamos una de las zonas más despobladas del mundo. Irkutsk es una pintoresca ciudad que se recorre caminando a orillas del río Angará. Pero su fama se debe a la cercanía del Lago Baikal.

Nuestro post: Lo sagrado del Lago Baikal

  • Lago Baikal

Es el lago más profundo del mundo y conserva un 20% de las reservas de agua dulce del planeta. Es importante, es enorme y los paisajes son únicos.

Nos hizo sentir chiquitos y minúsculos. Nos encantó. Tanto que fuimos cuatro veces en total y cada vez de un modo distintos.

Nuestro post: Cuatro formas de conocer el Lago Baikal

  • Ulan Ude

Rusia se esta acabando. Ya cruzamos más de 6.000 km desde Kaliningrado y lo cierto es que Ulan Ude poco tiene que ver con San Petersburgo. Si no fuera por la gran cabeza de Lenin dudaríamos si seguíamos en Rusia o si ya estábamos más cerca de Mongolia.

Ulan Ude es la capital de la República de Buriatia, tierra de nómades de antaño. El dialecto buriata es más cercano al mongol que al ruso, una de las tantas pruebas de que las fronteras son por sobre todo culturales.

  • Ulan Bator – Mongolia

De Ulan Ude cruzamos a Ulan Bator, capital de Mongolia. Quizá el sinsabor de la llegada a Mongolia estaba teñido de la nostalgia de dejar atrás un gran país y una gran cultura como Rusia.

Nuestro post: Mongolia I, la llegada

Cuatro formas de visitar el Lago Baikal

El Lago Baikal es el corazón de Siberia y es, también, una de las paradas más visitadas al viajar por Rusia y en el mítico Tren Transiberiano.

Es uno de los lagos más grande del mundo (su superficie supera los 30.000 km²) y sin dudas, el más profundo (llega a los 1.680 metros de profundidad). El Lago Baikal conserva una reserva del 20% de agua dulce del planeta. Dicen que si se esparce su agua sobre la tierra, todo quedaría unos 20 cm cubiertos. Sus aguas son cristalizas y en invierno, se transforman en enormes bloques de hielo por dónde circulan autos y camionetas.

Lago Baikal II -9

Pero no son sus gigantescas dimensiones lo más impresionante. Lo hermoso del lago son todos los paisajes que allí conviven y la energía chamánica que se respira.

Dada la extensión del Lago Baikal uno lo puede conocer de varias maneras. Le vamos a describir cuatro formas de visitar el lago partiendo de la ciudad de Irkutsk (también se puede ir al lado este, partiendo de Ulan Ude). Algunas son las clásicas visitas al lago y otras son muy poco conocidas:

I – Listvyanka

Es el punto de más fácil acceso desde la ciudad de Irkutsk. A tan solo una hora en transporte público uno ya puede estar mojándose los pies en el Lago Baikal.

Si bien Listvyanka es una ciudad pequeña que creció a la orillas del lago, no deja de ser un lugar hiper explotado turísticamente (sobre todo en verano).

Lago Baikal II -1

Lago Baikal II -2

La costa está llena de cafés, restaurants y puestos de pescados ahumado. La playa está llena de mesas de madera que se alquilan y el lago, lleno de barcos pesqueros y turísticos.

Muchos viajeros van por el día, otros se quedan a dormir allá. Nuestra sensación fue de que no había mucho para hacer salvo caminar de una punta a otra del pueblo, probar el Omul (pescado ahumado que sólo crece en ese lago) con una cerveza fría y ponerse a leer.

Lago Baikal II -3

Seguramente en verano, y al poder bañarse uno en el lago, todo es mucho más entretenido.

¿Cómo llegar?

Muchos hostels y hoteles venden el transfer a Listvyanka (el valor es más elevado que en transporte público pero el servicio es puerta a puerta). También se puede ir por cuenta propia. Tanto desde la estaciones de autobuses cómo enfrente de la misma salen kombis a Listvyanka. Las de la estaciones de autobuses salen cada una hora, las privadas salen una vez que la kombi se llenó.

El valor de ambas es de 110 rublos. La duración es de una hora.

También se puede llegar muy facilmente a dedo (autostop).

II – Isla Olkhon

Si uno quiere adentrarse en la magia de Lago Baikal y el chamanismo, la isla Olkhon va a ser una parada obligada.

Lago Baikal - 7

Lago Baikal - 5

Si Listvyanka nos pareció un pueblo turístico y costero, la isla es un desierto a orillas de un lago.

Olkhon es una de las islas lacustres más grande del mundo (estamos en Rusia, todo es enorme) y también, una de las más despobladas. El pueblo más grande de la isla es Khuzhir y ahí es dónde llegan todos los viajeros.

Lago Baikal II -5

Khuzhir no es un pueblo grande, no tiene calles asfaltadas sino una única calle principal dónde hay algunos minimercados, tiendas de souvenirs, cafés y restaurant. El pueblo se recorre caminando.

Además de visitar y caminar la costa, nosotros pasamos mucho tiempo en ”Shamanka rock”. Es el icono más emblemático de la isla dónde se respira tranquilidad y energía chamánica. Quizá porque era temporada baja y no había mucha gente pero a nosotros nos encantó este lugar. Pasamos horas leyendo y contemplando la inmensidad del lago.

Lago Baikal - 3

Además de Khuzhir hay otros pueblitos en la isla. Una buena opción para conocerlos y recorrer la isla es alquilar bicicletas por el día. Sino, la mayoría de los hoteles y hostels vender tour por la isla. Nosotros no tomamos ninguno, nos conformamos con caminar de un lado para otro, fotografiando las casas típicas de madera y el viejo puerto.

Lago Baikal II -4

Lo único negativo es que la isla no cuenta con un sistema de recolección de residuos por lo cual suele haber basura por todos lados.

¿Cómo llegar?

Muchos hostels y hoteles venden el transfer a Olkhon (el valor es de 800 rublos, es más elevado que en transporte público pero el servicio es puerta a puerta,). Pero también se puede ir por cuenta propia. De la estaciones de autobuses salen kombis a Olkhon, el valor es de 560 rublos (el equipaje ya está incluido en el valor).

Los horarios son a las 9:30/11:30/15:00. El viaje es largo e incómodo ya que no todo el camino está asfaltado. Nosotros demoramos unas 6 horas con una parada para comer e ir al baño. Para cruzar a la isla hay que subirse a un ferry, el cual también está incluido en el boleto.

Para volver uno puede contratar el servicio puerta-puerta que sale todos los días a las 10 am o tomarse la mini-van pública que sale a las 9 am. Para ambos casos es necesaria la reserva previa ya que sólo hay un servicio al día.

Nuestro plan inicial fue ir a dedo (autostop) pero lo cierto es no es una ruta transitada fuera de la temporada. Son muy pocos los autos particulares que circulan al día desde y hacia la isla, hacerlo a dedo puede requerir demasiado tiempo. Tal vez en verano sea más fácil.

¿Dónde dormir?

Kuzhir está lleno de guest-house, hostels y hoteles. La mayoría ofrece un servicio de homestay (alojamiento más las tres comidas). Los precios varían del tipo de habitación, la temporada y la fama del lugar. También, al igual que en toda Rusia, es posible acampar en la isla.

El servicio de wifi y agua caliente es limitado (la isla cuenta con electricidad desde hace menos de 10 años).

Algo muy común en la isla son los “Banyas”, una suerte de sauna ruso. Vale la pena la experiencia! Eso si, después del sauna hay que ir corriendo al lago y darse un chapuzón de agua helada.

Los saunas rusos de madera

Los saunas rusos de madera

III -Slyudyanka

Es la que más lejos está de Irkutsk (a unas 3 horas en tren) pero no por ello la menos bonita. Slyudyanka es un pequeño pueblo a orillas del lago. A diferencia de los otros pueblos por acá pasan las vías del Tren Transiberiano. Son muchos los que hacen una parada aquí. Sea por el día o pasando la noche.

Tren Transiberiano Rusia-8

Lo curioso de Slyudyanka es que es justo la punta inferior del lago, es decir, su punto más austral. Alrededor de la ciudad, además del lago, hay muchísimos bosques y senderos para caminar. Nosotros visitamos el lago en otoño por lo cual todo está teñido de color amarillo.

¿Cómo llegar?

Si uno está recorriendo Rusia con el Tren Transiberiano en el trayecto Irkutsk – Ulan Ude, se puede realizar una parada intermedia en Slyudyanka.

Si uno quiere ir específicamente desde Irkutsk puede tomarse un tren local desde la estaciones de trenes. El mismo demora 3 horas y cuesta 105 rublos. Lo lindo de llegar en tren son las increíbles vistas que tenemos por la ventana. Vamos a cruzar muchísimas dachas (casas de campo rusas), a la izquierda vamos a tener el lago y por la derecha infinitos bosques.

IV – Angasolka

Esta es nuestra favorita, no vamos a negarlo, pero también la más complicada (tampoco tanto). Les recomendamos llevarse su comida y sentarse en unas mesas que se encuentran al lado del lago. Desde ahí logramos ver alguna que otra Nerpa, una foca que sólo existe en el Lago Baikal. Lo lindo de Angasolka es la tranquilidad. Estuvimos todo un día caminando por las vías del tren a la orilla del río, sólo vimos un tren pasar y una nena que salió corriendo de una casa para venir a saludarnos.

Lago Baikal II -10

¿Cómo llegar?

Hay que tomarse el tren local que va de Irkutsk a Sluydyanka y bajar en Temnaya pad (Тёмная Падь). Desde ahí hay que seguir el sentido del tren y agarrar un camino que baja a la izquierda. Luego de caminar alrededor de una hora por el medio de un bosque se llega a Angasolka. Es un lugar muy tranquilo de unas pocas casas. No hay calles, sólo las vías del tren. Desde ahí se puede caminar para el norte del lago siguiendo el curso de las vías. Cruzando túneles y con espectaculares vistas.

Lago Baikal II -8

También se puede llegar a dedo (autostop) y debemos confesar, fue uno de los lugares dónde esperamos menos y con las mejores vistas.

¿Dónde dormir?

En Angasolka hay un hostel dónde se pueden quedar (si van fuera de temporada verifiquen si está abierto) o pueden poner la carpa en cualquier lado. Al costado del lago hay lugares que están preparados para eso, con mesas y un lugar delimitado para prender un fuego.

 Lago Baikal II -7

Dicho esto, ahora sólo nos queda desearle un buen viaje y que disfruten del Lago Baikal. Si conocen algún otro modo de acceder al lago, nos gustaría conocerlo!

Guía del tren transiberiano: Datos y consejos

 

[Última actualización – Octubre 2015]

En épocas de globalización, blogs de viajes y redes sociales los destinos exóticos se convirtieron más frecuentes y ya no es tan extraño conocer a alguien que se adentró en África, recorrió la ruta de la seda o se tomó el mítico tren transiberiano.

Debemos reconocerlo, nos sorprendió la cantidad de turistas que nos cruzamos que vinieron a Rusia específicamente por el tren. Estando a punto de cruzar a Mongolia y nos damos cuenta de que sí vale la pena.

Tren Transiberiano -7


¿Qué es?

Es el servicio ferroviario más largo del mundo, desde Moscú hasta Vladivostok, en las orillas del Mar de Japón. En total son 9288 kilómetros. Atraviesa 8 husos horarios. Para que se den una idea, es mayor la diferencia horaria entre Vladivostok y Moscú, que entre Buenos Aires y Madrid. Y estamos hablando de un mismo país.

Este tren fue la consecuencia del sueño zarista de tener un puerto en el pacífico. Para lograrlo a principio del siglo XX construyeron todos estos kilómetros de ruta. Hoy es el principal medio de transporte para muchos rusos, que a diferencia de los turistas lo usan para cosas habituales como visitar a la familia, o ir a estudiar.

Tren Transiberiano -8

El encanto del tren se ve desde las ventanillas: cruza ciudades soviéticas, pueblos de Siberia y el hermoso y profundo Lago Baikal. Pero la verdadera vida del tren ocurre adentro, en las charlas espontaneas que se dan entre los miles de pasajeros y en las paradas rápidas en las inmensas y soviéticas estaciones.

Tren Transiberiano -9


Rutas

No existe una sola ruta de transiberiano, sino varias:

  • La original es la que va desde Moscú a Vladivostok, atravesando toda Rusia. Según la velocidad del tren demora entre 8 a 10 días.
  • La más popular para los turistas es que transmongoliana. Que va desde Moscú a Beijing cruzando Mongolia. A diferencia del anterior, este tren una vez que llega a la ciudad de Ulan-Ule (cerca de lago Baikal) se desvia hacia el sur y no hacia el este.
  • Una de las menos conocidas, pero que sin dudas tiene mucho encanto es la transmanchuriana. Que va desde Moscú a Beijing atravesando Manchuria. Con una parada en la curiosa ciudad de Harbin.
  • La cuarta y última en construirse es la ruta Baikal-Amur. Que antes del lago Baikal se separa de la linea del transbieriano y sigue su recorrido un poco más al norte hasta llegar al océano pacífico.

transiberiano-1

El trayecto que la mayoría de la gente realiza es Moscú – Kazán – Ekaterimburgo – Irkutsk – Ulan Bator – Beijing.


Es posible por cuenta propia

Muchos tienen la idea de Rusia como un país complicado y con gente poco amable. Nada más lejano de la realidad. Los rusos son muy simpáticos y siempre tratan de ayudar a uno. Salvo un grupo de ingleses y estadounidenses que vimos en San Petersburgo, todos los viajeros con los que nos cruzamos lo hacían por cuenta propia. No hace falta una agencia turística ni guía. Además, la gran ventaja de viajar por tu cuenta es poder modificar el itinerario a tu antojo.

Tampoco existe un pase global, como el de interrail en Europa. Uno debe comprar pasajes para cada tramo del tren que desea hacer.

Los pasajes se pueden comprar directamente en las estaciones de tren, en agencias, en los hostels y hoteles (con una comisión de por medio) o por internet.

Tren Transiberiano -4


Clases

A grandes rasgos las clases son 3:

  • Platzkart (плацкарт) o tercera clase: Es la más económica de todas, por ende la más popular y dónde ocurren las historias más divertidas. El vagón no tiene separaciones. Por cada sector hay 6 camas. 4 de un lado (con alguna mesa) y separada por el pasillo las otras dos.
  • Kupe (купе) o segunda clase: El vagón está dividido en compartimentos. Cada uno con 4 camas. El compartimiento tiene una puerta. La mayoría de los viajeros que nos cruzamos viajaban en esta clase
  • Spalny Vagon (Спальный вагон) o primera clase: Igual que en la segunda clase el vagón está dividido en compartimientos, pero estos son para dos personas. 
Así es la tercera clase

Así es la tercera clase


Numeración de los trenes

Uno puede identificar la velocidad y calidad del tren por el número. Cuando más bajo más rápido, y por lo general más nuevos. Hay 3 grandes grupos

  • Los números mayores de 170 se llaman trenes de pasajeros, son los más lentos y suelen tener más paradas.
  • Del 1 al 170 son los trenes rápidos, los más utilizados para recorrer largas distancias.
  • Hay algunos trenes que tiene nombre, como por ejemplo el famoso “Rossiya” que va de Moscú a Vladivostok. Su precio suele ser mucho más caro.

Tren Transiberiano -3


 

Precios

Pueden verificar los precios en está pagina (es la pagina de los trenes rusos, no es ninguna agencia) http://pass.rzd.ru/timetable/public/en y también ahí se pueden comprar.

Para que se den una idea. De Moscú a Vladivostok el tren “Rossiya” tarda 143 horas, y vale 11577 rublos (178 USD) en tercera clase, 18546 rublos (285 USD) en segunda y 36631 rublos (563 USD) en primera.

Pero el tren 100 que hace el mismo trayecto tarda 163 horas y cuesta 7760 rublos (120 USD) en tercera clase y 12916 rublos (199 USD) en segunda.

En la página puede verificar varios trayectos. Tengan en cuenta que los precios varían según la fecha y la demanda.


Consejos

  • Todos los trenes tiene un vagón comedor dónde se puede comprar comida y cada dos horas suele pasar una señora vendiendo galletitas, bebidas, saquitos de té y algún que otro snack.
Se armo el picnic...

Se armó el picnic…

  • Todos los vagones tiene baño con papel higiénico.
  • Todos los vagones tiene un dispenser de agua caliente. Para nosotros fue muy útil ya que podíamos hacer un café o un té y resolvimos varios comidas con sopas o puré instantáneo (ambos requieren agua caliente solamente). Si bien en los vagones hay tazas es más fácil si uno se lleva su cubiertos y tazas. A nosotros nos fue muy útil también llevarnos galletitas, pan, queso y algún que otro embutido.
  • En las estaciones de tren también se puede comprar comida.
  • A su vez, cada vagón tiene un/una provodnitsa que se ocupa de la limpieza del vagón y de chequear que todos los pasajeros bajen dónde tienen que bajar. También reparten el juego de sabanas que cada uno tiene necesit para su cama. Un mínimo de inglés suelen hablar.
Los encargados del vagón.

Los encargados del vagón.

  • Aprender algunas palabras de ruso y poder leer el alfabeto cirílico es necesario, sobre todo para leer los carteles y los nombres de la estación.
  • En cada vagón figura el itinerario del tren y el tiempo de la parada en cada estación. En las grandes ciudades suele detenerse entre 30 y 60 minutos. Es un buen momento para bajarse del tren y aprovechar a comprar comida o descansar las piernas.
A la hora 22 del viaje...

A la hora 22 del viaje…


Importante

Todos los trenes están en hora Moscú. Es el modo más fácil de organizar un país que tiene tantísimos usos horarios.


Visas

La mayoría de los países sudamericanos no necesitan visa para Rusia. Tenemos 90 días cada 180 (igual que en la zona Schengen)

Mongolia, durante el 2015, sacó las visas para varios países, entre esos se encuentra Argentina, Brasil, Chile, España y Uruguay. En total son 30 días

La mayoría de los países necesitan visa para China. Se puede tramitar en tu país de origen (en el caso de Argentina es más barato) o bien se puede hacer en Ulan Ude o Moscú. El costo en estos casos es de 30 USD por un mes (única entrada).


Nuestra experiencia

 

Nuestro viaje en Rusia comenzó en Kaliningrado y finalizo en Ulan Ude. En total fueron 6.930 km. La gran mayoría lo realizamos a dedo (autoestop). Hicimos solamente unos 2.500 km en tren, ya que no queríamos irnos sin habernos subido al mítico tren Transiberiano. Nuestro viaje a dedo será parte de otra historia.

Nuestro itinerario:

KaliningradoSan PetersburgoVeliky NovgorodMoscú Vladimir – Sudzal – Kazán – Chelny – Perm – Ekaterimburgo – Omsk – Irkutsk – Olkhon (Lago Baikal) – Ulan Ude. En el medio, realizamos una visita por la capital y el norte de Kazajistán.

Les compartimos la crónica que escribimos sobre nuestras 40 horas en el Tren Transiberiano

***

Esta guía la armamos en base a nuestra experiencia. Estuvimos viajando dos meses por Rusia entre Agosto y Octubre del 2015.

Seguramente nos quedó algo en el tintero. Si tienen alguna duda o quieren agregar algo más, no duden en comentar!